122883

29.10.2018 | Policiales 

"Nahuel no es capaz de tremenda atrocidad"

Lo dijo Claudio Castaño, el abogado defensor de la persona que quedó detenida y fue la última en haber visto a Jorge Bustamante -el joven que fue encontrado muerto en Tandil- con vida.

El conocido abogado tandilense Claudio Castaño es el defensor de Nahuel Morales, la persona que mantuvo la última comunicación con Jorge Bustamante y es sindicado como uno de los sospechosos.

Castaño en declaraciones a TN dijo "Nahuel no es capaz de tremenda atrocidad" y resaltó: "Él se puso a disposición de la Justicia".

Castaño cuestionó el accionar policial y consideró que "hubiese traído fuerzas federales para resolver el caso", al puntualizar que "sospecho que la Policía no quiso resolver lo que pasaba", a subrayar que "aún no apareció el iPhone de Jorge, ahí puede estar la verdad", al afirmar que "el 65 por ciento de las cámaras de Tandil no andan y las que sí funcionan son malas".

También habló de "vínculos con la droga", de un "prestamista que mandó a realizar la acción" y que "quizás lo mandaron a asustar pero los muchachos drogados son desprolijos".

Por último cerró diciendo: "No se sabe quién fue el pescador que lo encontró. Ojo que puede ser una operación de contrainteligencia".

Finalmente, Nahuel Morales quedó formalmente detenido en el marco de la investigación por la desaparición y muerte de Jorge Bustamante a pedido del Fiscal de la causa, Doctor Gustavo Morey.

El hallazgo del cadáver

La identificación de Bustamante se sucedió rápidamente para los investigadores, más allá que la confirmación oficial tardó en llegar. Un anillo con sus iniciales no dejaban margen a dudas.

Al decir de los trascendidos de los muchos uniformados apostados en la escena macabra, se constató una mancha de sangre en uno de las barandas del puente, por lo que suponen que fue lanzado desde allí. También se corroboró un severo golpe en el cráneo (parietal derecho), aunque hasta anoche no podían precisar si versaba sobre la propia caída o tendría que ver con la utilización de un objeto contundente.

Asimismo, se le detectó un cinto enlazado al cuello, por lo que tampoco se descarta la muerte por asfixia. Uno de los interrogantes que podrán dilucidarse con cierta aproximación tiene que ver con la data de la muerte, asunto que será develarse a partir de los estudios forenses.