17.04 

Más de la mitad de la tripulación de un portaaviones francés tiene coronavirus

Más de mil marineros del portaaviones nuclear Charles de Gaulle, el buque insignia de la Armada de Francia, estaban infectados de coronavirus, lo que representa más de la mitad de los 1.767 que estuvieron a bordo del barco en las últimas semanas, anunció este viernes el Ministerio de Defensa.

La titular de la cartera, Florence Parly, explicó hoy ante la comisión parlamentaria de Defensa que 1.081 pruebas de las 2.010 realizadas hasta ahora dieron positivo.

La cifra podría ser incluso mayor ya que Parly aclaró que faltan conocerse los resultados de unos 300 tests. 

El Charles de Gaulle, el único portaaviones francés en servicio, se encontraba en el Atlántico, no lejos de la costa de Portugal en el momento de la explosión de la pandemia.

Ante las alertas encendidas en el país, acortó el viaje y regresó el domingo pasado al puerto militar de Tolón, en el sur de Francia. 

Entre los enfermos, 24 estaban hospitalizados y uno de ellos está en terapia intensiva, detalló Parly, citada por el diario Ouest France.

El Charles de Gaulle abandonó su base de Tolón el pasado 21 de enero, cuando la epidemia de coronavirus todavía no se había declarado en Francia,y estaba cumpliendo misiones en el norte de Europa junto a dos fragatas y un petrolero, con un total de 2.300 efectivos.

Antes de dirigirse al Mar del Norte, la dotación hizo una escala a mediados de marzo en el puerto de Brest, en el norte de Francia, donde los tripulantes entraron en contacto con sus familias, lo que pudo ser una posible fuente del contagio.

Previamente, la misión había hecho también otra parada en Chipre, a finales de febrero.

En los últimos días algunos marinos revelaron a la prensa francesa, bajo anonimato, que el comandante quiso suspender la misión durante la escala en Brest porque ya se habían detectado los primeros casos, pero sus mandos superiores no lo autorizaron.

Esta versión fue desmentida hoy por Parly, quien aseguró que "ese rumor es falso" y recordó que el mismo comandante lo negó públicamente, consignó la agencia de noticias EFE.

La ministra aseguró que fue ella quien tomó "inmediatamente la decisión de interrumpir la misión" cuando fue informada "por primera vez" el 7 de abril sobre el posible contagio de Covid-19 de algunos tripulantes.

Para determinar el origen del brote en el portaaviones Parly solicitó una investigación epidemiológica y otra sobre la gestión del mando de las operaciones, cuyos resultados provisionales se difundirán en dos semanas.

El contagio masivo de la tripulación del Charles de Gaulle ha generado polémica estos últimos días, tanto sobre la pertinencia de la escala en Brest, cuando ya se sabía que la pandemia ya se extendía por toda Francia, como por el tiempo de respuesta de las autoridades militares tras conocerse la infección a bordo.

Al respecto, Parly insistió en que más de 400 de los marinos cuyos test dieron positivo continuaban siendo asintomáticos, a la vez que consideró que ahora se saben muchas más cosas del coronavirus que hace unas semanas.

Francia es uno de los países de Europa más afectados por la pandemia de coronavirus, con casi 18.000 muertos y más de 147.000 contagios, según la universidad estadounidense Johns Hopkins.

Más de 31.300 personas seguían internadas, de las cuales más de 6.200 en terapia intensiva. (Télam)