125978

12.01 | Información General 

Baja de la edad de imputabilidad: "no es la solución al problema que se plantea"

El Secretario de la Comisión Provincial por la Memoria, Cipriano García, criticó al proyecto. "Los chicos de dichos sectores conectan con el Estado cuando llegan al delito, no antes", sintetizó.

Opiniones cruzadas y varias voces se escucharon en los últimos días por el proyecto que presentaría el oficialismo en relación a la baja de la edad de imputabilidad a los 15 años. El Secretario de Comisión Provincial por la Memoria, Cipriano García, también se refirió a la cuestión y dejó en claro su postura negativa.

El proyecto que tiene como principales voceros a la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, y a su par de Justicia Germán Garavano contempla que los delitos cometidos por adolescentes mayores de 15 y menores de 18 sean reprimidos con una pena máxima de 15 años.

Establece también escalas por edad: a los 15 años, los adolescentes serán imputables únicamente por delitos considerados graves, como homicidios, violaciones, lesiones gravísimas, secuestros extorsivos y robos con armas de fuego.

Entre los 16 y los 18 años serán imputables siempre que no se trate de un delito cuya pena máxima de prisión sea igual o menor de tres años; y podrán ir a la cárcel cuando cometieran un hecho reprimido en el Código Penal con una pena máxima igual o mayor de diez años.

"El proyecto no lo pudimos ver porque no se presentó públicamente ni se envió al congreso. Obviamente y de acuerdo a las declaraciones de funcionarios sobre el contenido del mismo, somos muy críticos desde la comisión. De acuerdo a lo que anunciaron, nos parece que no resuelve nada y no es la solución al problema que se plantea", declaró en el inicio.

Según Cipriano García, son "anuncios que tienen que ver con un inicio de la campaña electoral, demostrando cierto activismo o accionar en relación a lo que para este Gobierno es importante como la lucha contra la inseguridad. De hecho es bastante irresponsable lo que hacen porque anuncian medidas que no resuelven absolutamente nada. Y no se construye con ningún dato serio".

El referente de la Comisión Provincial por la Memoria se refirió a una estadística en relación al delito en la Argentina. "Hoy los jóvenes de entre 16 y 18 años que cometen delitos representan el 3 por ciento del total cometido, y a eso agregale que los menores de 16 representan un 10 por ciento de este último número. Es ínfima la cantidad de menores de 16 que llega al delito", explicó.

Además, Cipriano García afirmó que "en realidad son menores que hoy el sistema ya los detiene, no están sueltos; de 680 chicos que están detenidos en la provincia de Buenos Aires en institutos cerrados, un 10 por ciento son menores de 16".

"La ley permite la detención de ellos en casos de delitos graves. Es decir, no cambiará nada porque estos chicos ya están detenidos y representan un número muy bajo en relación al delito en general. No se soluciona el problema de inseguridad de esta forma", agregó.

En este sentido, García criticó las políticas empleadas hacía espacios de contención para los jóvenes. "Están desfinanciando todos los sistemas de promoción y protección de derechos, y cada vez le ponen menos plata a los sistemas de contención de los sectores vulnerables. Los chicos de dichos sectores conectan con el Estado cuando llegan al delito, no antes", sintetizó.

"Se puede realizar un programa de contención para estos chicos, tratarlos de forma adecuada para así evitar la reincidencia. Hoy los institutos son cárceles porque quienes están adentro no acceden a la educación, no acceden a una formación laboral y están todo el tiempo aislados", afirmó.

Incluso, según Cipriano García, en este grupo de chicos que llega al delito hay "muchos con problemas de adicciones y que necesitan un tratamiento adecuado para su recuperación, algo que tampoco brindan las cárceles. Éstas no tienen un solo tratamiento para los problemas que tienen. Por eso digo que no están resolviendo nada con este proyecto".

La nota completa, en diario El Popular