Edición Anterior: 11 de Septiembre de 2018
Edición impresa // La Ciudad
Chicos del CAJ de esa localidad están pintando murales en distintas paredes
Una iniciativa para llenar de colorido a Sierra Chica
Paredes viejas y deterioradas van tomando color en el pueblo gracias a un grupo de adolescentes y jóvenes que tomaron la iniciativa de darle vida a la localidad. A la propuesta se sumó la comunidad. El sábado próximo se hará una jornada de exposición de los murales, con una recorrida por cada uno de estos rincones que desde hace unos días luce completamente distinto.
Es una más de las actividades que buscan dejar huella en la comunidad y que surgen de los propios adolescentes y jóvenes que concurren a la institución. Se trata del Centro de Actividades Juveniles (CAJ) de Sierra Chica que en pocos meses de vida logró grandes cosas. Cambiar el paisaje, buscar espacios de expresión o generar conciencia; cada propuesta implica un desafío y llega con un objetivo claro que tiene que ver con mejorar la localidad y la vida de todos sus habitantes.

En este camino, quienes integran el CAJ decidieron que sería bueno llenar de colorido a Sierra Chica, cambiarle la cara al pueblo a partir de la realización de murales en distintas partes de la localidad. El proyecto se suma a uno anterior que también tuvo como finalidad darle algo a la comunidad a través de la realización y distribución de cestos de basura confeccionados por los propios chicos.

La música y el arte que son parte ya de aquellos espacios instalados en el CAJ se suman otras propuestas comunitarias que parten de los propios jóvenes, pero que terminan sumando a vecinos en general.

Para esta propuesta "llamamos a muralistas que nos acompañaron con los bocetos y luego se ponía en acción toda la parte de pintura", contó la Licenciada y Profesora Universitaria en Psicopedagogía, Yamila Elías; quien completa el equipo de trabajo junto con Rodrigo Pallicer (coordinador del proyecto, Lic. y profesor de Antropología), Erica Marinangeli (Técnica Superior en Administración de Recursos Humanos) y Eliana Gorosito (Prof. en Psicología).

Ellos no trabajan solos, "tenemos el acompañamiento del director de la Escuela Secundaria N° 17, José Mogávero, ya que los chicos que concurren al CAJ también son alumnos de la escuela", aclaró Yamila. Además, el Centro de Actividades Juveniles funciona en la sede escolar.

¿Cómo nació esta nueva propuesta? "La idea de los murales, como todos los proyectos, surgió de los propios chicos. Casi todo lo que surge en CAJ es en base a la necesidad y expresión artística. La idea era llenar de colores Sierra Chica", declaró la Lic. en Psicopedagogía.

"En un primer momento contábamos con la Secundaria N° 17 que es la sede del CAJ, pero subimos la iniciativa en las redes sociales para ver qué vecinos se copaban y prestaban su pared. Muchos se re engancharon y nos invitaron, nos dieron permiso, incluso pintaban con nosotros. Se trabajó muy bien con los chicos, los muralistas, las familias que se sumaban, incluso el personal y médicos de la salita en donde también se hizo un mural".

Proyectos que dejan huella

El Centro de Actividades Juveniles pertenece a la educación no formal. El objetivo que tiene desde su creación es el de ofrecer a los adolescentes y jóvenes la posibilidad de encontrarse y de realizar distintas actividades y propuestas. Y está abierto a los chicos de la comunidad, pero también de la zona.

Allí se realizan diferentes tipos de actividades recreativas teniendo en cuenta el proceso de enseñanza y aprendizaje. En este sentido, todas la actividades que se realizan dentro del marco del programa del CAJ son actividades que están vinculadas con los espacios curriculares de la Escuela y con los contenidos, por lo que se trabaja en conjunto con los docentes de la Institución.

Hasta el momento se pintaron cinco paredes en distintos sectores de la localidad. Una cerca de la pista de skate que es un lugar de encuentro de muchos de estos chicos, en las salitas donde estuvieron trabajando médicos y enfermeros, y en paredes de particulares.

Todavía hay bocetos de murales que no se llegaron a pintar con la idea de poder terminarlos el próximo 15 de septiembre, cuando se lleve a cabo la jornada de exposición de murales, desde las 10 hasta las 15.

El CAJ de Sierra Chica abrió sus puertas en marzo y en pocos meses no solo se lograron concretar interesantes proyectos, sino que también la institución se logró que la institución se convirtiera en espacio de referencia para muchos chicos de la comunidad. "Hay un sentido de pertenencia muy importante".

Los murales se sumaron a otras propuestas tales como la realización de cestos de basura que se distribuyeron en distintos puntos de la localidad, y material didáctico con artículos reciclados para destinar al CEC 803 y la Escuela Primaria 13; entre otras.

Para Yamila, "el CAJ de Sierra Chica, principalmente, es un espacio de contención e inclusión social que va surgiendo a raíz de necesidades artísticas y personales o comunitarias. El año que viene estamos redefiniendo el trabajo porque la Secundaria 17 tiene intención de incluir una orientación en arte y teatro. Es algo novedoso articular el CAJ y la Secundaria con las demás instituciones que tiene la localidad".

MÁS TÍTULOS

Ponían trabas para darle de baja el servicio y exigían pagos improcedentes
Debido a la falta de precisiones sobre su paradero no se pudo iniciar el juicio
Una nueva etapa en el vóleibol masculino de Estudiantes
Se mantiene desde hace más de 40 años
HANDBALL. Buen fin de semana para Ferro
Abierto "Ciudad de Villa Gesell"
BASQUETBOL. Se jugó parcialmente la quinta fecha del torneo "Clausura" de la ABO
Para los Juegos Bonaerenses 2018
EQUITACION. Melisa Orifici, como organizadora y amazona, tuvo un certamen brillante en el Campo Hípico Las Sierras
ABO. Duodécima fecha del torneo de Primera División
A 39 años de la coronación del inolvidable juvenil capitaneado por Maradona en Japón