119500

24.08 | Policiales 

Encontraron un millón de dólares en un departamento del zar de Retiro

Néstor Otero, el concesionario de la Terminal de Omnibus está preso desde el jueves por el pago de sobornos a funcionarios del kirchnerismo. Su mujer está gravemente enferma. Pidió se le otorgue el beneficio de un arresto domiciliario.

La policía secuestró un millón de dólares y un millón de pesos en un departamento de Néstor Otero, el concesionario de la Terminal de Omnibus de Retiro que está preso desde el jueves por el pago de sobornos a funcionarios del kirchnerismo para mantener sus millonarios negocios. Otero que se entregó a la Justicia, pidió entrevistarse con el juez federal Claudio Bonadio para pedir permanecer detenido en su casa, eventualmente controlado con una tobillera electrónica.

Otero tiene 79 años y su mujer está gravemente enferma por lo que le pidió al juez que le otorgue el beneficio de un arresto domiciliario.

Este beneficio no es automático y puede otorgarse a los imputados por razones de edad, por tener más de 70 años, o por razones de salud, o de necesidad familiar, como en este caso. Pero siempre es una decisión del juez si lo otorga o no, según las circunstancias de cada caso.

Otero cuenta con una amplia residencia en Mendoza con pileta climatizada y un departamento en Puerto Madero que fue allanado por la Policía Federal Argentina (PFA). Allí se secuestraron US$ 1.000.000 y $ 1.000.000. Según informaron fuentes de la investigación, el dinero estaba en cajas fuertes en el departamento D del tercer piso de un edificio de Pierina Dealessi 550, en Puerto Madero. También se decomisaron joyas e importantes relojes de gran valor económico.

Asimismo, fue detenido el empresario Alberto Taselli, hermano de Sergio Taselli, exconcesionario del tren Roca. Alberto Taselli fue mencionado por su hermano, con quien tiene una pésima relación y denuncias penales cruzadas, como ocupante del domicilio donde Oscar Centeno, el chofer de Roberto Baratta, dijo que retiró sumas de dinero. Explicó Sergio Taselli que de hecho él había denunciado a su hermano por usurpación de ese domicilio. (Hernán Cappiello / La Nación)