137478

07.11 | Policiales 

Allanan y desbaratan una banda de "prestamistas por goteo" que operaban en OIavarría

Parte de la banda ya había sido detenida y procesada el año pasado. Seguían operando en Mar del Plata y en nuestra ciudad. Secuestraron celulares, notebooks y casi 200 mil pesos.

La continuidad de una investigación que el año pasado inició la División Unidades Operativas de Investigación Criminal de la Policía Federal que permitió desbaratar una organización que se dedicaba al otorgamiento de micro préstamos de dinero en efectivo en la modalidad "gota a gota", derivó en este miércoles en nuevos allanamientos. Uno de ellos en nuestra ciudad. Tres personas fueron detenidas.

En el marco de la causa conocida como "Gota cafetera", en noviembre de 2018 se había detenido a siete personas -en su mayoría de nacionalidad colombiana- que fueron procesadas y embargadas por la Justicia Federal.

  • Este miércoles se logró localizar a otras tres personas en la ciudad de Mar del Plata que realizaban el mismo delito y quienes se presume que destinaban la ganancia hacia otros sujetos en la República de Colombia.

El Juzgado Federal 1 a cargo de Santiago Inchausti ordenó el allanamiento de tres domicilios de manera simultánea en Wilde al 1900 y Daglio al 3300 de Mar del Plata y otro en Tierra del Fuego al 1600 en Olavarría. Como saldo del procedimiento se detuvo a tres personas y se secuestraron 173.545 pesos, doce plantas de marihuana, cuatro celulares, cinco notebooks y elementos de interés para la causa.

Los acusados, un hombre y dos mujeres, una colombiana y otra argentina, junto a los elementos secuestrados, quedaron a disposición del magistrado interventor en la causa por la Ley de Lavado de Activos.


"Gota cafetera"

Desde la Policía Federal recordaron que los denominados préstamos "por goteo", o "gota a gota", son una modalidad de usura que pone en riesgo el patrimonio de los eventuales damnificados en caso de incumplimiento. Este perverso mecanismo especula con las necesidades urgentes de los clientes, los cuales reciben a sola firma el préstamo en efectivo, sin necesidad de presentar aval o garantía alguna.

Debido a que la organización se halla al margen de los lineamientos legales, no posee la capacidad de cursar una demanda en caso de falta de pago. Por lo tanto, acude a acciones violentas hacia los clientes, quienes pueden llegar a sufrir extorsiones, amenazas físicas, daños a bienes y amenazas de muerte a familiares, para exigir y recuperar la inversión realizada.