108184

11.02 | Policiales 

Los productores del recital del Indio serán indagados e imputados a inicios de marzo

Se trata de los hermanos Marcos y Matías Peuscovich, además de Gustavo Zurita, mentores del show del último 11 de marzo. La imputación será por "estrago doloso", un encuadre que encuentra antecedente en la trágica presentación de Callejeros en 2004.

A exactamente un mes de cumplirse un año de la presentación del Indio Solari y los Fundamentalistas del Aire Acondicionado en el predio Rural La Colmena, se informó una novedad que genera un verdadero tembladeral en distintas esferas vinculadas de una u otra manera con ese recital. Se trata nada más y nada menos que el llamado a declaración indagatoria de los tres máximos responsables de la productora que llevó a cabo ese evento. Si bien siempre se especuló con esa situación, el dato aún más relevante es que en esa misma audiencia se los imputará formalmente por el delito de "estrago", una figura penal que contempla duras penas y que en cierto punto hermana lo ocurrido con lo que pasó hace ya más de una década en Cromañón, con el recital de Callejeros.

La información fue confiada al Diario El Tiempo de Azul por voceros de la fiscalía especializada en Delitos Complejos, con sede en la vecina ciudad y donde está radicada desde ya un tiempo la investigación, luego de haber sido iniciada por la fiscal olavarriense Susana Alonso. Todo se da en el marco de la investigación acerca de cómo se produjeron las muertes de Javier León y Juan Francisco Bulacio, de 42 y 36 años respectivamente. La causa reconoce diversas aristas que lejos están de limitarse a cómo se produjeron los decesos, sino que también buscan avanzar -de una vez- en el número certero de asistentes, números de entradas vendidas, tareas preventivas y el pergamino se siguen aún desenrollando.

Vale destacar también que la querella no sólo se ve integrada por las familias de las víctimas fatales, quienes cuentan con la representación legal de Fernando Burlando, sino que el mediático abogado también ha incluido entre los particulares damnificados a decenas y decenas de personas que afirman haber sufrido diversas lesiones en el recital registrado el último 11 de marzo. Todo es aún materia de estudio del fiscal azuleño David Carballo, quien en la mañana del próximo jueves será el encargado de encabezar las audiencias enmarcadas en el artículo 308 del Código Procesal Penal.

Otro de los datos relevantes es que el llamado a declaración indagatoria se da en tiempos en los que de manera paralela las partes se encuentran atravesando un proceso de mediación en lo que a la parte civil de la causa refiere, según logró conocer EL POPULAR.

El encuadre

"Estrago con dolo eventual agravado por haber causado la muerte de dos personas y por haber puesto en peligro de muerte a otra". Ese fue el encuadre legal dispuesto por el fiscal David Carballo, quien entendió que los tres productores son coautores de ese delito, dejando por afuera de la acusación, por ahora, al Indio Solari y al intendente local Ezequiel Galli, por sólo mencionar las personas más relevantes que se vieron vinculadas con la organización del masivo evento realizado en el predio rural La Colmena.

Asimismo, en las actuaciones realizadas desde la fiscalía de Delitos Complejos, se habría dispuesto de manera subsidiaria o alternativa la acusación por "estrago culposo agravado por haber causado la muerte de dos personas y por haber puesto en peligro de muerte a otra, en concurso ideal con homicidio culposo". Más allá de la imputación que se realice en los próximos días, la disposición de distintos encuadres es también con vistas a planteos ante instancias superiores, como lo puede ser la de juicio oral y público ante un tribunal técnico.

Lo que no debe obviarse es que se trata de figuras con severas penas de prisión, inclusive la primera de las mencionadas estipula montos muy similares a los de homicidio, teniendo un mínimo de 8 años y llegando a los 20 como máximo.

"La elección del lugar la hicieron los productores", se detalló desde la fiscalía interviniente, argumentando de esa manera uno de los por qué decidió avanzar sobre los productores. "El estrago, en este caso particular, tuvo como medio a las avalanchas y a esa gran concentración de gente que excedió el lugar elegido por los organizadores responsables del show. Una masa incontrolable de personas que se caían unas encima de otras, que se pisoteaban", se añadió.

"Hubo daños durante la desconcentración, daños que también están contemplados en esa figura del estrago", continuó la argumentación desde la fiscalía de Delitos Complejos, desde donde se entiende que el lugar donde se realizó el evento se habría visto desbordado.

Vale recordar que a fines del año pasado se conocieron las pericias oficiales que dieron cuenta que "existe una baja probabilidad de que la ocupación haya sido menor a 200 mil personas o mayor de 250 mil personas, tomando como valor intermedio de referencia 225 mil personas". Esa fue la conclusión arribada desde el Instituto Tecnológico de Buenos Aires y Conicet, a requerimiento de la fiscalía. Vale destacar que, si bien en una primera instancia se había dicho que la habilitación había sido para alrededor de 150 mil personas, esa cifra luego se prolongó a las 200 mil.

Asimismo, la Policía Federal concluyó una cifra de asistentes apenas menor a las 243.500 personas. EL POPULAR tuvo acceso a las pericias ofrecidas desde la defensa de los productores, en las que se concluyó una cifra apenas superior a los 200 mil personas, el máximo habilitado.