05.02 | Policiales 

Santa Clara: una pareja dejó a su hija de 2 años enterrada en la orilla para tener sexo en el mar


La víctima presentaba un cuadro de insolación y estuvo cerca de 40 minutos sol. Intervino la defensora del Derecho de los Niños y Niñas. 


Ayer por la tarde, en una de las playas más concurridas de Santa Clara, ubicada en Luarca y la Costanera, una pareja enterró a su hija de dos años en la arena, a metros del mar, para poder ingresar al agua y bañarse con "tranquilidad".

Un turista le advirtió a un efectivo policial y éste rápidamente llegó hasta el lugar, en donde observó que la pequeña tenía signos de insolación y hambre. Al salir del mar, la pareja no quiso identificarse y se resistió ante la llegada de más presencia policial. Ambos fueron aprehendidos.

Para que la nena no moleste la enterraron 

Al revisar sus pertenencias, se encontraron 200 pastillas de Rivotril, una botella de poper, marihuana y una pastilla de éxtasis, por lo que también se les inició una causa por violación a la Ley 23.737. Según testigos, la pareja estaba protagonizando situaciones de índole sexual en el mar, por lo que otros veraneantes llamaron a más efectivos policiales para que intercedieran en el lugar.

Según constató este medio, las actuaciones policiales indicaron que la mujer y el hombre se encontraban realizando "exhibiciones obscenas" mientras nadaban en el mar. Durante ese lapso dejaron enterrada en la arena a su hija, quien se quedó durante 40 minutos sola en la orilla.

Mariana Espósito, miembro del Servicio Local de Prevención y Promoción de los Derechos del Niño, intervino en el caso y aseguró en Búnker FM 91.9: "Estaban haciendo exhibicionismo en la playa, se manoseaban y demás cuestiones, aunque la medida se tomó por la negligencia para con la menor. Había relatos de la gente que estaba en la playa de que la habían enterrado en la arena para meterse al mar. Estaban bajo los efectos de alcohol y de la droga".

Espósito también confirmó: "Ya había sucedido en el día una situación similar en otras playas de Santa Clara con los mismos protagonistas. Me llama mucho la atención la actitud de estas personas. Para que la nena no moleste la enterraron".

La madre de la menor, de nacionalidad peruana, no tendría familiares en el país. Es por eso que la niña quedará resguardada con un referente comunitario y se elevó una solicitud de vacante en un hogar hasta esperar la resolución procesal.

En cuanto al estado de salud de la víctima, Espósito explicó que se realizaron las consultas necesarias en el sistema de salud y que "estaba muy bien". Y completó: "Anoche durmió bien. Durante el día de ayer no almorzó".

La causa se tramita en la UFI descentralizada de Mar Chiquita, a cargo del doctor Ramiro Anchou.

Fuente: Infobae.com