Edición Anterior: 20 de Mayo de 2018
Edición impresa // La Ciudad
Los CEF en Olavarría
La Educación Física: del ofrecer al proponer y del diagnóstico a la respuesta
¿Alguien alguna vez se habrá preguntado qué cosa mágica sucede entre tanto muro alto y docencia plena de humanidad? Porque en la sociedad del sálvese quien pueda, hay un rinconcito que alberga lazo y fraternidad. Que piensa que las construcciones de los sujetos son un proceso, largo y lento, pero que la participación es el determinante. Identidad y pertenencia en el barrio.
Soledad Bavio

[email protected]


Son instituciones dedicadas exclusivamente a la educación física. Sus profesores, mujeres y varones, a puro pulmón y compromiso, trabajan sin cesar. No hay días ni horarios para armar estrategias que permitan que más personas se sumen a sus filas. Tienen pertenencia dónde les toque estar. Dan respuesta a las necesidades de la población después de planificar el qué y el cómo de sus diagnósticos. Son dinámicos, flexibles.

En Olavarría existen cuatro estratégicamente distribuidos y dos son únicos en la Provincia: uno por funcionar en contexto de encierro, otro por pertenecer a la educación privada.

Se ubican en lugares clave. A varios kilómetros uno de otro. Detectan las necesidades de la comunidad y les dan respuesta. Son inclusivos en género y edad, en disciplinas y socialización. Son sus hogares, los sienten como propios. Allí la hora reloj sólo queda en las agujas.

Los Centros de Educación Física (CEF) dependen de la Dirección de Educación Física enrolada en el nivel público y existen en los 135 distritos de la Provincia. Andrea Bustingorry es inspectora del área y su trayectoria siempre estuvo marcada por estos espacios. “En Olavarría han ido creciendo y se han posicionado cada vez más. La impronta es la continuidad pedagógica, para que el estudiante tenga la posibilidad del trayecto dentro de los niveles y la oportunidad de transitar una parte más lúdica y recreativa a través de los CEF”.

El camino es largo y se desarrolla con “propuestas que dan respuesta a la comunidad, a su territorio” y “van mutando porque responden a intereses, necesidades y deseos” del entorno donde están inmersas. Un trabajo “dinámico y flexible”.

Los CEF “atraviesa a todas las franjas etarias, desde los 3 años hasta adultos mayores, que antes no los tenían en su propuesta” y no eran contemplados como juego y diversión.

Atento a la diversidad

Olavarría tiene tres unidades penitenciarias en Sierra Chica, donde funciona el CEF 100, único en contexto de encierro en la Provincia. Su directora, Susana Dieterle, también inspectora de Educación Física, explica que “tenemos horas dentro de las unidades 2, 38 y 27” con “apoyo a las instituciones de primaria, secundaria o de alumnos universitarios” pero también a la población del penal no escolarizada. A eso le suman “otras horas que atienden a la comunidad de Sierra Chica”. La propuesta cuenta con una matrícula de 1500 asistentes e incluye a Hinojo y Colonia Hinojo, además de respaldar a escuelas especiales y un jardín de infantes de Colonia Hinojo que no tiene profesor de educación física.

Al estar “dentro del sistema educativo se construye con la comunidad. Las propuestas han surgido de esta labor conjunta”. Y lo ejemplifica: “a la Unidad 2 vino una chica del Servicio Penitenciario proponiéndonos clases para un grupo de personas trans y se dispondrá de tres horas cátedras dos veces por semana. Para lograrlo va a entrar una mujer a darles clase de gimnasia”.

Adultez: un giro a la socialización

Tal vez sea el más grande en número de asistentes. El CEF 44 con sede central en barrio CECO alcanza las dos mil personas desde los 3 y hasta los 66 años, a cargo de 60 docentes. Además tiene extensiones en la Escuela 51, el Sindicato de Municipales y Loma Negra, brinda apoyo tanto en el Hogar de Ancianos San Vicente de Paul, a un centro de salud mental y a Talleres Protegidos. También articula con la Escuela 80.

Se creó en 1984 para atender “a la población de la zona que por una cuestión de distancia estaba alejada” del casco urbano, dice su director, Mauro Carusso. Actualmente, la urbanización y la posición geográfica, hicieron que el CECO se convirtiera en centro de gestión. “La idea es que el CEF sea dinamizador de la comunidad. Con mucha apertura a la necesidad” y “dar la posibilidad de que a través de la educación física se garantice el derecho de los sujetos a acceder a igualdad de oportunidades”.

“El deporte te forma como persona. Te aísla de un montón de vicios. Los chicos sienten que son parte del CEF, que son escuchados no sólo para jugar, para competir de forma sana, para formarse como persona sino para adquirir hábitos saludables”, reflexiona.

Recreativo más que competitivo

A la vera del arroyo Tapalqué se ubica el Club Racing, que alberga como sede central al CEF 124, creado en 1991 con extensiones en los barrios CECO II y Jardín, y en Sierras Bayas.

Ernesto “Dady” Pires continúa al frente de este centro que hoy trabaja con “ocho áreas diferentes donde participan niños, adolescentes, adultos y adultos mayores” y los anexos “nos han permitido expandirnos con actividades donde no había”.

Hoy apuestan más a una cuestión de “carácter recreativo” que “competitivo” y “hemos ido incorporando algunas disciplinas” en el marco de los cambios de “diseños curriculares”, comenta el docente.

Los CEF no están aislados de la sociedad. “Tenemos que estar acompañando el crecimiento y los cambios que se producen. Nos tenemos que abrir mucho a la comunidad”. De ahí el extraordinario rol de estos espacios. Por estos meses, unos 600 alumnos y alumnas asisten a la sede y sus extensiones.

Por más chicos jugando en el CEF

El CEF San Antonio es el único en la Provincia que depende de la Dirección Provincial de Educación General de Escuelas Privadas. Funciona desde 1993 dentro de la Orden Franciscana de Frailes Menores Conventuales. César Ramírez, su director, comenta que “estamos insertos en un lugar estratégico de la ciudad, en barrios de chicos que no pueden asistir al club” por lo que “intentamos que nadie se quede sin actividad, desde los 5 años a los adultos para no dejar a nadie afuera”.

Si bien explica que “tenemos un cupo de horas limitado, dentro de los 14 profesores, hay dos que hacen apoyo en el Jardín de San Antonio y en el San Leopoldo Mandic”, además de respaldar actividades con adolescentes que asisten a Cumelén. La matrícula llega a los 672 alumnos.

Una de las características de los CEF es que promueven modos de organización que garantizan dinámicas democráticas de convocatoria, inclusión y participación comunitaria. “El tema del respeto no se pierde nunca y siempre hay que marcar lineamientos. No sólo el reglamento de juego sino el de pertenencia institucional donde cada uno debe ser parte y tiene cierta conducta que cumplir”.

“Uno siempre pide más. Tratamos de mejorar, de buscar el rendimiento máximo que no está solamente en la medalla y el trofeo que siempre se felicita. Nuestro propósito es que haya cada vez más chicos dentro del CEF jugando, divirtiéndose, pasándola bien y aprendiendo valores”, concluye el docente.




El rol docente, con un “alma” única en el CEF


S.B.

En estas instituciones, a diferencia de la obligatoriedad de la escuela, la asistencia es voluntaria. La permanencia es opcional, pero se ha transformado en una opción viable a la hora de practicar una determinada disciplina y de sentirse contenido y abrazado.

Todos los relatos coinciden maravillosamente en que los y las docentes cumplen un rol titánico a la hora de estar frente de una clase. A veces no hay descanso, “es de lunes a lunes”, porque más allá de la enseñanza de un deporte, las actividades se ven atravesadas con las otras dimensiones humanas. Encontrarse, escucharse y pasar tiempo con amigos y en familia, son logros que surgen del corazón mismo de los CEF.

Para César de San Antonio, “los profes se muestran, participan de clases e invitan a los chicos a venir” y apuestan a un trabajo territorial muy fuerte. “Tienen una vida extra y tienen un alma especial para trabajar, tratando de apoyarse en la familia, los vínculos y haciendo actividades.

Desde los grupos de gestión, compuestos únicamente por profesores de educación física, además del rol de Técnico Docente Médico, “la contención es fundamental. El respeto, la palabra, el abrazo y el golpecito en el hombro”. Esa última figura, asegura también, un control de salud que facilita el acceso a este derecho tan fundamental.

Estas instituciones deben subsistir, ya sea con una cooperadora voluntaria en el caso de los tres CEF del ámbito público, o una cuota establecida en el nivel privado (además de un subvención del 50% para el caso de San Antonio), o con la realización de actividades extras para recaudar fondos.

Para “Dady” es fundamental que “los docentes estén muy consustanciados con la tarea que realizan. Acá el profesor no es el de escuela que tiene que ir si o si, sino que acá tiene que tratar de ganarse” el ánimo y la energía de sus alumnos. “Acá deben conocer la problemática de todos y estar informado de sus vínculos familiares” y poder ser un sostén de apoyo y respaldo, porque “se tienen que identificar con el alumno y conocerlo”.

Para Bustingorry, la clave está en que “la matrícula es voluntaria” y lo importante es “la persona que se acerca, que no es sólo atraerla sino hacer que permanezca. El éxito está en la permanencia, no en la inscripción. El profe tiene que tener además de un conocimiento específico de su disciplina, una serie de condimentos que haga que esa persona siga eligiéndolo”, jornada a jornada. Por ellos se apunta a “crear el sentido de pertenencia. Es un caminito que se inicia día a día” y que se logra sólo con voluntad, compromiso y responsabilidad para con el otro.

Con igual criterio, Dieterle afirma que el profesor debe “cautivarlos y motivarlos” con esa otra mirada que sostiene su profesión y que no se basa sencillamente en una currícula sino que “deben sabes acompañar y saber contener”.

Carusso, coincide en esto y aclara “el profe de CEF es característico. Manejamos el mismo lenguaje: que la educación física sea para todos. Sea humanista y tenga participación. Y todo se desarrollará de acuerdo a cómo un siente al deporte y lo transmita. Es el gran referente, por compromiso y por pertenencia a la institución”.




Dicho y hecho


S.B.

--“Año a año la matrícula se sostiene. Se acercan adultos porque hay mayor concientización de hacer actividad física y encuentran un lugar donde se identifican”. Y no solo llegan los que trabajan “todo el día y se toman esa hora de gimnasia, sino los más grandes, que empiezan a sufrir las pérdidas o cuando los hijos se hacen grandes, o cuando se sienten solos”. En este CEF “socializan, hacen deportes” y crean lazos fuertes de fraternidad. Mauro Caruso, CEF 44

--“Antes era lo que el CEF ofrecía. Ahora es lo que el CEF propone. Parece un simple juego de palabras pero marca tendencia. Proponer porque da cuenta a todo un paradigma humanístico donde la educación física atiende la complejidad intercultural que comprende estas diversidades con perspectiva de derechos”. Andrea Bustingorry, inspectora

--“Los CEF tienen una función extraordinaria. Se trabaja para que se disfrute una vida saludable y recreativamente activa durante toda la vida”. Susana Dierterle, CEF 100

--“Hacemos una tarea formadora” e “intentamos que los chicos que concurren la pasen bien y aprendan. Hay grupos de adolescentes que vienen a disfrutar el día, para tener un espacio de esparcimiento. Con los adultos pasa algo parecido, pero apuntamos más hacia el lado de la actividad física propiamente dicha”. La meta: que todo “sea lo más eficaz y feliz posible en el momento que la realizan”. Ernesto “Dady” Pires, CEF 124

--“No podemos ser ajenos a la realidad: la mayoría está todo el día con las pantallas, con los celulares”; por lo que buscan brindar “contención y de evitar que los chicos estén tanto tiempo en la calle” y desde el CEF “se crean vínculos de docentes y alumnos y entre ellos mismos”. César Ramírez, CEF San Antonio

MÁS TÍTULOS

PRESENTACIÓN DE MERCEDES-BENZ
NEGOCIOS & EMPRESAS
El dólar, la corrida, el Fondo Monetario como salvataje y un invierno que será impiadoso
Mucho público brindó en el Centro Cultural
La asamblea extraordinaria se desarrolló este viernes en la Sociedad de Fomento Dámaso Arce
La incertidumbre laboral de los docentes llega, de algún modo, hasta el aula
El estado de obras del plan de infraestructura educativa
Hoy se realiza una feria en la Casa del Bicentenario
Durante la semana que pasó no pudieron dictar clases y el comedor tampoco funcionó
VÓLEIBOL. Victoria de Estudiantes
FUTBOL. Juan Pablo Pompei se retiró del arbitraje tras el partido entre Lanús y Atlético Tucumán, en el cierre de la Superliga
RUGBY. El conjunto fortinero venció a Racing Rugby por una nueva fecha de la "Copa Ombú"
BASQUETBOL. Santiago Arese tras el triunfo del Bataraz ante Centro Español de Plottier por La Liga Argentina 2017-2018
FUTBOL. Se puso en marcha ayer la séptima fecha del torneo "Anual" de primera división
BASQUETBOL. Se jugaron ayer en nuestra ciudad tres partidos por la Liga Junior
INFERIORES. Estudiantes se destacó en el duelo ante El Fortín
HOCKEY. Estudiantes jugó partidos en Azul
HANDBALL. Se juega la Copa Asambal
GOLF. Torneo en Estudiantes
TENIS. Torneo Nacional en San Miguel con la FTC
FUTBOL FEMENINO. Hay acción en la cancha de El Fortín
TURISMO 4000. Series para Emmanuel Pérez Bravo y Ramiro Dailoff
AUTOMOVILISMO. Regresará en el equipo de Esteban Trotta, después de cinco temporadas en el Turismo Nacional
TC MOURAS. Panarotti y Valle, en la disputa
El beach voley tendrá su torneo en Resistencia, Chaco
AJEDREZ. Semifinales argentinas