26.01 | Carta de Lectores Carta de lectores

Bahía Ba y los "ruidos molestos" en Olavarría

Un lector planteo la pregunta respecto cómo el mismo organismo que dispone un lugar de ensayo es el que los multa por ruidos molestos. Y fue más allá, ¿qué son ruidos molestos?

Sr. Director:
Tengo el agrado de dirigirme a usted con el fin de hacerle llegar mi opinión (no la verdad sobre el tema) sobre la situación en torno a la comparsa Bahía Ba, su "juzgamiento" por ruidos molestos y la multa que al menos lleva a un análisis respecto a qué ciudad pretendemos en lo que se relaciona, precisamente, con los ruidos.

Primero debemos saber y calificar, técnicamente, qué son "ruidos molestos", que no pueden salir solamente de una denuncia (no me refiero a la legitimidad ni al derecho de los vecinos) sino a que la autoridad de aplicación debe tener un criterio uniforme y juzgar, y sancionar si existe la transgresión, a todos por igual.

Y, brevemente, a los casos me remito: un boliche cervecero (con patio "musical") no deja dormir, al menos, a toda una manzana. Tras la denuncia de vecinos y hasta la atención de algún funcionario amable pero ineficaz, los "ruidos molestos" siguen. Caso dos: concurridísima y tradicional fiesta de fin de año en un club local: ya no una manzana, sino TODO UN BARRIO estuvo "presente" desde el pie de la cama porque no pudieron dormir hasta que el sol asomaba. Otro ejemplo: el infernal sonido de las motos (las de alta cilindrada, no aquellas que las autoridades de tránsito paran para pedirles mil papeles y andan haciendo mandados o llevan a los chicos a la escuela). Uno más (hay muchísimos en la lista pero para muestra basta un botón): las "discos ambulantes" o, si quieren llamarlos mejor para entenderlos: los autos que llevan potentes parlantes en su interior y alteran, al menos, la calma ciudadana (amén del daño físico a los ocupantes a los que nadie educa respecto al cuidado de su propia salud).

Empecé con la comparsa y terminé con las "discos", pero el caso a analizar y el que a mi modo de ver es para cuestionarse es si los derechos de los vecinos son TODOS respetables o no. Porque si cada uno tiene que ejercerlos (mediante denuncias porque si no las autoridades de aplicación miran para otro lado), ¿cómo es que la balanza de la "justicia" (???) se inclina con criterio discriminado? Y hay una sola respuesta: no hay legislación sobre "ruidos molestos" y, si no me equivoco, hace unos años que duerme un proyecto en el Concejo Deliberante y nadie lo ha considerado al menos públicamente.

Cierro con un apunte: me imagino que los galpones del Corsódromo son del Municipio y ahí, justamente, ensayan y educan todo el año a chicos y grandes amantes de esta fiesta popular que son los corsos. Entonces ¿cómo es que el mismo municipio los sanciona por "ruidos molestos" cuando les facilita el lugar para que los hagan? y reitero, porque no debe haber malos entendidos: una falta, una contravención, una transgresión deben sancionarse porque el derecho de los ciudadanos es superior. Pero por sobre todo debe estar presente un municipio que brinde un marco justo al momento de señalar lo incorrecto. Una idea: hay campañas de prevención para corregir conductas.

Alberto Daniel Muia

DNI 5.399.139