Edición Anterior: 17 de Febrero de 2019
Edición impresa // La Ciudad
ESCENARIO POLITICO. Radicales, peronistas y kirchneristas en acción. Los números que preocupan a Macri y los locales
Las internas en Cambiemos, en el peronismo y las movidas locales que desvelan a ambos espacios
El Presidente lo mira a Lousteau y algunos gobernadores radicales con preocupación. El peronismo, ante el dilema de Cristina y el afán de sumar algunos kirchneristas moderados. Las movidas de los K locales generan algunas reacciones. El radicalismo vernáculo se prepara para la acción y reclama mayor democracia interna
[email protected]

Los últimos sondeos de opinión le dieron una ingrata sorpresa a Mauricio Macri a raíz de una caída en la imagen de Macri justo en enero, cuando el Gobierno esperaba un repunte. El bajón del verano vino con facturas altas de servicios y amenazas de aumentos de tarifas que comenzaron a concretarse en febrero. A ello se le suma una suba en los combustibles y todos los aumentos en cascada que generan.

Macri se juega a un voto ideológico y a polarizar la elección para que los votantes voten por el menos malo en la segunda vuelta. A su vez, el Presidente se enfrenta con una encrucijada muy preocupante para sus posibilidades dentro de Cambiemos. Y es que Martín Lousteau quiere una Paso contra Macri, se siente apoyado por el radicalismo mendocino, también por el santafesino y tal vez por Morales. Si a eso se le suma que Schiaretti jugará para Alternativa Federal, se podría concluir que el ajuste de la política oficial lo ha ido dejando sin aliados incondicionales como los supo tener en octubre de 2017.

Pero Macri-Barba se siguen jugando a un voto ideológico-ético y no económico. También es cierto que uno de los sondeos colocan a la corrupción en el segundo lugar, después de la inflación, como tema preocupante para la gente. Así que, muy errado no están. De todas maneras, la población continúa privilegiando los precios, las tarifas y el trabajo, y en estos puntos, el gobierno viene reprobando.

Pero el macrismo tiene dos formas de limitar a su oponente: una sería eliminar las Paso y la otra impedirle que lleve la boleta de María Eugenia Vidal en la Provincia. Sabe del potencial electoral que cuenta la gobernadora y que éste podría ser determinante dentro del combo de candidatos que cada uno mostraría en las Primarias.

Pero a Macri, el ex ministro de Economía y defensor de la Resolución 125 le viene quitando el sueño. Es que el marco dentro de Cambiemos es inquietante a partir de un radicalismo levantisco y disconforme con la política económica. Los radicales, al menos algunos provinciales, están cada vez más lejos del Gobierno, pero saben que sin Macri no hubiesen tenido ninguna chance en 2015 de compartir el poder. Daniel Salvador observa con atención todas estas movidas y por ahora no quiere hacer olas por nada del mundo. Sabe que, a partir de la caida de Jorge Macri en Vicente López, existe la atención de algún fundamentalismo macrista de imponerlo como compañero de fórmula de Vidal, algo que sería a todas luces inaceptable por la presencia de dos dos Macri en las principales candidaturas nacionales y provinciales. Más nepotismo que eso sería imposible. Pero por el momento, Salvador, el ex abogado de la Conadep, estaría salvado y conservaría todas las posibilidades de volver a acompañar a la Gobernadora, y Cristian Ritondo iría como primer candidato a diputado nacional.

Mutaciones peronistas

En tanto, el peronismo nacional repite su dialéctica histórica. Surgió como la comunidad organizada, luego mutó hacia un stalinismo en la primera mitad de la década del cincuenta, hubo un intento de acompañar el programa liberal-trasnacional de Onganía, volvió a insinuar la comunidad organizada con Perón de regreso y luego de varias idas y vueltas, retomó una postura autoritaria-stalinista con Cristina previo paso por el neoliberalismo de Menem durante casi toda la década del noventa.

Esa tensión entre dos modelos, sólo que ahora la puja es entre el stalinismo cristinista contra un intento de volver a la comunidad organizada a través de Alternativa Federal, mostrándose este ultimo espacio como un intento de colocarse como una verdadera alternativa económico-política entre los dos modelos presentados en la polarización entre Cristina y Macri.

Pero detrás de estas posturas ideológicas está la política, esto es, el armado de la fuerza que permita ganar. y en eso cada uno de los espacios tiene sus estrategias. Mientras Macri trata de impedir fisuras en Cambiemos pero intenta abrirlas en el peronismo alimentando la polarización, Cristina hace la plancha porque otra no le queda y buscará victimizarse con los juicios que pronto se le iniciarán mientras el massismo buscaría imponer, como en Brasil, el condicionante de la "ficha limpia" para ser candidato para impedir su candidatura. Pero para que prospere, primero habría que sancionar una ley y en segundo lugar, Cristina debería tener una condena en segunda instancia. Caso contrario se violaría el principio de presunción de inocencia.

Seguramente, en la ex presidenta se impondrá su propio perfil personal y morirá con la suya. Es decir, para cualquier peronista, no habría acuerdo posible con ella, no sólo porque ni Urtubey ni Pichetto ya han manifestado su rechazo a cualquier acuerdo con ella, sino porque además, el massismo tiene una interna despiadada con este tema. El mismo Massa debió de ser ambiguo en Mar del Plata respecto de Cristina -y lo siguió siendo- por la presión que tiene en su propio espacio. Pero, como suele ocurrir en países con grietas político-sociales, no existe ninguna posibilidad de superarlas sino se absorbe una parte de uno de los polos enfrentados.

Por lo tanto, así como en Venezuela la unidad nacional se podría lograr absorbiendo una parte moderada del chavismo, en Argentina, la superación de la grieta y de la polarización requiere de la absorción de un kirchnerismo moderado, encarnado quizás por Agustín Rossi, por ejemplo, entre algún otro. Caso contrario, no existiría ninguna posibilidad de modificar el escenario actual. Mientras tanto, gente de Pichetto, lo tienta a Emilio Monzó, aprovechando el malestar existente con el macrismo, con una candidatura a gobernador de la provincia de Buenos Aires para contar con una carta diferente a la de Massa que sigue obstinado con la presidencia.

Sordos ruidos

Como todo tiene su correlato en lo local, aquí también existe la grieta aunque algo atenuada. La diferencia es que el peronismo no K no está tan unido como a nivel nacional y el enfrentamiento con Unidad Ciudadana no es tan virulento.

Pero también existen contradicciones entre los primeros, al menos dos candidatos a intendente y una perspectiva de interna también en UC desde el momento en el que a Federico Aguilera le salió de pronto un posible oponente para una Paso en la figura del abogado Martín Marcelli, apoyado por el sindicato de los municipales.

De todos modos, los actores ya comienzan a moverse y el bloque de Unidad Ciudadana podría ganarse un enemigo ya que Juan Sánchez, del bloque de los Trabajadores habría quedado algo herido cuando el kirchnerismo no lo invitó a la convocatoria que hizo a los gremios de la Educación para adelantar sus posturas frente a las paritarias. "¿Así quieren la unidad..., excluyendo?", acotó una fuente peronista. "Si siguen así se van a quedar sólos", añadió.

Según la misma fuente, "están envalentonados porque Aguilera se lleva el voto de Cristina, pero debiera pensar que ahora le salió Marcelli y además no se sabe si Cristina juega o podría jugar porque si prospera el tema de la ficha limpia que levanta el massismo, no podría hacerlo".

Mientras tanto, en el peronismo federal se alienta un acuerdo entre José Eseverri y Adriana Capuano. En el eseverrismo se lograron todas las afiliaciones, dijeron, para tener listo su partido vecinal y Eseverri contaría con apoyos impensados para su eventual candidatura. Adriana iría a la lista seccional y se habla de un o una outsiders de la política, aunque muy pública, para encabezar la lista local. La oferta estuvo pero todavía no ha respondido.


Calma radicales

El otro punto de conflicto está en Cambiemos. El radicalismo está molesto desde hace tiempo porque no encuentra una respuesta satisfactoria a su reclamo de mayor democracia interna.

Históricamente, los radicales reclaman mayor participación en los gobiernos, y Olavarría no es ninguna excepción. El Intendente Galli les retruca con que les colocó dos concejales en buenos lugares en la última lista pero el radicalismo pide mayor protagonismo en los lugares de decisión. Pero, no es que estén reclamando cargos para su gente sino que van a ir por la conformación de "una mesa de Cambiemos". Así la denominaron.

"¿Qué ganamos con algún puestito? Nosotros queremos hacer política y la entendemos no como una actividad destinada a cambiar la realidad de la gente pero para bien. No la queremos para beneficio nuestro sino para el bien común", apuntó un correligionario visiblemente contrariado.

Lo que antes fue una alianza parlamentaria, hoy, por la misma dinámica de la política se ha ido transformando en una constante demanda de mayor participación. Tanto es así que, hace unos días, el titular del comité, Francisco "Pancho" González, no descartó ir a una Paso contra la lista del Intendente, y ya barajan el nombre del posible candidato alternativo "bien radical", enfatizan.

Creen, como el gobernador Cornejo en Mendoza, que si va un radical, "los radicales lo van a preferir a un macrista", dicen.

En tanto, los últimos números que barajan darían una polarización entre Galli y Eseverri y luego Aguilera llevándose algunos votos de los que juntaría Cristina en lo local. Si bien ese sería su piso, también sería su techo.

MÁS TÍTULOS

Ramiro Borzi habló de la trayectoria de Proyecto Peronista y apoyó la candidatura de Aguilera
ESCENARIO POLITICO. Radicales, peronistas y kirchneristas en acción. Los números que preocupan a Macri y los locales
Rosita Muia contó que continúan avanzando en los trámites para habilitar la importante obra de Talleres Protegidos
En los concesionarios locales advierten que por el momento no se traducen en ventas
En Sierra Chica y un sector del barrio Cuarteles
Con el Corsódromo "Gabriel Antonio" como escenario, pasó anoche la segunda jornada del evento organizado por el Municipio
Aún hoy son delitos minimizados en relación a aquellos contra la propiedad
El tradicional evento comenzó el viernes y culminará hoy
Por estos días se formó en nuestra ciudad un grupo con 20 integrantes, que planea extender su convocatoria
Amenazaron a las víctimas con un cuchillo que estaba en la cocina
FUTBOL INFANTIL. Equipos locales compiten en distintos torneos de la zona
BASQUETBOL. Derrotó anoche 84-80 a Rivadavia de Mendoza por la Conferencia Sur de la Liga Argentina 2018/2019
FUTBOL. El "Chaira" visita hoy desde las 20 a Huracán, por la cuarta fecha del Regional Amateur
TENIS. El Argentina Open define desde las 11 al mejor del certamen
ABO. El torneo se jugará el 8 y 9 de junio
FUTBOL. Embajadores recibe a Ferro y Loma Negra es local ante El Fortín
KARTING. Un total de 137 pilotos clasificaron en Gonzales Chaves para la fecha inaugural
La opinión de Juan Agustín Galli, subsecretario de Deportes y Recreación
INFERIORES. Los encuentros de la jornada se jugaron en tres canchas
El "Halcón", como visitante, venció 1-0 a Gimnasia
TURISMO 4000 ARGENTINO. En la Plata se corre la primera final del año
El volante de Racing aparecerá entre los 11 titulares en Saladillo
GOLF. Se cierra hoy la 101º edición del Abierto del Sur
Entrevista con María Inés Banegas en el marco del V Encuentro de Estatuas Vivientes.