111799

16.04 | Política Fraude en Bromatología

La Justicia habilitó la prisión domiciliaria para las acusadas

La jueza de Garantías, Fabiana San Román avaló la prisión preventiva contra las tres imputadas y habilitó a que cumplan la medida en sus domicilios. Todavía siguen detenidas en Junín.

Las tres empleadas de la Dirección de Bromatología del Municipio seguirán detenidas, pero podrán cumplir con la medida en sus domicilios. La decisión del Juzgado de Garantías Nº 1 de nuestra ciudad, que encabeza la doctora Fabiana San Román, se conoció la semana pasada, aunque aún no se hizo efectiva.

Están acusadas por "fraude en perjuicio de la administración pública y asociación ilícita en concurso real y estafa (dos hechos); uso de documento falsificado de instrumento público y estafa en tentativa en concurso real" en una causa que se instruye desde mediados del año pasado tras la denuncia presentada por la directora de Bromatología, Mirta Alcobedo.

EL POPULAR pudo saber que el miércoles se realizó una audiencia en la sede del Poder Judicial de nuestra ciudad convocada por la jueza San Román en la que estuvieron las imputadas, Claudia Carlos, Silvina Elvira Baudry y Liliana Alvarez, junto a sus representantes legales. La magistrada explicó a las partes las decisiones que había tomado, algo que según trascendió, los titulares de las defensas valoraron positivamente.

La causa tramitada por la UFI de Investigaciones Especiales de Azul, es encabezada por el doctor David Carballo. La defensora oficial Soledad Kelly es la representante de Baudry y Álvarez, mientras que el abogado Marcelo Fuche es el particular damnificado por la acusada Carlos.

En los primeros días de abril, la Fiscalía había solicitado la prisión preventiva para las acusadas y la elevación a juicio oral de la causa. Las tres mujeres están detenidas desde el 26 de marzo y tanto el Juzgado de Garantías como la Cámara de Apelaciones rechazaron la excarcelación en primera y segunda instancia. Las defensas de las acusadas solicitaron, entonces, el beneficio de la prisión domiciliaria. Sobre este aspecto es acerca del cual se resolvió el miércoles pasado.

El caso

En junio de 2017 se informó que tres empleadas fueron suspendidas en sus tareas, que se inició un sumario interno de investigación y que fueron denunciadas penalmente. La investigación administrativa daba cuenta de maniobras vinculadas al "cobro indebido por parte de agentes municipales de tasas y derechos a distintos contribuyentes" y que las acusadas habrían recaudado dinero y entregado documentación a nombre de la Dirección de Bromatología. Desde aquel momento se fijó una suspensión por 30 días en sus puestos de trabajo, la cual se extiende mensualmente hasta hoy.

Los detalles de todas las medidas, en la edición impresa de diario El Popular