Edición Anterior: 13 de Octubre de 2019
Edición impresa // La Ciudad
Federico Aguilera: "Un intendente no puede gobernar dándole la espalda al pueblo"
De militante a concejal y del HCD a la Intendencia. Eso se propone el candidato del Frente de Todos que ubica la emergencia social y el empleo como prioridades. No viene de familia política y dice que no llevará la familia a la política. Las 4 mil viviendas, la suba de tasas, la "paridad" con Galli, el estacionamiento medido y La Cámpora son parte de esta extensa charla, de cara al 27 de octubre.
Josefina Bargas

[email protected]

Karina Gastón

[email protected]

Llega a las cinco en punto, de camisa rayada, en un viernes abierto a la charla, con la expectativa de que Alberto Fernández desembarque en Olavarría antes del 27 de octubre. Es Federico Aguilera, el militante que es concejal y hoy aspira a la Intendencia por el Frente de Todos. El que no viene de una familia política ni tendrá familiares en la política. Lo aclara. El que recarga energías en cada barrio y en cada abrazo, con "la esperanza de que el pueblo de Olavarría nos va a acompañar". Su urgencia será la emergencia social y luego la generación de empleo. Con decisiones propias, más allá de La Cámpora. También lo aclara. Asume la coherencia, honestidad y tenacidad como fortalezas. El Impuesto a la Piedra, el transporte interurbano, las 4 mil viviendas que nunca dijo que haría, los empleados municipales, Galli y los parientes en la gestión. Todo es parte de esta hora de entrevista con EL POPULAR, a un paso de las urnas y, quizá, de gobernar la ciudad.

-¿Estamos frente al futuro Intendente de Olavarría?

-Esperemos que sea así, tenemos la expectativa y esperanza de que el pueblo de Olavarría nos va a acompañar por el trabajo desarrollado y por el espaldarazo que nos dio en las PASO Alberto Fernández, que nos posicionó como la única fuerza con capacidad real de poder ganar las elecciones frente a Cambiemos en Olavarría.

-¿Cuál es la primera medida que tomarías como Intendente, el 11 de diciembre?

-Abrir canales de diálogo y participación con el sector industrial, el campo, instituciones intermedias, clubes, sociedades de fomento, jubilados. Poner en común los proyectos y trabajar en conjunto. Un intendente no puede gobernar dándole la espalda al pueblo.

-¿Esos canales hoy no están abiertos?

-Creo que falta profundizar. Muchos sectores manifiestan que no hubo respuesta, que falta escuchar las problemáticas. Cada charla o reunión fue un insumo necesario para la plataforma de gobierno. Asumir como Intendente da otra posibilidad y herramientas a la hora de tomar medidas.

Aguilera antes de Aguilera

-¿De qué vive Federico Aguilera? ¿Cuál es su ocupación?

-Vivo de mi rol de concejal y es mi único ingreso económico desde hace 6 años.

-¿Y antes del llegar al HCD?

-Hice el secundario en la Escuela Normal pero por cuestiones económicas y familiares no pude terminar mis estudios superiores. Siempre me incliné por las ciencias sociales, la comunicación, la sociología. Mi padre es militar retirado, era enfermero en el Ejército y en servicios privados; mi madre ama de casa. Luego se separaron, veníamos de la crisis de 2001. Fui empleado de comercio, atendí una heladería y terminé siendo tapicero, fui lava copas, me las rebusqué para tener un ingreso, ayudar a mi mamá y juntar para estudiar. Hice profesorado de Geografía en Azul mientras trabajaba, llegué al último año y en paralelo empecé a trabajar en docencia en secundarias y a participar en política.

-¿Inspirado en qué? ¿En tu casa se hablaba de política?

-No. Nadie de mi familia se dedicó a la política, soy el primero. Mi interés comienza en la secundaria al leer la historia donde empiezo a entender procesos históricos, las desigualdades entre ricos y pobre; y cómo la política llevaba a guerras. En historia Argentina conocí a Perón y me sentí identificado.

-¿En tu familia había simpatías?

-No, mi papá no era muy simpatizante y de joven tuve discusiones pero con los años lo fui convenciendo y hoy es uno de mis principales seguidores (se ríe). En 2010 con el proceso político de Néstor y Cristina Kirchner vi reflejada esas banderas peronistas. Soy hijo del neoliberalismo, nací en el 86, cuando la política era mala palabra. Tras la crisis 2001, irrumpe de manera democrática un proceso político con el que me siento identificado por sus banderas políticas y luego de la muerte de Néstor fue un proceso masivo de jóvenes que se volcaron a la política y dije ´quiero dejar de leer y formar parte y empezar a ayudar para cambiar la historia´. Sin intención de ser Intendente, con sentido muy solidario en clubes de barrios, merenderos, y me fui formando, conociendo la realidad de todos los sectores y llegó posibilidad de estar en una lista de concejales en 2013 y a partir de ahí soy concejal.

De viviendas y chicanas

-De ese cara a cara de la militancia o desde el HCD a pasar a un rol Ejecutivo, ¿cómo te ves ante esas demandas que hoy recogés como concejal opositor cuando tengas la posibilidad (o no) de dar las respuestas?

-Sabemos que vamos a recibir un sector en crisis y lo primero será atacar el hambre, atender la emergencia social, reforzar la tarjeta alimentaria, ayudar a merenderos y comedores comunitarios con plan nutricional. Luego será la generación de fuentes de trabajo, que empiecen a autosustentarse sin depender del Estado.

-¿Un Municipio puede generar trabajo?

-Por supuesto. Con un plan municipal de viviendas que genere dinamismo en la economía y fuentes de trabajo; con la apertura del Matadero; con la licitación de tratamiento de la basura con planta de separación en origen y reciclado dará trabajo a 12 o 15 personas. Los 200 millones de pesos por aumento del Impuesto a la Piedra tras aumentar un punto serán para viviendas y hacer obra pública. Más las herramientas de Provincia y de Nación para revertir crisis y generar trabajo, ayudando las pymes con una ordenanza de Compre Local.

-Sobre el plan municipal ¿proponen construir 4 mil viviendas en 4 años?

-Dijimos que había un déficit de 4 mil viviendas. Nunca dijimos que íbamos a hacer 4 mil viviendas en 4 años. Es como decir que hay un 35% de pobreza en Argentina y si asumimos habrá un 0%, como se dijo. Fue una chicana con mala intención. Decir cuántas viviendas haremos sería irresponsable. Todo dependerá del éxito que tenga el mecanismo de círculo cerrado para sectores asalariados y la articulación con Vivienda de Nación y Provincia.

-¿Qué política adoptarán con respecto al transporte interurbano?

-Hemos sido críticos del sistema interurbano, ha fracasado. Hay demandas en las localidades por el estado de las unidades, que deben ser 0KM o con menos de 5 años; mejorar la frecuencia de recorridos; y los horarios y paradas por fuera de las 22 horas o en la madrugada. Olavarría tuvo la suerte de tener un inversor local que se hizo cargo del transporte urbano. Hubo proselitismo del Ejecutivo, dijo que renovaron la flota cuando la inversión la hizo una empresa. Abriremos un pliego y veremos qué empresas interesadas hay.

-Con respecto al servicio urbano, ¿qué calificación hacen? ¿Consideran que fue un acierto del Ejecutivo?

-Creo que el servicio ha mejorado un 100%.

-¿Cuál será la política con respecto al estacionamiento medido?

-Nos opusimos a la privatización y criticamos que una empresa de afuera se hiciera cargo. Se aprobó un contrato y el próximo Intendente tiene que respetarlo. Luego tendremos posibilidad de plantear demandas para consensuar con la empresa.

Qué intereses defender

-¿Habrá aumento de tasas? ¿Cómo se manejará la situación si las finanzas no alcanzan, la crisis se mantiene y la transición se hace demasiado extensa?

-El principal mecanismo para recaudar del Municipio es a través de las tasas pero no solo para vecinos, hay otras que tocan intereses de sectores con mayor capacidad económica. Los vecinos sufrimos aumentos en Servicios Urbanos pero en estos años no hubo un solo aumento en Seguridad e Higiene para grandes bancos y hubo empresas que no son de Olavarría que se instalaron acá y no tributan tasas.

-¿Y eso por qué sucede?

-Porque no hay voluntad del Ejecutivo de ponerse firme con este sector. Son lugares donde el Intendente puede obtener recursos sin tocar el bolsillo de los vecinos.

-¿Considerás que la voluntad política se puede imponer al poder económico?

-Van de la mano y creo que es 100% voluntad política. Uno como Intendente tiene la capacidad para sentarse con los actores, consensuar y cuando una medida no es la más simpática poner en la balanza los intereses a defender, si los de la gran mayoría o de un sector concentrado. Esa es la gran diferencia con Cambiemos.

-Una fortaleza y una debilidad de Federico Aguilera…

-La coherencia de estar siempre en el mismo espacio político más allá de la coyuntura. La honestidad: en Olavarría nos conocemos todos y saben que soy concejal, no tengo causas en mi contra, no incrementé mi patrimonio en estos 6 años, no tengo casa ni terreno propio, alquilo, y tengo el mismo auto desde que asumí. Una limitación, que tuve que aprender a manejar, fue la impronta solidaria: encontrar familias en situación de pobreza, de violencia, realidades muy crudas… Con el tiempo aprendí a manejar esas emociones, a delegar para resolver. Como Intendente voy a tener otras herramientas para resolver.

-Ser Intendente también te quitará horas en el territorio y te pondrá detrás de un escritorio, aunque no te guste, firmando papeles.

-Depende de la impronta del Intendente para que la gestión no se lo lleve puesto.

-¿Qué ciudad quisieras dejarle a chicos como tu hija Manuela, que en 2023 serán adolescentes?

-Un municipio con oportunidades para los jóvenes. Una de las principales problemáticas al terminar la secundaria o una carrera es que no tienen oportunidad de trabajo. Una Olavarría con oportunidades para vecinos que quieren elegir vivir acá como lo hice yo, con una proyección a futuro que de oportunidades de trabajo y educación.


"La única encuesta real es la de la gente"

Los abrazos, las fotos, el mate dispuesto. Todo es "significativo y me llena de orgullo, da fuerza el mensaje de esperanza de la gente. También genera muchísima responsabilidad", reconoce Federico Aguilera. Es viernes y después de la entrevista en el Diario hará escala en el barrio Los Robles.

-Antes de las PASO, ¿imaginabas que tu adversario sería Galli y no Eseverri?

Sí. Lo advertimos y dijimos que se iba a polarizar. Las elecciones siempre se nacionalizan.

-Sin embargo, hay candidatos que omiten referentes o directamente apelan al corte de boleta…

-Esa estrategia de ocultamiento se dio tras la PASO, a conveniencia de cada espacio. Estamos orgullosos de nuestro espacio, mostramos candidatos y la gente vota de nación a municipio.

-Siguiendo esa lógica, ¿cómo se explica entonces la mínima diferencia que hay con Galli con una paridad que aún se mantiene, según algunas las mediciones?

En Olavarría Alberto Fernández sacó el 40%, nosotros el 34% y vamos a lograr ese 6%. Cambiemos y el Frente de Todos demostraron contundencia para disputar la Intendencia, la gente así lo definió. Entre esas dos opciones estará la fuerza que va a dirigir Olavarría.

-¿Mirás encuestas?

-No contratamos. Las nacionales marcan la profundización entre Alberto Fernández y Macri y entre Axel y Vidal. En Olavarría hay medios que hablan de una elección pareja. No tenemos datos propios. La única encuesta real es la de la gente y eso nos da mucha perspectiva y esperanza por el acompañamiento de los vecinos.

-¿Una proyección en cuanto a la cantidad de concejales?

Según las PASO podrían ser 4 para Cambiemos, 4 para el Frente de Todos y quizá 2 para la tercera fuerza.

-¿Esto marcaría el fin del eseverrismo?

No me corresponde opinar. El eseverrismo sabrá qué hacer después de octubre. Prefiero pensar qué haremos cuando nos toque ser gobierno.


"No van a encontrar Aguileras trabajando en ninguna dirección"

No es una estrategia electoral sino por el paso de los años. Así explica su cambio de imagen el concejal Federico Aguilera, que lanzó su campaña entre sacos y camisas. Se ríe ante el planteo aunque admite que "me lo han manifestado, pero ya no me visto como a los 20 y pico (tiene 33 años). Y ahora lo hago con la asesoría de mi esposa".

-¿Qué pasará con la planta de empleados municipales se mantendrá, aumentará?

-Hubo crecimiento exponencial en la última gestión y eso afectó las arcas municipales. Hoy son 2500 empleados. Un gran porcentaje del Impuesto a la Piedra va a gastos corrientes. Si hay nuevos servicios se requerirá de nuevos trabajadores pero tiene que estar justificado. Lo veremos al asumir.

-Esta gestión impulsó las declaraciones juradas. ¿Consideras que es necesario?

Lo vamos a continuar. No está mal que los datos de los funcionarios públicos estén publicados.

-Un tema que ha sido polémico en la gestión de Galli fue la inclusión de familiares y amigos en el Gobierno…

Ha sido una discusión demagógica y marketinera. Un Intendente debe dotarse de personas con experiencia en la gestión. Sería un error no aprovechar el capital humano que tiene la Municipalidad sin importar si viene de García Blanco, Eseverri, Eseverri hijo o Galli. Sí nos apoyaremos en personas de confianza que compartan nuestra visión ideológica de ciudad.

-¿Hay alguna persona de confianza de apellido Aguilera?

-Soy la primera generación de la familia en la política.

-No sabemos el apellido de tu madre… (risas)

-Seoane. No tengo ningún familiar sanguíneo militando dentro del espacio político. Mi hermano es profesor de gimnasia y da clases. Mi familia es muy reducida. Conmigo no van a tener problema. Estoy casado hace más de un año con mi compañera, que conocí en la militancia. Y tengo una hija del corazón, Manuela, de 9 años. No van a encontrar Aguileras trabajando en ninguna dirección.


"Si me toca gobernar, las decisiones las voy a tomar yo"

Cuando llega a un barrio y sabe que hay otro concejal es muy probable que le envíe un WhatsApp. “Somos compañeros y, más allá de diferencias, es una oportunidad para acercarse al otro”, dice Federico Aguilera. El mismo que en las últimas sesiones prefirió ceder la palabra a sus pares de interbloque, dando “participación y visibilidad a su trabajo”.

-Una de las cuestiones que siempre está latente gira en torno del séquito de La Cámpora en la toma de decisiones y conformación de listas, como quedó en evidencia con César Valicenti encabezando la lista de Diputados y Mercedes Landívar, su compañera, siendo primera candidata a concejal. Por lo tanto, cabe preguntarse si será Federico Aguilera quien tome las decisiones como Intendente o habrá otros que decidan por él…

El séquito no existe. Sí hay compañeros porque esto es una construcción colectiva. Si me toca gobernar, las decisiones las voy a tomar yo. Hemos demostrado capacidad para sumar nuevos actores en el HCD, fuimos el único bloque que lo hizo y somos la primera minoría.

-¿A partir de coincidencias o porque los unía el espanto?

Porque ha cambiado el contexto económico, político y social y la gente así lo pedía: que dejemos las diferencias secundarias por objetivos comunes, con una alternativa superadora amplia. Acá sumamos al Frente Renovador, a los sindicatos, a agrupaciones que no tienen que ver con La Cámpora, al peronismo tradicional… Y me gustaría rebatir el mito en torno a La Cámpora, como armador de listas o espacios de poder. Hace 10 años que hago política, 6 años que soy concejal y el único concejal de La Cámpora soy yo.

-Es cierto. El protagonismo de La Cámpora se fue, necesariamente, desdibujando en nombre de la pluralidad y en busca de esa pretendida unidad…

En cada momento histórico a cada sector le toca un rol. En este momento de construcción, La Cámpora es una agrupación más de campaña y es lo mejor. Para gobernar vamos a necesitar la ayuda de todos los sectores. Por eso en uno de los debates le dije al Intendente de trabajar en conjunto, nos toque ganar o perder.

MÁS TÍTULOS

Capítulo 8
Día del Psicólogo: la Lic. Yesica Schamberger habla del rol de esta profesión
Jonathan Navarro, el pibe del barrio Eucaliptus en la ultramaratón de Río de Janeiro
Mauricio Macri pasó por Olavarría con la marcha "Sí se puede"
Aferrados a un sueño que tiene mucho de hazaña
ESCENARIO POLITICO. Ezequiel Galli se benefició con el cambio de tono de la campaña. Corrientes locales y el dilema de un sindicalista
Se realizó el cuarto pernocte literario con alumnos de Nivel Primario y vino la escritora Liliana Cinetto
Espacio de difusión: Seamos responsables de nuestro destino sin salvadores ni buscando culpables
Intervenciones céntricas
La víctima permanece internada en terapia intensiva en una clínica privada
Por el torneo Zonal de básquetbol femenino
Fórmula 1 en Japón
SOFTBOL. Hoy se juega la segunda fecha
FUTBOL. El amistoso se jugará desde las 11, en Elche
RUGBY. El local venció a Remo, por la Copa Ombú
FUTBOL. La etapa regular del torneo "Clausura" de primera división espera por su ganador
AVENTURA. La prueba se largará a las 11, en Sierras Bayas
Hoy a partir de las 19, en conferencia de prensa
El campeón Manuel Serra sacó la bola 20
BASQUETBOL. La actividad por las Copas de Oro y Plata continuará entre hoy y mañana
AUTOMOVILISMO. El líder de la Monomarca 1100, Emanuel Bibiloni, sacó la bolilla 29
En la Liga Junior femenina
INFERIORES. Más partidos por el torneo de divisiones inferiores
HOCKEY. Definiciones de la FTH
TURISMO PISTA. Ambos pilotos prevalecieron en sus series y van por la victoria en Oberá, Misiones
Se llama "Camino a los ´70: la Vuelta de Olavarría a lo largo de 7 décadas en el TC"
Programa de octubre muy variado en el escenario del Teatro Municipal
Diego Lurbe, el hombre de la batuta que se puso al frente de la Filarmónica del Teatro Colón y contó su gran experiencia
Se presenta el cantante y guitarrista azuleño