Edición Anterior: 10 de Junio de 2018
Edición impresa // La Ciudad
Eseverri y Alem – Cristina y Cobos. Norma Urruty y Alfredo De Angeli
El conflicto agrario que marcó al país y que sacudió políticamente a Olavarría
A una década de la 125, Olavarría quedó atravesada por una fractura que, como en el país, nunca se pudo zanjar. Eseverri estrenaba intendencia y Cristina, gobierno nacional. La ciudad desabastecida. El cruce 226 -51 como escenario multitudinario. El escrache. Huevazos a Scioli. La incomodidad de los funcionarios.
Silvana Melo

[email protected]

Diez años atrás, la disputa entre el gobierno y el campo por el intento de imponer un proyecto de retenciones móviles (resolución 125) generaba una crisis social, económica y política sin precedentes. José Eseverri, a tres meses de estrenar un gobierno que le cayó como un bumerang tras la muerte de su padre, fue marcado a fuego por un huracán político que le hizo temblar las estructuras: su profunda adhesión al kirchnerismo, su ocasional giro ideológico respecto del conservadorismo de su padre y un staff heredado que no terminaba de comprender qué pasaba convirtieron la intendencia de la ciudad en un terreno cenagoso. El enfrentamiento feroz con Julio Chango Alem, antes con un vínculo casi fraterno, complicó cualquier construcción política. Mientras tanto, Norma Urruty se consolidaba en el liderazgo de una protesta que habitualmente no deja espacio para conducciones femeninas. Con la 125 y la reacción rural se visibilizaba una fractura social que nunca pudo zanjarse.

El conflicto comenzó el 11 de marzo cuando el ministro de Economía Martín Lousteau anunció el nuevo esquema de retenciones móviles a la exportación de granos. El 12 se declaraba el paro agropecuario y la apertura de una disputa que duró 127 días. Cristina Fernández estrenaba, como Eseverri, su gobierno después de una retirada de Néstor Kirchner con una envidiable imagen positiva. Pero un manejo caprichoso e intolerante del conflicto empujó a un enfrentamiento de durísimas consecuencias con la Sociedad Rural, la Federación Agraria, las Confederaciones Rurales y Coninagro. Una riña que terminó ganando el sector rural: en Olavarría el 60% de la zona cultivada en la campaña 2016-17 estuvo ocupada por la soja. La llegada de Mauricio Macri redujo al máximo las retenciones pero en medio de la reciente corrida bancaria el campo especuló y no vendió a la espera de un dólar más y más alto. Y al Presidente se le pasó por la cabeza seriamente volver a las retenciones porque el déficit fiscal lo atormenta. Pero no se animó.

La zona del centro de la Provincia tuvo un protagonismo esencial en el conflicto. El corazón de la disputa estuvo en el cruce de las rutas 226 y 51, donde los actos ruralistas fueron incendiarios en cantidad de asistentes y discursos de inusual potencia. La decisión de tomar las calles y las rutas de parte de un sector que no tiene a calles y rutas como ámbito natural llegó a desbordar a las propias dirigencias sectoriales y nacieron los autoconvocados: grupos díscolos que no se sintieron representados por sus dirigencias y tomaron el toro por sus astas. Pero sí encontraron en Norma Urruty, entonces presidente de la Sociedad Rural y dirigente de Carbap, una voz que los contenía y una presencia constante en las rutas, aunque el frío y la impiedad climática golpearan duramente.

Piquetes de la abundancia

El 19 de marzo se concretó el primer acto de la Mesa de Enlace, ente que vinculó a las entidades agrarias. Los manifestantes entraron a la ciudad con caravanas de vehículos y tractores y se plantaron ante el Palacio San Martín. El 25 Cristina lanzó su primer discurso explosivo en el que definió como "piquetes de la abundancia" a los cortes ruralistas. El rechazo de los sectores más privilegiados de la sociedad al fenómeno piquetero que nació durante el menemismo entre los expulsados del sistema, se volvía imitación de esas metodologías a partir de los cortes de ruta agrarios, que se mezclaron con los cortes de los transportistas como protesta por su imposibilidad de transitar y el consecuente desabastecimiento que colocó al país en un estadío de extrema peligrosidad.

Marzo finalizó con una tenue actividad en el Matadero y la furia contra los que no adhirieron al paro. Las colas en carnicerías y estaciones de servicio eran una fotografía intensa de los tiempos. Cristina hablaba de la soja como de un "yuyo" y le respondían con 400 cortes en todo el país.

José Eseverri, acorralado políticamente, reunió el 3 de abril a sus funcionarios en el despacho y les puso sobre la mesa una factura enorme: no lo habían respaldado públicamente como él lo esperaba. No estaba Julio Chango Alem. Les dijo que él puso la cara por el gobierno y sus aliados del PJ ni aparecieron. Ni sus funcionarios lo respaldaron cuando mil productores firmaron un documento en su contra. En el acto en apoyo de Cristina fue el único intendente de la Séptima que se mostró.

Es que dentro de su gabinete muchos no podían disimular que hubieran preferido estar en la vereda de enfrente y no en ésa donde José los colocó. Una funcionaria histórica pedía a esta periodista que por favor no le preguntara por el conflicto porque no sabía qué decir. "Me ha costado terribles discusiones con mi familia y con amigos". Y se sentía muy mal.

Mientras tanto, en Azul estallaba el respaldo al campo con la presencia de Alfredo De Angelis, una estrella en fulgurante ascenso.

Uno de los síntomas políticos más duros se patentizó en la apertura de sesiones del Concejo Deliberante el 6 de abril: Chango Alem, presidente del HCD, hizo un discurso abiertamente en favor de los ruralistas. Eseverri, con un orzuelo que le cerraba el ojo derecho, habló a la inversa. Fue una figura inédita en la relación Ejecutivo - HCD de tradición eseverrista: jamás una contradicción semejante y menos pública.

El 24 de abril renunció el ministro de Economía que quedó asociado definitivamente con el tatoo de la 125. Aunque hoy sea un legislador mucho más cerca de Cambiemos que de las viejas rémoras K. Martín Lousteau dejó como una de sus últimas fotos la mano como una cuchilla en el cuello que le dedicó Guillermo Moreno en un acto oficial.

Los cumpleaños

Tan caliente era el clima en pleno mayo, que un proyecto de resolución que instaba al diálogo entre el Gobierno y el campo generó la furia en el Concejo Deliberante, simplemente porque no incluía un apoyo explícito al sector rural. Los productores llenaron el recinto, insultaron a los concejales y los acorralaron afuera repitiéndoles lo que pensaban de ellos y de gran parte de sus ancestros. Al concejal Ignacio Aramburu alguien lo amenazó con no volver a invitarlo a su cumpleaños. Lo que demostraba que había una cuestión de clase que atravesaba transversalmente a un sector y al otro.

Los tractores y las cosechadoras en los parques de la ciudad, los cacerolazos frente al Palacio San Martín y las caravanas de 4x4 por el centro implicaron una suerte de invasión rural en la ciudad, en un ámbito que suele ser ajeno a esa parafernalia. En el centro alzaron una pantalla gigante donde proyectaban el apoyo expreso del intendente de Tandil, Miguel Lunghi. Era la contraposición a José Eseverri. Y decidieron marcarla.

El 25 de mayo fue una fiesta atípica, con dos multitudinarios actos: uno oficial y otro ruralista, con los Kirchner mudados a Salta para el Te Deum, esquivando a Bergoglio como en casi todos los años de gobierno.

El 5 de junio, en medio del caos, José cumplió 40 años. Y la diputada Alicia Tabarés viajó al Vaticano y pudo saludar al Papa. Con la ciudad sitiada, la gente atrapada por la incertidumbre y amenazada por la escasez. En la página web oficial del Vaticano, varias fotografías testimoniaban el paso por delante del Papa de la diputada aliada del Intendente. Un estudiante de la Facultad de Ciencias Sociales denunció golpes por parte de un ruralista y Eseverri habló de "intolerancia inconcebible".

Alfredo De Angeli, convertido en una estrella rocker autoconvocada, superando todas las estructuras de mando de las entidades, terminó convertido en mártir perseguido por la torpeza increíble del Gobierno que envió a la Gendarmería a arrestarlo el 14 de junio. Poco menos de un mes antes había arengado a diez mil personas en Tandil.

Esa noche llamados y sms (aún no había irrumpido el whats app) convocaron al cruce de 226 y 51, que había sido corazón de las protestas durante tres meses. Los gendarmes, para liberar la ruta 14, cometieron un error político fenomenal: detener al líder más carismático. A un año de las elecciones, muchos dirigentes –algunos de medio pelo- pasaron por el piquete en busca de brillo. Otros se quedaban a comer los monumentales asados que los productores preparaban mientras la ciudad se desabastecía.

Definiciones

El 16 de junio hubo una marcha multitudinaria en la noche olavarriense. Un grupo importante caminó hasta la casa de Eseverri, donde gritaron e insultaron. Para él, fue un escrache. Para los ruralistas, apenas una protesta.

El 17 de junio Cristina, sin salida en un conflicto que subía peligrosamente de temperatura, envió el proyecto de retenciones móviles al Congreso.

El 1 de julio Julio Cobos, vicepresidente, radical, se reunió con Jorge Bergoglio y ambos coincidieron en la necesidad de diálogo. Al otro día Scioli en Olavarría y una despedida de inusitada violencia: golpes, insultos, huevazos. La combi en la que se iba el Gobernador quedó marcada. Un intendente fue golpeado y se fue llorando. Igual que Scioli, él hubiera preferido estar en el piquete. Pero de cualquier manera le gritaron "chorro" y "alcahuete".

Un día después se anunciaba que desde Olavarría se lanzaba la resistencia ganadera en todo el país. Primero fue la soja y luego aparecían las vacas. El eje, la no representatividad de una Sociedad Rural "que no nos escuchó". Rescataban a Norma Urruty como una de los suyos porque estuvo. Pero el resto de la comisión "la dejó sola", dicen. Unos kilómetros más arriba, De Angeli, ya en libertad, aseguraba que el lomo debía costar 80 pesos. Una fortuna para 2008.

El 15 de julio una espectacular concentración en el Monumento a los Españoles de capital federal contrastaba con la marcha kirchnerista. Pocas horas después se trataría en el Senado la 125 en lo que debía ser una definición tajante del tema. Eseverri estuvo del lado oficial.

Cuando Cobos, de madrugada, y después de 17 horas de debate, pronunció el célebre e histórico "mi voto no es positivo", la tensión se derritió como un castillo de hielo bajo el sol de enero.

Y todos supieron que nada volvería a ser igual.

Eseverri y Alem bifurcaron sus caminos para siempre. Cristina y Cobos también.

Todos supieron que la elección de 2009 era una batalla perdida. José fue candidato para nada (testimonial) dos veces: a concejal y a diputado. Perdió todo.

A partir de esa oscuridad empezó su camino de regreso al perfil eseverriano. Y en 2010 se fue a mirar un partido del Mundial a Salta, en la casa de Urtubey, con Sergio Massa, Pablo Bruera y Diego Santilli. Argentina se volvió en cuartos. Y José subió a la calesita política que lo alberga hasta hoy.

MÁS TÍTULOS

NEGOCIOS & EMPRESAS
FORD REVOLUCIONA EL SEGMENTO DE LOS COMPACTOS
Se eliminará en la última actualización
Eseverri y Alem – Cristina y Cobos. Norma Urruty y Alfredo De Angeli
ESCENARIO POLÍTICO. Los movimientos extraños del nuevo felipismo. Las canteras del conflicto
Comenzó la búsqueda de un candidato peronista de cara a 2019
Gracias a la solidaridad de muchos, avanza la obra de gas en IDEO
César Saavedra, ex presidente de la entidad, denunció que desde agosto pasado brega por una solución
Operativos de Unidad Ciudadana
El secretario de Desarrollo Económico, Julio Valetutto, habló del trabajo para generar el Gobierno Abierto
VÓLEIBOL. Torneo de primera masculina
TURISMO CARRETERA. Nicolás Pezzucchi no tuvo fortuna en el sorteo del "Desafío de las Estrellas"
FUTBOL. Se puso en marcha ayer la décima fecha del torneo "Anual" de primera división
FUTBOL. Mario Paternó se refirió a la reunión que se desarrolló en la ciudad con la presencia de Pablo Toviggino
BASQUETBOL. Se juega el Zonal de Sub 19
TURISMO PISTA. La Clase Uno va por la cuarta fecha del calendario
CLASE TRES. Mauro Salvi y Tomás Sniechowski, vencedores de las series
INFERIORES. Se disputó la 15ª fecha del torneo "Apertura"
HANDBALL. Con la presencia de Ferro
FEMENINO. Se juega el Provincial de Sub 15
En la web, el diario, el canal y en la radio estará la cobertura de la Copa Mundial Rusia 2018
TURISMO PISTA. Yair Etcheveste y Pablo Vázquez marcaron la diferencia en la Clase Dos
BASQUETBOL. Estudiantes no pudo lograr el ascenso, pero el balance resultó ser más que positivo
ANIVERSARIO. Club Social y Deportivo Alvaro Barros celebra hoy sus 70 años de existencia