Edición Anterior: 2 de Junio de 2018
Edición impresa // La Ciudad
Control de parásitos, uno de los pilares sanitarios para este invierno
Todos los inviernos son desafiantes para la ganadería, y a la vez, cada ciclo tiene su impronta particular. Este año, según los veterinarios Alejandro Frontini y Emilio Sequi, los temas a tener especialmente en cuenta van a ser el desbalance mineral y la parasitosis. En esta nota, continuación de la publicada el sábado anterior, profundizan en la segunda cuestión y analizan posibles soluciones.
Miguel Viñuales

"Las lluvias del otoño y el retraso en las heladas de alguna manera nos perdonaron, pero la situación de arrastre, combinada con la humedad actual y la terneza del rebrote, tiene también sus consecuencias respecto de las cuales hay que estar alerta", asegura el veterinario Alejandro Frontini en relación a los desafíos que plantea el presente período invernal, sobre el cual el sábado pasado Campo Productivo publicó la primer parte de la entrevista, y en la que se hizo hincapié en dos cuestiones nodales: el balance mineral en la dieta y la necesidad de un control adecuado de parasitosis.

Frontini es integrante de un equipo de profesionales con diversas especializaciones, en el cual quien se ocupa principalmente del tema parásitos es el veterinario Emilio Sequi, quien enfatiza que todos los años tienen su condimento climático, pero en este caso se espera una situación especial.

"Todos los años trabajamos en control de parasitosis sobre la categoría más susceptible, que son los terneros y terneras en recría y hasta el año de edad, desde el destete hasta noviembre o diciembre, este es el período crítico. Este año tenemos una situación particular, venimos de un verano muy seco con poca oferta forrajera, al destete no había disponibilidad de pasto y una gran liberación de parásitos. Eso puso a los teneros en situación de comer muy cerca del bosteo, muy al ras del suelo, y las lluvias posteriores contribuyeron a una combinación muy buena para el parásito y negativa para los animales", explica Sequi.

"Frente a una situación así, resulta necesario efectuar un monitoreo para detectar la carga de parásitos del campo, y determinar el momento ideal para realizar el control. Un control adecuado no se basa en seguir un calendario a rajatablas, y mucho menos aplicar el mismo esquema en diferentes establecimientos, porque cada campo es un paciente distinto", agrega.

El paciente es el campo

En este punto, Alejandro Frontini considera que el enfoque presentado por Sequi es fundamental, ya que en términos de parasitosis es más adecuado considerar que el paciente no es el rodeo, sino el establecimiento. Los parásitos están en el medioambiente, y si bien puede haber importación o exportación parasitaria en el caso de traslados de hacienda, los fenómenos de infección y resistencia se dan en el marco de un establecimiento puntual, que requiere su propio diagnóstico y tratamiento.

"Cada establecimiento tiene su propio manejo forrajero, fechas de destete, genética animal, manejo sanitario, entonces es muy difícil aplicar la misma receta en todos lados. Además, el fenómeno de las cepas resistentes, que está fuertemente instalado y nos tiene trabajando bastante, hace que ciertos antiparasitarios no puedan utilizarse porque no mata la totalidad de los parásitos que tiene el animal, y eso va generando un problema creciente", indica Emilio Sequi.

Según el especialista, el control inadecuado es prácticamente la peor medida que se puede tomar, porque con el paso de los ciclos, solo van quedando en el establecimiento los parásitos resistentes, aunque se trate de un bajísimo porcentaje al principio, pero al cabo de unos años pasa a ser un problema cuyo control es prácticamente nulo si no se hace un diagnóstico y se cambia la familia de productos utilizados.

"Hoy hay tres familias básicas de antiparasitarios, todos permiten un control similar pero trabajan de distinta manera, por lo cual un manejo adecuado implica una rotación de los mismos para evitar o ir disminuyendo este fenómeno de la resistencia. Es importante tener presente que no hablamos de drogas específicas ni mucho menos de marcas comerciales, sino de toda una familia de productos. Porque si tenemos un problema de resistencia la ivermectina, por ejemplo, no solucionamos nada cambiando la concentración, dosis o el laboratorio. Incluso, las drogas de la misma familia pueden llegar a tener algún efecto, pero muy reducido, por lo cual hay que cambiar el grupo", señala Sequi.

Pérdidas... ¿sub-clínicas?

El efecto principal de la parasitosis es privar a los animales de los nutrientes que necesitan para ganar kilos o desarrollarse adecuadamente, por lo cual no siempre el impacto es detectable a simple vista en los estadios iniciales, sino que se traduce en una ganancia que no se obtiene, en vez de ser algo que se tenía y se pierde.

"Muchas veces se habla de las pérdidas subclínicas que produce la parasitosis, pero es una expresión coloquial no del todo exacta, en realidad habría que hablar de pérdidas no detectables a simple vista, porque los resultados finales de un animal afectado son muy visibles y cuantificables", indica Sequi.

Según el profesional, algunos análisis indican, por ejemplo, que en un rodeo de 500 novillitos pastoreando durante 7 u 8 meses con parásitos, los kilos que dejan de ganarse equivalen a una camioneta cero kilómetro, o 25.000 litros de gasoil. "En términos económicos, lo que llamamos pérdida subclínica termina siendo muy alta", remarca.

Tanto Alejandro Frontini como Emilio Sequi enfatizan que esta cuestión justifica que se dé al control de parásitos un tratamiento especial, ya que el impacto es demasiado importante en contrapartida de la dificultad de detección a simple vista. Por este motivo, recomiendan que cada productor contacte con su asesor veterinario y establezca un plan de monitoreo temprano, con análisis de laboratorio para detectar la carga parasitaria del establecimiento. A partir de allí, podrán tomarse las medidas pertinentes teniendo en cuenta eventuales problemas de resistencia, para lo cual es fundamental completar el trabajo con un monitoreo posterior a la aplicación de los productos, para confirmar los resultados obtenidos.

MÁS TÍTULOS

Lo asegura la Licenciada en Psicología María Fernanda Girald Font, que estará en la ciudad
En su novela "Personas que quizás conozcas", la protagonista se desenvuelve en las redes sociales
Se esperan nuevos encuentros en localidades y también en otros puntos de la ciudad
Se inauguró ayer, con la presencia de los familiares del submarinista olavarriense
En el barrio Pickelado habrá, en breve, más familias con casa propia
Hubo acuerdo: ayer los trabajadores recibieron parte del sueldo del mes de mayo
El olavarriense finalizó su mandato de presidente de la colegiación del Departamento Azul
VÓLEIBOL. Con Racing y Pueblo Nuevo como representantes locales
TENIS. Continúa el Roland Garros
TC MOURAS. la 7ma del año se realiza con pilotos invitados en el "Roberto Mouras" de La Plata
PATÍN. La actividad se desarrollará entre hoy y mañana
PRIMERA DIVISION. Ferro y El Fortín se miden hoy desde las 15.30, en el "Colasurdo"
NBA. Primera final ante Cleveland
BASQUETBOL. Mañana comienza la gran final por el ascenso de La Liga Argentina 2017/2018
LIGA JUNIOR. Visita hoy a las 19 a 9 de Julio
Juan José Siemienczuk, DT del Bataraz
El Fortín ganó en pre décima y séptima, Racing lo hizo en sexta
HOCKEY. Sigue el Nacional de Sub 18
HANDBALL. Playoff del torneo "Apertura"
ODESUR. Empató con Bolivia 1-1, mañana se enfrentará a Paraguay
VÓLEIBOL. Se juega el Abierto Internacional
Hernán Palazzo quedó al frente entre los titulares, 16º el piloto de Olavarría
AJEDREZ. En Estudiantes
PRIMERA. A Independiente, 56-54