Edición Anterior: 20 de Febrero de 2020
Edición impresa // Deportes
BASQUETBOL. Gustavo Fernández, a la vuelta de Oberá y antes de reanudar la Liga Argentina
"Estoy convencido de que somos un gran equipo"
El "Lobito" desmenuzó la derrota con OTC en la semifinal del Súper 4, analizó último tramo de Estudiantes en la segunda categoría nacional y se refirió a Central Entrerriano y Villa Mitre, lo que se viene.
Daniel Lovano / [email protected]

Llegó Gustavo Ismael Fernández a la caja de uno de los supermercados de Olavarría y el cajero, sin pasar siquiera el primer paquete por el scanner, le preguntó: "¿Qué pasa con Estudiantes, Lobito?".

Entonces el entrenador bata, con ese lenguaje corporal y ese tono de voz de cordobés buenazo, le respondió: "Estamos primeros, estamos bien".

No importa si aconteció un par de días antes o un par de días después del viaje de Oberá, para jugar un torneo al que sólo tuvieron el privilegio de pertenecer los dos mejores de la Conferencia Sur y la Conferencia Norte de la Liga Argentina de Básquetbol.

El deporte es así por estos lares, el cortoplacismo se lleva todo puesto, y un par de marcadores adversos encienden las alarmas de los hinchas.

Ayer, a la hora del almuerzo, apenas finalizado el primer entrenamiento luego del regreso desde la provincia de Misiones, el "Lobito" Fernández abrió su oficina del Maxi para hablar de varias cosas; en primera instancia de la reciente participación albinegra en la tierra colorada.

"El balance siempre va a ser positivo por haber estado en el Súper 4", sentenció.

"Habernos ganado el derecho de estar ahí, poder ir y competir contra equipos que tienen las chances ciertas de ser protagonistas en la otra zona nos marcó, estuvimos a la altura y competimos contra Oberá" destacó el coach de Estudiantes.

"Como todo competidor nos quedamos con ganas de haber hecho un mejor juego, haber ganado y haber llegado a la final, pero eso no quita que no se puedan ver las cosas positivas que han pasado" apuntó.

En ese sentido, destacó que "el evento estuvo muy bien organizado, fue de mucha calidad y me alegra mucho que haya sido así. Espero que esa vara sea una base en adelante para este tipo de torneos que jerarquizan la categoría, a pesar de las condiciones económicas adversas en la Argentina. Ilusiona que haya una mirada y una cabeza diferentes en función de futuro".

Oberá Tenis Club y Barrio Parque fueron los dos equipos de la otra Conferencia. El staff técnico los tenía vistos, pero en la cancha pueden surgir otras miradas, sobre todo pensando que pueden llegar a ser rivales cuando esto apunte a instancias finales.

"Por suerte comprobamos que las cosas que miramos fueron las que terminaron sucediendo. La diferencia la hizo la calidad de ejecución individual de algunos chicos de Oberá" admitió.

"Teníamos como parámetro ir por una parte del juego, que era la de los interiores, pero debido a la calidad que tienen lo hicieron de mejor manera a lo que nosotros queríamos, y uno de los jugadores que pretendíamos sacar el juego, Suppi -que por algo es muy codiciado en la Liga- no lo logramos y fue muy importante. A eso se le sumó un cuarto jugador, como Maxi Martín, que era parte en nuestro scouting de los que debíamos neutralizar y apareció en el momento clave" desmenuzó.

Haciendo anclaje en Estudiantes, el "Lobito" señaló que "ahí se vieron diferencias, y debemos ser conscientes de que hubo una clara diferencia entre un equipo y otro, lo que nos obliga a ser más sólidos como grupo, y mejores desde el punto de vista individual".

Estudiantes tuvo en la primera parte de ese partido con los misioneros un gran aporte ofensivo de Owens; bajado el goleo del extranjero, no logró compensarlo con vías alternativas para perforar el aro de OTC y ya no pudo sostener el resultado.

"Entramos en esas lagunas, y la búsqueda de variantes nos confundió un poco. También creo que ahí es donde los jugadores deben estar presentes para compensar lo que fluye naturalmente, porque el rival también dejó que nosotros fuéramos por el lugar de Owens y bloqueó la participación externa. Ellos lograron que nuestros externos no aparecieran en ningún momento, y nosotros no. Ahí fue donde se rompió el juego" precisó.

La primera parte de la charla estaba cubierta; la segunda estuvo vinculada con la vuelta al ruedo.

Cambiar el chip para sumergirse otra vez en la Liga Argentina, que propone Villa Mitre y Central Entrerriano en la doble jornada inminente.

"Habíamos aclarado antes de partir a Misiones que era un torneo distinto, algo positivo, una especie de bonus track que no nos debía confundir. Eso no quita el análisis y el intento de crecer, porque nosotros extraemos cosas de esas competencias ante los mejores equipos, y si queremos tener chances debemos saber competir contra ellos y contra esos jugadores" dijo.

El registro reciente de Estudiantes en la Liga marca derrota en Viedma; victorias frente a Quilmes de Mar del Plata en el ida y vuelta; caída en La Plata frente a Gimnasia y en el Maxi con Centro Español; victoria con Del Progreso adentro y Ciclista afuera, y traspié en la visita a Racing de Chivilcoy.

"Estamos constantemente arriba del trabajo sobre las cuestiones individuales y colectivas. Psicológicamente es donde uno debe estar atento, que nos nos dejemos arrastrar por el mundo exterior" diferenció.

"El otro día en un súper un chico me preguntó ‘y... qué pasa con el Bata’ después de perder contra Racing, de visitante. Y le respondí ‘estamos primeros, estamos bien’. No nos podemos salir de una realidad: no somos invencibles y vamos a resbalar cuando el rival lo haga mejor o cuando nosotros no estemos del todo enfocados" enfatizó.

"Nuestra búsqueda es ser más fuertes de locales y mejores de visitantes. Para mí es extremadamente importante saber lo que somos nosotros, que nos pueden ganar. Sí estoy convencido de que somos un gran equipo y tenemos muchas posibilidades de concretar nuestras aspiraciones. Es un trabajo en el que estamos, para despejar la sensación de que está ocurriendo algo malo, porque no es así" recalcó el "Lobito".

Se vienen Central Entrerriano y Villa Mitre, lo que para el común podría rotularse como "dos rivales directos".

"Son equipos muy complicados. Los dos, ganando estos partidos pueden llegar a pasarnos en la tabla de posiciones. Eso indica la importancia de los planteles, y tienen muy claros sus estilos, que nos obligarán a estar muy atentos, porque son muy dinámicos, de mucho juego rápido, cosa que a nosotros nos incomoda un poco. Entonces debemos ofrecer una versión mejorada en relación a los últimos partidos que hemos jugado" anticipó.

Primero serán los entrerrianos (el domingo), luego los bahienses (el miércoles), y el orden le resulta irrelevante al bicampeón de la LNB con Estudiantes.

"Me da lo mismo el orden. Podríamos hilar un poco más fino y ver cuál nos conviene más en este momento, pero mucho va a depender de cómo nos encuentre a nosotros, no del rival" cerró.

MÁS TÍTULOS

También fueron convocados a una reunión del Ministerio de Salud que se llevará a cabo mañana
En un sector del barrio Hipólito Yrigoyen
Torneo "Apertura"
REGIONAL FEDERAL. Racing y El Fortín conocen los árbitros para los partidos del domingo
Volvió a caminar antes de lo previsto y ahora está en plena rehabilitación
Se consolidó en la cima del torneo
FUTBOL FEMENINO. Sabrina "Chechu" Rincón juega en Platense y convirtió en su debut
BASQUETBOL. Gustavo Fernández, a la vuelta de Oberá y antes de reanudar la Liga Argentina
BASQUETBOL. El seleccionado de Sergio Hernández mostrará un plantel completamente renovado