125806

07.01 | Información General La ciudad se ve descuidada

Una huelga municipal deja sin controles a Mar del Plata

Los trabajadores municipales de Mar del Plata permanecen en huelga por una mejora salarial y apenas unos pocos servicios básicos se mantienen en el inicio de la temporada.

Mientras llega el grueso de turistas, la ciudad balnearia continúa en conflicto desde hace un mes con varias medidas de fuerza, como en este caso, "retención de tareas por tiempo indeterminado".

La disputa se intensificó luego que el gobierno municipal del intendente de General Pueyrredón, Carlos Fernando Arroyo, aplicara un aumento por decreto del 14% retroactivo a diciembre. Aunque el municipio dijo no dar por cerrada la discusión paritaria, el Sindicato de Trabajadores Municipales rechazó rotundamente "por unanimidad", según consignó el medio local 0223.

Desde el gremio que conduce Antonio Gilardi no están dispuestos a cerrar una paritaria tan lejos de la inflación 2018, que (se estima) terminará alrededor del 45%. Con este aumento por decreto que estableció la municipalidad, llegan a un mejora anual del 32%, por eso asisten al lugar de trabajo pero no hacen nada y esperan a que pase el día laboral.

Además, reclaman "la devolución de la bonificación que les sacaron arbitrariamente a los docentes; el pase a planta permanente de los trabajadores temporarios; la puesta en funcionamiento de la comisión de ascensos y promociones; el pago de bonificación por 25 años de servicio y el pago de las vacaciones a los trabajadores jubilados".

En esa línea, los trabajadores adelantaron que la Federación de Municipios Bonaerenses "se solidarizarán con nosotros" y eso se podría traducir en "medidas de fuerza en los 135 municipios de la provincia de Buenos Aires", según publicó La Capital de Mar del Plata.

"No quiero endeudar más a los vecinos pagando lo que no puedo pagar", sostuvo Arroyo, jefe comunal del distrito costero que abarca a "La Feliz", y recordó que le llevó tres años volver a pagar en fecha.

"Lo más fácil sería aumentar las tasas, pero eso iría en contra de la administración y de los contribuyentes", advirtió.

Este conflicto deja a las calles marplatenses a la deriva. Al no haber quién controle ni quien realice las infracciones, no hay temor a estacionar sin pagar o manejar sin demasiado respeto por las normas de tránsito.

Además, tampoco hay mantenimiento de espacios públicos como plazas y en los centros de salud solo se atienden guardias. Por este motivo, el municipio analiza realizar una "demanda millonaria" contra el STM. Así lo anticipó el secretario de Hacienda Hernán Mourelle que aseguró que la retención de tareas es ilegal y remarcó que el municipio perdió entre 20 y 30 millones de pesos durante diciembre por las medidas de fuerza ya que no pueden recaudar con los tributos, multas y otras herramientas.

Fuente: Perfil