Edición Anterior: 29 de Abril de 2018
Edición impresa // La Ciudad
El renacimiento de la Sociedad Libanesa
Es una de las instituciones más añejas e históricas de nuestra ciudad, pero en los últimos años había decaído tanto que estuvo a punto de desaparecer. Fernando Bugosen, que estaba radicado en Capital Federal, decidió regresar a su Olavarría y como la sangre libanesa se lo imponía, se acercó a la entidad y desde su empuje, sus ganas, sus ideas y un compromiso que contagió a todos, la Sociedad de Sociedad Libanesa de Socorros Mutuos revivió. Hoy tiene una marcada reactivación local, alianzas y convenios a nivel nacional, presencia a nivel internacional y proyectos que se fueron concretando y muchos por concretarse. Recuperar la identidad es el objetivo primordial y allí se incluyen las cenas tipo shwarma y la danza, por lo que ya está abierta la escuela con la concurrencia de muchas alumnas. Su actual presidente cuenta en detalles cómo fue el renacimiento de la institución gracias al trabajo en equipo y el camino que quieren recorrer.
Darío Fariña

[email protected]

"Lo primero que hice apenas regresé a Olavarría fue a asociarme y a plantear qué vamos a hacer. Eran apenas 20 socios. En la sede estaban alquilados los salones a personas externas. Así que me sumé y empezamos a trabajar, y en un año llegamos a los 150 asociados. Después salí a buscar gente de la comunidad libanesa; encontré gente que estaba desalentada, desmotivada, sin participación. Pero la anterior presidenta, Delia Chantiri, me abrazó y me abrió las puertas de su casa. Me escuchó y fue ella la que promocionó mi proyecto, que lo presentó en asamblea. El proyecto era darle identidad el patrimonio libanés, tener la identidad de Líbano, agrupar la colectividad, generar lazos con otras instituciones y embajadas, organizar viajes, formar parte de la unión argentino-libanesa" comenzó contando Fernando Bugosen, actual presidente de la Sociedad Libanesa de Olavarría, una institución que está resurgiendo con mucha fuerza, que está recobrando aquella identidad que supo tener y que, además, tiene proyectos para llegar lo más lejos posible.

"Se convocó a asamblea en noviembre de 2016. Yo había vuelvo de Buenos Aires unos meses antes, con 33 años. Y allí se generó un grupo muy lindo de trabajo y a partir de ahí, a trabajar fuerte; se sumó más gente y se generó un proyecto más ambicioso, y ahora vemos orden y se están dando los resultados. Lo primero que hicimos fue poner en orden la casa durante tres meses intensos y dejamos las instalaciones prácticamente nuevas; a la sede la recuperamos y en junio de 2017 reinauguramos el edificio, vinieron autoridades de todo el país, presidentes de filiales; el embajador no pudo estar pero nos envió una nota alentando el nuevo proyecto. Y a partir de ahí trabajamos en la identidad y se generaron proyectos como por ejemplo formar una escuela de danzas a cargo de Verónica Hadad" siguió diciendo Fernando, contento por volver a vivir en Olavarría, pero muy feliz cuando decidió regresar a su segunda casa, la Sociedad Libanesa, para darle a la entidad un empuje que estaba careciendo.

"También hicimos cenas, que es parte de nuestra cultura. Primero fue una cena chiquita en el Club de Pescadores y éramos 40, y terminamos siendo 100 personas haciendo cenas protocolares, por lo que hubo una gran respuesta ya que quedaban 30 o 40 afuera, sin poder asistir. Así que este es nuestro pequeño Líbano en la ciudad" afirmó Bugosen, con una sonrisa que refleja el orgullo de haber sido, de alguna manera, el responsable de la reactivación de la institución de la calle 25 de Mayo.

"Empezamos a mostrarnos en eventos culturales de la ciudad, asociamos gente con una campaña para atraer a libaneses y no libaneses (como socios adherentes con beneficios), aumentamos la cuota social para apoyar a la institución, y como comisión creamos un espacio llamado Red de Beneficios con varios comercios de la ciudad que ofrecen descuentos importantes –que van del 10 a 50 por ciento-, así que le damos una credencial a cada asociado para certificar que pertenece a la Red Libanesa", explicó Bugosen, quien contó que también tiene familia en el Líbano, más precisamente en un pueblo llamado Darbechtar, en el distrito El Koura, a quienes visitó en 2016: "Fue un sueño para mi. Llegué y alquilé un auto, sin conocer el país, ya que iba por primera vez, y es un caos el tránsito, hasta pasan los semáforos en rojo y doblan a contramano. Me fui a la montaña, ya que El Koura está al norte. Yo sé leer el idioma árabe, porque estudié gramática y algunas palabras del dialecto básico. El pueblo era tipo aldea y no sabía cómo llegar a la casa de mi familia, que allá es muy grande. Vi un cartel en una bocacalle que decía Dr. Bugosen, porque mi primo es el doctor del pueblo. Paré en la puerta, toqué bocina tipo argentino, y era allí. Me estaban esperando, claro, y para mi fue una experiencia hermosa. Hay Bugosen en Perú, Canadá, Australia, Estados Unidos, Brasil y el eslabón perdido era el de Argentina, y el primero en volver luego de mi abuelo fui yo, y volver fue emocionante para ellos también. El libanés es muy servicial, generoso, y me presentaron a todos los parientes, así que todos lloraban emocionados. Pasé mi cumpleaños allá. Y quiero volver..." contó a modo de anécdota.

"Lo que estamos haciendo en la Sociedad Libanesa fue un crecimiento rápido el que tuvimos. Pasa que la comisión es bastante efusiva, de generar objetivos y los cumplimos, con metas altas, y ahora nos pusimos más metas. Todo pasó en menos de un año, que se cumplirá en julio con la reinauguración. En 2017 presenciamos un congreso de la Unión Argentina Libanesa en el que presentamos un proyecto para estar dentro de la red de libaneses en el país, nos aceptaron y hoy somos una filial en Olavarría, y junto con la de Mar del Plata somos las únicas en la provincia" siguió diciendo Bugosen.

Para hablar un poco de la historia, Fernando comentó que "entre 1910 y 1914 se produjo la principal migración de libaneses en Olavarría. Se formó una sociedad mutual que fue fundada el 7 de junio de 1920 como sociedad de socorros mutuos, así que estamos a dos años de cumplir 100 años. Las familias se fusionaron y armaron la Sociedad Líbano Siria de Socorros Mutuos, en 1929, en esta mima sede. Y en el ´38 pasó a llamarse Sociedad Libanesa de Socorros Mutuos, por lo que somos mutual. Y debe haber, entre descendientes (ya la tercera generación) alrededor de doscientos libaneses en Olavarría, que pueden informarse viniendo a la sede o ingresando a la página web, www.sociedadlibanesaolavarria.com.ar", afirmó Fernando, quien tiene sangre libanesa por parte de su padre, Oscar Miguel Bugosen (su madre es María Marta Parserisas y sus dos hermanos, Felipe y Andrés).

"Recuperamos lo local. El segundo objetivo fue llegar a lo nacional, que también se está logrando, y el tercer objetivo es que ya estamos dentro de la Unión Cultural Mundial. Nuestro escenario es lo local, es el trampolín para mostrarnos. Y me apasiona todo estoy, porque además de ser el presidente de la Sociedad Libanesa y también soy de la UCAL (Unión Cultural Argentino Libanesa, filial Olavarría). Hace poco llegué de Bolivia (Argentina, después de Brasil, es el país más importante en cuanto a la migración) y dentro de Latinoamérica se ha formado un bloque que se llama Consejo Hispanoamericano y Caribe; era argentino el presidente. Esta reunión en noviembre del año pasado se hizo en Chile y la próxima será en Buenos Aires", señaló Fernando Bugosen para explayarse un poco más cómo es la conformación de instituciones y la red de libaneses en nuestro país y en Sudamérica.

La identidad de los libaneses

"Lo principal es difundir el patrimonio cultural, en la ciudad, en principio. También coordinar distintas actividades, siempre referidas al Líbano por supuesto, así como estrechar vínculos con otras instituciones. Trajimos dos cosas: el dabke, que es la danza tradicional, el folclore libanés, por lo que hicimos una alianza con Rosario, la más importante del país y nos dieron experiencia y apoyo, con un convenio para hacer intercambios. También nos brindaron la capacitación para nuestros profesores, ya que abrimos una escuela en el verano, y fue la primera vez que se hizo esto en nuestra ciudad. El que nos capacita a su vez se capacita en Líbano, es bien puro, que inclusive ganó el Mundial de Danzas" señaló con gran efusividad, ya que cuando habla de sus raíces es algo que lo transforma de alguna manera, y eso es algo que contagia a los demás integrantes de comisión y colaboradores. "Sino fuera por el equipo que se ha armado, nada sería posible", afirmó.

"También realizamos un ciclo de charlas y hubo buena respuesta. Se llama Pensando en Líbano, es un proyecto armado junto con Rosario, y se trata sobre la actualidad, lo social, religioso, político, la gastronomía y el rol del descendiente. Otra cosa que logramos el acuerdo fue con la Asociación de Beneficencia Drusa de Capital Federal, y ese convenio permite dar clases del idioma a partir del 8 de mayo en Olavarría. Lo firmamos en diciembre pasado. Y algo más: trabajamos con la Fundación Argentina Libanesa Cristiana que tiene como objetivo colaborar con el descendiente, y tramitamos la ciudadanía para todos los que lo deseen. Hasta tercera generación se puede obtener la ciudadanía. En febrero llegó un nuevo embajador, Johnny Ibrahim, quien me recibió el 12 de abril en Capital Federal, en la embajada, para hablar sobre fines institucionales y le conté la historia de nuestra institución, los proyectos que tenemos, y se puso a disposición por lo que contamos con todo su apoyo" dijo con total satisfacción, quien agregó que hoy, precisamente, hay elecciones en Líbano, que tiene 4 millones de habitantes pero hay otros 10 desparramados por el mundo.

"En mayo debo concurrir a un consejo que se realizará en la provincia de San Juan y vamos a estar representando a nuestra ciudad. Ya todos están sabiendo lo que estamos haciendo en Olavarría, nos conocen, nos han felicitado por reconstituir la cultura e identidad libanesa. Es un esfuerzo entre todos los dirigentes, los allegados, los que tienen la sangre libanesa. Y un ejemplo es Carlos Roberto Alem, que continúa viniendo, aportando sus ideas, sus ganas y eso contagia para continuar trabajando y creciendo, para reordenar la institución en lo legal y seguir con las obras como las que estamos haciendo ahora en la cocina para el salón y en la vereda, además de ir reacomodando toda la sede en la que ya avanzamos muchísimo arreglando el salón y otras dependencias", terminó Fernando Bugosen.


La danza, esa típica costumbre que se renueva de la mano de Verónica Hadad

"Uno de los proyectos más importantes que teníamos en la Sociedad Libanesa era recuperar la danza. Queremos formar un cuerpo de danza y una escuela de bellydance, y en esto estamos trabajando firme. En la primera persona que pensamos para hacer la escuela fue Verónica Hadad; fuimos a buscarla y ya empezó a trabajar de una manera más que comprometida, con el proyecto y con la institución. "Tuvimos la reunión y surgió el proyecto enseguida. En realidad, era lo que necesitaba para volver y para desencajonar mi pasión por la danza. Hicimos un evento municipal para promocionar la escuela, queremos traer gente de todas las edades, e inclusive niñas. La idea es trabajar en forma recreativa, con su día y horario, y también en forma profesional. Estamos trabajamos para el próximo evento, porque la idea es que las chicas se acerquen, participen, compartan y se encariñen con la institución, ya que las puertas están abiertas para todo el mundo. Acá se forman, se enriquecen y son parte del cuerpo de baile. Estuve ocho años inactiva y me puse en vanguardia en bellydance con Rosario Ferreyra, la profesora de Rosario. E inclusive fui a capacitarme, a un seminario, y Virginia estará dando seminarios acá; es una monstruosa bailarina, docente, y capacita todos los años en Líbano, viene de trabajar en Jordania y es muy reconocida en Medio Oriente. Queremos crecer como espectáculo. Personalmente me gustan los cambios y los desafíos, y este es uno importante para mí porque salgo de lo tradicional que aprendí antes, aunque siempre fui innovando. Desde los 14 años que bailo, y quiero dejar una semilla para formar chicas y que sigan el camino" comentó Verónica Hadad, quien está ante un nuevo desafío y tiene todas las condiciones para armar un cuerpo de baile (ya son 14 las alumnas que concurren a las clases) y dejar sus enseñanzas.


Shwarma

"Las cenas que estamos organizando son mensuales y la próxima será el viernes 18 de mayo. Estamos implementando hacer cenas informales que se llaman shwarma, que se realizarán en nuestro salón. Hay cenas formales o protocolares y cenas de shwarma, a la que cualquiera tiene acceso y puede participar ya que son abiertas a la comunidad. El shwarma es un plato típico libanés, es un sandwich –tipo panqueque- con carne y condimentos y especias del Líbano. Se hacen temprano, en un ambiente totalmente familiar; hicimos una en marzo y vino mucha cantidad de gente, y todos se van entusiasmando por supuesto", explicó Fernando Bugosen.


CD

Así está conformada la actual comisión directiva de la Sociedad Libanesa: Presidente, Fernando Matías Bugosen. Vice: Juan Carlos Antonio. Secretaria: María Belén Vergel. Prosecretario: Carlos Roberto Alem. Tesorera: Adriana Pauletti Chantiri. Protesorero: Antonio Jesús Andere. Vocales: Alejandro Yapour, Delia Chantiri, Adolfo Abdala y Sara Abdala.

MÁS TÍTULOS

NEGOCIOS & EMPRESAS
Pensada para el trabajo y el off road
Otra vez, Radicales Convergentes hizo valer su voto, ni oficialismo ni oposición lograron controlar esa definición
ESCENARIO POLITICO. Economía y encuestas. Impuestos y no tarifas. Puros y pro-peronistas. El dilema Monzó
La mirada sobre los tribunales, los mecanismos de nombramientos y la radiografía de un sistema
El jueves, el HCD aprobó además un comunicado en contra de la instalación de cadena
Una pareja especial a la que todas las semanas le roban sus poquísimos bienes
El contador Gabriel Schmale analizó el impacto de la corrida cambiaria de esta semana
Mañana realizará la cena del Día del Trabajador
PEDESTRISMO. La competencia más importante del calendario olavarriense se desarrollará el próximo martes
BASQUETBOL. Visitará mañana a las 17 a Villa Mitre de Capital Federal por La Liga Argentina 2017/2018
ANIVERSARIO. El presidente de la Sociedad de Fomento, José Luis Veyrand, habló sobre el constante crecimiento en sus 67 años
RUGBY. Los Toros de Racing y Estudiantes perdieron sus partidos
Primera División
PREMAXI. Memorial "Fernando Sesto"
Los equipos de Olavarría jugaron por la Liga Junior
INFERIORES. Siguen los movimientos en las tablas de posiciones
FUTBOL FEMENINO. Se viene el viaje a China
Comienza hoy en Pueblo Nuevo
FEDERAL "C". Néstor Ramírez (El Fortín) y Franco Carlucci (Estudiantes) adelantaron lo que esperan para el duelo de hoy
BOCHAS. Con presencia de jugadoras olavarrienses
AUTOMOVILISMO. Alejandro Weimann no tuvo el mejor día con el TC Mouras en La Plata
El club anunció que Emilio Incaurgarat será el nuevo presidente
FUTBOL. Los equipos olavarrienses se enfrentan hoy desde las 15.30 en el estadio "Ricardo Sánchez", en el duelo decisivo del Federal "C"
Mantienen los principios de los fundadores que la crearon para mantener el espíritu fomentista