126454

25.01 Crisis en Venezuela

Bachelet: "temo que la situación pueda salirse de control con consecuencias catastróficas"

La advertencia llegó en esta ocasión de la alta comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos. Pidió una investigación independiente por el presunto uso excesivo de la fuerza por parte de las fuerzas de seguridad.

"Temo muchísimo que la situación en Venezuela pueda salirse rápidamente de control, con consecuencias catastróficas", dijo este viernes la chilena Michelle Bachelet a través de un comunicado, como la alta comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos.

La también expresidenta de Chile pidió una investigación independiente por el presunto uso excesivo de la fuerza por parte de las fuerzas de seguridad en Venezuela, citando reportes de 20 muertos y de más de 350 detenidos en las manifestaciones de esta semana.

Cientos de miles de personas salieron a las calles de Caracas y otras ciudades del país para participar en marchas a favor y en contra del gobierno de Nicolás Maduro esta semana.

Ni el fiscal de Venezuela, Tarek William Saab, ni el Ministerio Público nacional de Venezuela publicaron cifras sobre fallecidos, heridos o detenidos.

El miércoles había sido el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, quien en un pronunciamiento a través de su portavoz hizo un llamado a la paz en Venezuela y pidió una investigación.

En la protesta antigubernamental celebrada el miércoles en la capital venezolana, el presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, se proclamó "presidente encargado" y recibió el apoyo de Estados Unidos y otros países de la región, como Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Honduras, Panamá, Paraguay y Perú; a excepción de México y Bolivia.

Maduro, por su parte, anunció que rompía relaciones con Estados Unidos y ordenó la expulsión de los diplomáticos residentes en el país en un plazo máximo de 72 horas.

En otra dura advertencia, Rusia, que mostró su apoyo a Maduro, alertó que el apoyo internacional al líder opositor Juan Guaidó como presidente es "un camino directo a la ilegalidad y a un baño de sangre". (www.bbc.com)