133450

20.07 | Policiales 

Un hombre murió en Miramar tras ser atacado por tres perros

Había viajado a la ciudad balnearia para visitar a su padre. A un joven de 16 años, propietario de los perros, se lo acusó por "homicidio culposo"

En Miramar, un hombre de 37 años fue atacado por tres perros de raza pitbull en una zona lejana a la playa. Tras ser derivado al hospital Interzonal General de Agudos, falleció por las heridas que le provocaron los animales.

La víctima, identificada como Adrián Macauda, tenía 37 años y era oriundo de Rosario. "Había viajado a visitar al padre, que vive en Miramar. Salió a caminar y fue sorprendido por los perros", indicaron fuentes policiales.

El ataque ocurrió en la intersección de las calles 70 y 31. Ocurrió el viernes por la tarde, cuando el hombre saludó a su papá y le dijo "que salía un rato, que iba a caminar por ahí cerca y volvía. Eso es lo que contó el padre".

  • G.G., de 16 años, fue identificado como el dueño de los perros. En su casa, encontraron a los tres animales en cuestión y a otro pitbull más. Fuentes cercanas a la investigación indicaron que Macauda fue derivado al hospital inconsciente.

El fiscal Marcelo Yáñez Urrutia se encuentra al frente de la investigación y notificó la formación de causa al menor por el delito de "homicidio culposo". También se confirmó que, en relación a los perros involucrados, se le exigió a Zoonosis su correspondiente traslado para que evalúen el grado de peligrosidad de los mismos.

Estremecedor

La víctima fue identificada como Adrián Macauda (37), quien había llegado desde Rosario para pasar unos días en la costa junto a su padre.

El hecho se registró pasadas las 1.30 de la madrugada de este sábado en calle 31 entre 68 y 70, cuando un vecino de la zona advirtió que unos perros estaban atacando a "algo" y, ante la duda, tomó un arma de fuego y disparó al cielo para ahuyentar a los animales.

Cuando los perros salieron corriendo del lugar, el vecino se encontró entre la oscuridad con una escena de horror: la presa de los perros era un hombre, quien yacía en el suelo de un descampado herido de gravedad.

El vecino llamó al 911 para solicitar ayuda y Personal del Comando de Patrullas fue inmediatamente hasta el lugar y, al ver la gravedad de la situación, resolvieron trasladar de
urgencia a la víctima al nosocomio de Miramar.

Por la gravedad de las heridas, Macauda fue derivado al Hospital Interzonal, donde a poco de llegar falleció.

Falta de controles

Para el fiscal Marcelo Yanez Urrutia, ante la "falta de respuesta jurídica", para este tipo de casos en los que hay involucrados animales, la Municipalidad -en este caso la del Partido de General Alvarado- tiene cierta responsabilidad por la falta de controles.

"La falta de controles es evidente", concluyó el fiscal, quien explicó que en la zona, además de los tres pitbull, hay al menos otros cinco perros callejeros y potencialmente peligrosos.

Por lo pronto, el fiscal ya dispuso que Zoonosis retirara a los perros del lugar, quedaran secuestrados y se les hiciera el protocolo de control antirrábico de 10 días.

Pasado ese período, un juez deberá resolver cuál será el futuro de los animales que mataron a una persona,

Legislación

"En el territorio de General Alvarado, se aplica en estos el artículo 17 de la ordenanza contravencional 304/08, relacionada a aquellos animales que causaren daños en la vía pública. Paralelamente, está vigente la Ley de Razas
Potencialmente Peligrosas", informó a este diario, el concejal de Cambiemos, David Viola.

Asimismo, existen en comisión proyectos sobre "tenencia responsable de mascotas y razas peligrosas", que se encuentran para ser tratados y pulidos en comisiones, incorporándole las prescripciones de la mencionada legislación, para luego darle aprobación dentro de las reuniones ordinarias del cuerpo.

Los perros y caballos sueltos causan problemas y accidentes en diferentes sitios de la ciudad, donde especialmente se conocieron ataques a personas que se trasladan en bicicleta o motos, algo que sin duda deberá sertenido en cuenta por las autoridades correspondientes y los mismos propietarios, debido a la validez de una normativa y el código rural.

El ataque que terminó con la vida de Macauda sigue en plena etapa investigativa para revelar qué sucedió desde el momento en que salió de la vivienda de su padre hasta el ataque en una zona que está a más de cinco kilómetros del mar.

La causa por el hecho había llegado a las autoridades de turno de la Fiscalía de Delitos Culposos, pero tras comprobarse la edad del dueño de los animales la misma se trasladó al Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil.

Fuente: Infobae.com