138032

20.11 

Haití bajo fuego: protestas y muerte mientras exigen la renuncia del Presidente

Al igual que varios países de la región, Haití vive un clima de agitación social, con protestas generalizadas, barricadas y movilizaciones constantes lideradas por sectores populares en contra del actual gobierno de Jovenel Moise.

"La insurrección se desarrolla no sólo en la capital (Puerto Príncipe), sino en varias ciudades, y por primera vez en muchísimos años, en el campo, con el sector rural incorporado a la lucha" informó Boisrolin en diálogo con Lautaro Fernández Elem y Leila Bitar en Desde el Barrio. El referente explicó que detrás del pedido de renuncia de Jovenel Moise, el pueblo haitiano exige un cambio profundo del actual sistema político y económico que mantiene al país bajo la subordinación de los grandes capitales norteamericanos y en un estado neocolonial de extremo sometimiento.

Más de 40 personas han muerto y decenas más han resultado heridas en más de dos meses de manifestaciones

La manifestación pacífica fue interrumpida por la presencia de la policía, quienes automáticamente iniciaron la represión de los manifestantes con el uso de bombas lacrimógenas y la activación de armas de fuego. 

  • Tras una nueva jornada de protestas en Puerto Príncipe, capital de Haití, en exigencia de la renuncia del primer mandatario de esa nación, Jovenel Moïse, se registraron cinco heridos de bala por parte de los cuerpos de seguridad del Estado.

El activista haitiano destacó que entre las principales demandas, el pueblo movilizado exige: "echar a las tropas y representantes del ONU que abiertamente han ocupado el país en 2004, la elección de una Asamblea Constituyente para redactar una nueva constitución, un plan de emergencia alimentario, y por último, definir nuestras relaciones bilaterales con EEUU, Francia y Canadá, para recuperar nuestro derecho a la autodeterminación".

"Condujeron a que Haití se transformara en el país más empobrecido de la región" denunció el titular del Comité Democrático Haitiano en Argentina, y remarcó: "En Haití la lucha va mas allá, se trata de la recuperación de nuestra soberanía, de la autodeterminación, de retomar el camino de 1804".

El lunes 18 de noviembre, se conmemoró un nuevo aniversario de la batalla de Vertieres, en la que nativos lograron derrotar a las tropas napoleónicas y así dar el primer paso hacia la liberación de Haití del yugo colonial. Los esclavos sublevados y organizados vencieron a potencias coloniales como España, Francia y Gran Bretaña, y consiguieron convertir al país en el primero en lograr la independencia en América Latina. "Estamos hablando del esclavo revelado que supo escribir una de las páginas más gloriosas en la historia de la humanidad. Queremos retomar este gran camino trazado en 1804", expresó Boisrolin en referencia a los actores sociales que hoy lideran las revueltas contra Moise.

El actual mandatario haitiano, electo entre denuncias de fraude, en comicios en los que participó apenas el 21% del electorado, cuenta con el apoyo de EEUU y se niega a presentar su renuncia tras dos meses de colapso económico y social: "el país está totalmente bloqueado, no hay escuelas, ni universidades, el sistema comercial y bancario funciona de manera irregular, el presidente está recluido en el palacio presidencial y no hay gobierno legítimo", sostuvo el referente, al tiempo que explicó que Moise, cuenta también el respaldo del COGRU, un grupo de embajadores de Brasil, Canadá, Estados Unidos, y Francia, y de representantes de la Unión Europea y de la OEA. "Ahora habrá que ver cuales son las fuerzas que van a hegemonizar el poder, esa es la batalla que la lucha de clases va a definir", finalizó.

Fuente: Radiografica.org.ar