Edición Anterior: 4 de Mayo de 2014
Edición impresa // La Ciudad
ESCENARIO POLITICO. La TEO no se toca en una coyuntura complicada por los aumentos
Sueldos políticos, unitarios y federales, la puja académica y la lógica del poder
El gasto político nuevamente en debate. El costo de la Legislatura, en la Nación, y las propuestas para bajarlo. La interna ministerial. La gratuidad en el boleto estudiantil es todo un tema para la Comuna. El aumento del boleto en un momento de ajuste nacional.
Cacho Fernández

[email protected]

Días atrás, el politólogo Julio Bárbaro sostenía que "un país en el que la clase política cobra mucho más que quienes producen, es un país mafioso". Esto viene a cuento por lo que publicó el diario La Nación en su edición de ayer. Según el matutino, la Legislatura provincial maneja un presupuesto de 2.191 millones de pesos al año, lo que representa un gasto de 16 millones al año por cada legislador. Además, para ambas cámaras este año hubo un incremento del 30 por ciento en los gastos respecto de 2013.

Habla también de que cada legislador maneja entre 235.000 y 500.000 pesos al año para becas o subsidios, y agrega que estas sumas van directamente sin controles. Esto, aparte de lo que disponen para nombramientos de empleados, que promedian unos 200.000 pesos.

Apunta además que el presupuesto de la Legislatura bonaerense es nueve veces superior al de Córdoba, tres veces mayor al de Santa Fe y el doble de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Es decir, agrega la nota, que sólo es superado por el Congreso Nacional.

Entre otras cosas, da otros detalles como que la Cámara de Diputados de la Provincia maneja un presupuesto de 1.252 millones de pesos para 92 legisladores, y el Senado distribuye 939 millones de pesos entre sus 46 miembros. En tanto que el Senado se fijó una suba del 28,8% respecto de los 728 millones de 2013, todo ello sin debate y en "una votación exprés". En este punto se pusieron de acuerdo todos. Y da otros números que caracterizan al sector legislativo como una clase privilegiada, como una suerte de nueva nobleza argentina.

La política debe ser una profesión, por lo tanto, el político debe vivir de ese trabajo que se emparenta mucho con la vocación, aunque en algunos casos. Pero lo ideal, según Max Weber es "vivir por y para", y no "vivir de la política" y muchas veces enriquecerse aprovechando los puestos de privilegio que se ocupan que les facilita el acceso a información también privilegiada. En los albores de este país, los políticos, caso Manuel Belgrano o San Martín u otros, entraban ricos o con un buen pasar a la política y se retiraban sumamente pobres. Por ejemplo, Belgrano debió pedir plata prestada en Córdoba para poder llegar a Buenos Aires, cuando ya estaba totalmente enfermo. San Martín terminó sus días confinado en Boulogne Sur Mer viviendo de una pensión otorgada por el gobierno chileno en agradecimiento de su proeza libertadora. Hoy, en cambio, quien más quien menos, se retira mejor, y a veces mucho mejor económicamente de cuando entró. Sin necesidad de ir muy atrás, Elpidio González, el vicepresidente de Alvear, terminó vendiendo ballenitas y anilinas Colibrí, y Luis Zamora hizo algo parecido, pero con libros. Sin llegar a tanto elocuencia de austeridad, se puede entrar y salir más o menos con similar patrimonio de la política.

Pero también de lo sindical. Son contados los casos en los que un dirigente gremial termina su mandato y se vuelve a su casa o continúa con los mismos bienes (fundamentalmente en lo nacional, aunque pueden haber dirigentes locales que no podrían justificar su crecimiento patrimonial y hasta su mutación de clase social, por ejemplo).

La Presidenta justificó en Harvard su crecimiento patrimonial en que había sido "una exitosa abogada y Presidenta". No se le conoce prácticamente ningún ejercicio de su profesión y lo otro es poco menos que un pecado, porque lo que dijo implica que se enriqueció con la política y con su función. Y siguen los casos. La política es una actividad hermosa, loable, siempre y cuando se la conciba como un servicio y no una manera de "hacerse la América", esto es, enriquecerse fácil y aceleradamente.

Esto tiene que ver claramente con la ética individual, pero también con una cuestión estructural, al menos en lo legislativo. Quien se involucró fuertemente con este tema fue Carlos "Chacho" Alvarez, durante la segunda mitad de los años 90 pero hasta que fue parte del Gobierno. En ese momento se olvidó de todo lo que había propuesto. El analizaba que en las legislaturas provinciales había una sobrerrepresentación, por lo tanto proponía eliminar los senados porque la gente, decía, ya estaba representada proporcionalmente por los diputados.

El objetivo era el de achicar el gasto puramente político-partidario para no tener que tocar el del Estado, pero el que llega a la gente. Luego Adolfo Rodríguez Saá propuso dividir al país en 6 regiones con sus legislaturas completas. Creo que Chacho Alvarez brindaba también esa alternativa. Ambas ideas no eran malas, pero todo quedó en la nada. La corporación política les saltó a ambos en la yugular y ambas propuestas (que fueron teóricas, nada más) cruzaron el Leteo de la política y quedaron irremediablemente en el olvido. De todos modos, alguna vez habrá que volver a pensarlas, así como se tendrá que evaluar si una provincia como la de Buenos Aires puede llegar a ser viable sea por su vasto territorio como por su centralización.

El verso del federalismo

Es que la centralización es la lógica tal vez universal del poder, sólo que en la Argentina se potencia por su fragilidad institucional. El federalismo, aun con Juan Manuel de Rosas, fue un verso más, una pantomima más de un unitarismo disfrazado de descentralización. La referencia de un centro geopolítico en pos de una unidad territorial fue siempre el argumento de los porteños y de lo que fue dado en llamar el país factoría. Una postura antitética a la de los caudillos federales y feudales del siglo XIX y que tuvo su último estertor con Ricardo López Jordán, ya en los años 70 de ese siglo.

El unitarismo se consolida luego institucionalmente con Julio A. Roca y la generación del 80, y nunca más se abandonó. Hoy, además de la caja centralizada, tiene una nueva manifestación a partir de la intención de recortar las soberanías provinciales sobre el petróleo. La estrategia se repite y está sustentada en monopolizar el manejo de los recursos y manejar la relación con las provincias de manera clientelar. Entonces, el federalismo en la Argentina fue siempre una gran utopía debilitada por la falta de integración regional. A eso se apuntaba quizás con la regionalización territorial y su consecuente representación político-institucional por regiones y por provincias.

La lógica del poder

Pero la lógica del poder sigue siendo la división. Los gobernantes fomentan divisiones aún en su mismo gabinete para poder manejarlos a través de la distracción de un conflicto interno. Lo hizo Helios Eseverri, seguramente también su hijo, José, debe aplicar la misma lógica y la misma Presidenta la instrumentó con Capitanich, con el Ministerio de Economía cuando los enfrentó a Lorenzino con Kicillof, lo hizo con Sergio Berni contra Alicia Kirchner en Desarrollo Social y luego contra la ministra de Seguridad, Cecilia Rodríguez. Divide y reinarás es una verdad axiomática para quien detente el poder, simplemente porque su lógica es la del mercado, esto es, la concentración. ¿Está mal?, ¿está bien? Es muy difícil saberlo, y ni Maquiavelo le hizo un juicio de valor. Sólo describió este mecanismo como una lógica propia, y quizás inevitable, del poder.

En los últimos días, sucedió algo realmente asombroso que grafica todo esto. El caso es que el presidente de la Cámara de Diputados, Julián Domínguez, se trajo del Vaticano la inquietud del Papa por la Presidenta: "¿Cómo está Cristina?", dijo Domínguez que le preguntó el Santo Padre. Algo que parecía anodino, completamente anecdótico, se transformó en un emblema de cómo se maneja hoy el poder. Rápidamente, el secretario de Culto, Guillermo Oliveri, lo cruzó al de Chacabuco públicamente al subrayar que "la relación entre Cristina y el Papa es personal y sin intermediarios". El mensaje fue muy claro, desautorizarlo a Domínguez. Parece gran tontería, pero el cruce de Oliveri resulta emblemático de la política actual. En el Gobierno, entonces, el poder no se comparte con nadie, la mesa chica es para tres, a lo sumo cuatro, y ellos son: Cristina, Máximo, Zanini y por ahí podría entrar también Parrilli, pero no hay lugar para nadie más.

Primarias concurrentes

Julián Domínguez, Scioli y Randazzo, todos ellos más Urribarri, serán posiblemente los precandidatos para las Primarias de 2015, y consecuentemente habrá en los distritos tantos aspirantes como los haya en la Nación porque es la manera de traccionar los votos hacia arriba. En ese caso, Scioli dispondría de dos, el que surja del PJ, que puede ser Guillermo Santellán, y el de Peronismo sin Fronteras, que podría proponer a José Gervasio González Hueso. Por su parte, Gonzalo Bagú impulsará aquí su propia candidatura a intendente y la de Florencio Randazzo a la Presidencia, y tal vez La Cámpora junto con Unidos y Organizados, o bien cierra con Scioli o bien se anima a postularlo a Urribarri. Es decir, si hay PASO arriba, las habrá inexorablemente abajo.


Interna académica

De paso decimos que al menos en la Facultad de Ciencias Sociales se generó una suerte de malestar por el protagonismo político que tuvo La Cámpora en la inauguración del playón deportivo en el Campus. El reproche por lo bajo fue para las autoridades de la Unicén, porque "jamás se había resaltado tanto a una agrupación política por sobre lo institucional".

Por otra parte, el marcado alineamiento con el color político que gobierna la Nación le ha traído un dolor de cabeza a la Conadu, la instancia gremial que aglutina a los docentes universitarios -no la "Histórica", que está con la CTA de Micheli-, porque a principios de 2013 cerró un acuerdo a gusto del Gobierno por año y medio, y deben comerse ahora la furiosa devaluación de enero hasta junio.

El conflicto entre ambas Conadu se va profundizando cada vez más a partir de sus alineamientos políticos. La "Histórica" rompió lanzas y amenaza con un paro si no se los compensa con un paliativo hasta las próximas paritarias.


La TEO es intocable

Ante sucesivas quejas de empresarios, sindicalistas de la UTA y otros sectores de la comunidad alrededor de la gratuidad del boleto estudiantil, José Eseverri decidió aumentar el boleto único y el jubilado para poder seguir subsidiando la TEO.

Tal como pasó el 8 de enero, el Departamento Ejecutivo habría utilizado los mismos argumentos legales para sustentar su decisión, es decir, habría tomado "en consideración las Resoluciones 422/12 y 496/12 del Ministerio del Interior y Transporte de la Nación y en el ámbito de la Provincia de Buenos Aires la Ley Nº 12.953 modificatoria del Decreto-Ley Nº 7466/69". ¿Qué pasó para que de pronto el Ejecutivo municipal decidiera cubrir los baches que había dejado el aumento anterior con otra suba tarifaria?

Por un lado, es probable que ya no había lugar para volver atrás con la TEO, porque hacerlo hubiese sido una derrota política difícil de remontar. Posiblemente, aunque a modo de hipótesis, la gratuidad debió haber sido un objetivo final de un gradualismo que debió haberse dado previamente. Pero ya está y ahora el Gobierno sabe que a la TEO hay que ponerle el cuerpo.

Lo cierto es que toda esta urdimbre de consecuencias impensadas (como la de calcular 5.000 y no 9.000 usuarios como finalmente se dio) condujo a un callejón, si no sin salida al menos con casi todas ellas muy complicadas y con costos políticos. Esta última, el subir 1 peso el boleto único y 50 centavos el boleto para los jubilados, fue decidido en una coyuntura políticamente inconveniente. Porque si bien la tarifa local emparda el valor que tiene hoy una ciudad similar como lo es Tandil, el hecho de haber sido aumentado ahora la termina involucrando a la Comuna en esa catarata de subas de combustibles y tarifas nacionales y queda confundida, impensadamente, quizás, en el ajuste general de esta coyuntura. La TEO es una buena medida que se debe preservar, pero tal vez requiera de alguna regulación para evitar abusos, pero también para garantizarle sustentabilidad.

MÁS TÍTULOS

Lo que ganan diputados y senadores. La "transparencia" en los municipios
ESCENARIO POLITICO. La TEO no se toca en una coyuntura complicada por los aumentos
Desde Carbap aseguran que los últimos ciclos productivos fueron los peores en cien años
En reclamo de medidas concretas
Hay preocupación entre los padres y docentes por la amenaza de cierre del nivel secundario de la Escuela Cristiana Evangélica
En más del 91% presentan su historia en las comisarías de la mujer
BASQUETBOL. En Embalse Río Tercero
GT2000. La cuarta fecha arranca a las 10.10
RUGBY. Jugará con Racing de Chivilcoy en la final de la Uroba
FUTBOL. Embajadores y Estudiantes juegan hoy de locales en Primera División
Venció a Colón
CANOTAJE. Clasificó para la máxima cita que se realizará en Rusia
HOCKEY. La Primera caballeros jugará la 2ª fecha
BASQUETBOL. Derrotó 72-67 en el Maxigimnasio del Parque Carlos Guerrero a Hispano Americano de Río Gallegos
GOLF. En los links del Club Atlético Estudiantes
FUTBOL. Igualaron 1 a 1 en el estadio de Mendoza
River enfrenta a Racing y Gimnasia (LP) recibe a Lanús
F. METROPOLITANA. El líder del campeonato aprovechó la mejora climática y se quedó con el registro más veloz
AUTOMOVILISMO. Sumó los primeros 2 puntos pero por correr en el TC Pista deberá largar desde el último lugar en la 1ª serie
AUTOMOVILISMO. Al mediodía se largará la 5ª final del TC Pista Mouras en el Autódromo "Hermanos Emiliozzi"
ARGENTINO A. Con Oscar Altamirano
El platense Juan Luis Abeiro, nuevamente figura del Bata
A las 16, en la Casa del Bicentenario
La psicóloga chilena llegará al Teatro Municipal el 28 de junio
Esta tarde, en el espacio teatral Punto de Giro
Acido Plexippus, Plasmania y Pastrana Pérsica tocarán en La Trastienda
TEATRO. "Me quiero portar vien" se presentó en la noche del viernes
LIBROS. Novedad de La Bestia Equilátera
CINE. "Heredero del Diablo", el estreno de la semana en Olavarría