137928

18.11 | Información General Desbaratan una red de trata

Liberaron a mujeres que eran explotadas sexualmente en el Autódromo de Rosario

El allanamiento lo ordenó el juez federal Rodolfo Canicoba Corral desde Capital Federal. El domingo se corrió el Turismo Nacional Clase 2 donde el piloto olavarriense Agustín Herrera se quedó el primer lugar.

Inmediatamente después del podio de la Clase 2, un operativo sorpresa de la Policía Federal allanó el autódromo de la ciudad de Rosario con un objetivo claro: detener a una jefa de promotoras por supuesto delito de trata de personas, a un chofer e interrogar a todas las que concurrieron al Fangio rosarino.

Algunos se habrán percatado y otros no, pero las que realizaban ese trabajo no estuvieron en la grilla de partida ni en el pos de la final de la Clase 3. Nuevamente el automovilismo argentino quedó en el foco de atención en cuestiones de explotación de mujeres.

El allanamiento al autódromo de Rosario lo ordenó desde Capital Federal el juez federal Rodolfo Canicoba Corral, luego de una larga investigación llevada adelante por la Unidad Federal de Investigación Sobre Trata de Personas, dependiente de la Superintendencia de Investigaciones de la Policía Federal Argentina.

En medio del hermetismo reinante durante el operativo, se pudo saber que durante todo el año se recogió evidencia en las carreras del Turismo Nacional y las vincularon con una organización que explotaba laboral y en algunos casos sexualmente a unas 22 promotoras.

"En la mayoría de los casos son víctimas de trata y en unos pocos puede haber complicidad", expresó una fuente del operativo, que resaltó que "la que oficiaba de jefa de ellas, y ya está detenida, en un tiempo fue una más de las promotoras. Así funcionan organizaciones de este tipo".

Debajo del podio donde aún festejaban el olavarriense Agustín Herrera y Ever Franetovich en la Clase 2, la Policía Federal empezó el operativo con las promotoras que estaban en el lugar, mientras otros agentes estaban distribuidos por los boxes para cumplir el mismo objetivo de reunirlas en una carpa ubicada detrás del parque cerrado.

Por entonces ya se había detenido en el mismo autódromo a la sindicada como jefa y al que sería el chofer de un utilitario con el logo de la categoría en el capó y, debajo en letras grandes, la palabra "Producción", el cual estaba bajo custodia de la Federal. Al mismo tiempo en Buenos Aires se detuvo al sindicado como cabecilla de la organización.

Los investigadores tenían una lista de 22 promotoras, las que dialogaron con asistentes sociales y psicólogas para darles un marco de contención. De fondo, el ruido mayor de los autos de la Clase 3 siempre se hizo sentir y cuando esa carrera terminó, esta otra continuaba. La categoría también se vio afectada. No sólo por el vehículo retenido sino porque algunas del grupo de las 22 sólo promocionaban al Turismo Nacional. (www.lacapital.com.ar)