136083

30.09 | Laprida Ocurrió el martes en San Jorge

Rescatan con vida a un olavarriense de la cisterna de un camión atmosférico

Dos policías lapridenses en el momento justo y en el lugar indicado. El camionero se había desvanecido en el interior de la cisterna. Los efectivos policiales lo reanimaron y fue trasladado al Hospital.

Dos efectivos policiales de Laprida que cumplen funciones en el destacamento policial de San Jorge actuaron de forma inminente y en medio de una situación de mucha angustia, rescataron con vida a un olavarriense que se había descompensado en el interior de la cisterna de un camión atmosférico, mientras realizaba tareas de limpieza. El hecho ocurrió en la mañana del martes último en un tramo de ingreso a la localidad de San Jorge.

Por testimonios de la familia del camionero, los policías que intervinieron fueron el teniente José María Villarreal (Pajarito) y el sargento Esteban Ariel Larios, quienes tomaron contacto con el hecho cuando patrullaban la zona de ingreso a la localidad y fueron puestos en situación de lo que ocurría por la esposa del transportista que viajaba junto con él.

El transportista fue derivado de urgencia en la ambulancia de San Jorge al Hospital Municipal de Laprida, donde permaneció unos minutos en el área de cuidados intensivos y luego fue trasladado al Hospital Municipal de Olavarría.

Se trata de Luis Enrique González, de 46 años, radicado en Olavarría quien afortunadamente se halla recuperado y ha vuelto a su trabajo diario. También contó a esta agencia que pronto habrá de retornar a San Jorge para reencontrarse y conocer personalmente a ambos policías que le salvaron la vida.

El hecho ocurrió minutos antes de las 10 del martes, cuando Villarreal y Larios transitaban en un patrullero por el establecimiento Chima Lauquen, según el relato de la familia. Al observar a los policías, la esposa de González comienza a pedir auxilio en forma desesperada, dado que su esposo -contó- se había introducido por la escotilla o tapa de la cisterna al interior del tanque del atmosférico a realizar limpieza y hacia unos 15 minutos que había escuchado un golpe como una caída y ante su llamado su esposo no respondía.

Despojados de las prendas superiores del uniforme, Villarreal ingresó al interior donde encontró a González desvanecido y aparentemente sin signos vitales. En medio de una situación límite ingresó el otro oficial (Larios) a la cisterna, para poder extraerlo y, luego de un arduo trabajo de fuerza lograron sacarlo al exterior y dejarlo sobre la parte alta del tanque para que pudiera respirar.

Momentos de suma tensión se vivieron, dado que la condensación de gases de los desechos en el interior lo mostraba como intoxicado y ante el cuadro, ambos efectivos le realizaron tareas de reanimación y masajes cardíacos hasta que pasados unos cinco minutos logró reaccionar y tener movimientos en las manos.

Luego con la ayuda de dos personas del campo cercano (Matías Rinaldi y su empleado) lograron descenderlo hasta el piso, para continuar con la tarea y por suerte comenzó a mover las extremidades. Disparado el indicativo sanitario luego fue trasladado en ambulancia a Laprida.

Generalmente se conoce o trasciende lo negativo o malo de un policía en las redes sociales, este caso refleja lo contrario: el coraje y el temple de estos dos efectivos en no dudar un instante y correr riegos y peligro sus vidas para ayudar en salvar la vida de otro semejante.

El ¡gracias! de una familia completa

"Queremos dar las gracias al personal del destacamento policial de San Jorge, específicamente al teniente José María Villarreal y al sargento Esteban Ariel Larios, por el enorme apoyo que nos brindaron. La familia González en nombre de Sandra Gutiérrez su esposa, sus hijas Jaqueline y Melina y su nieta Ámbar, estamos eternamente agradecidas por su destacada labor y salvarle la vida con mucha valentía a nuestro ser querido (Luis Enrique González) que hoy lo podemos tener junto a nosotros sano y salvo, Muchas bendiciones y abrazos (Familia González)".