25.04 

Case IH mantiene su soporte operativo para acompañar el trabajo del campo

Ante las circunstancias sanitarias mundiales y las normas gubernamentales, la marca tomó medidas para preservar su soporte a la producción de alimentos.

A partir de la situación actual desencadenada por el COVID-19 y buscando la seguridad de sus concesionarios y clientes, Case IH, marca perteneciente al grupo CNH Industrial, se encuentra proporcionando la asistencia necesaria a los productores agrícolas en lo que respecta a repuestos y servicios cumpliendo las normativas determinadas por el gobierno.

Ante las medidas tomadas, la firma analizó los posibles riesgos y concientizó a clientes y concesionarios sobre la importancia de la prevención contra el virus y los contagios, continuando con el despacho de repuestos y la atención ante urgencias mecánicas, asistiendo con las medidas de seguridad necesarias y los protocolos determinados. Sólo se autoriza la asistencia fuera del concesionario en casos críticos, evitando el contacto físico con otros profesionales.

Case IH mantiene su compromiso con el bienestar de sus empleados, clientes, concesionarios y proveedores. Es por ello que desde la marca se aconseja tomar medidas para garantizar la seguridad del personal en el campo, cumpliendo la distancia mínima establecida, higienizando las cabinas de la maquinaria y zonas comunes antes y después de los servicios, además de reforzar la limpieza y desinfección de los concesionarios y depósitos.

Para sobrellevar la situación de forma regulada, los entes gubernamentales recomiendan respetar el distanciamiento social, lavarse las manos frecuentemente con agua y jabón o alcohol en gel, toser o estornudar sobre el pliegue del codo o utilizar pañuelos descartables, no llevarse las manos a la cara, ventilar bien los ambientes de la casa y del lugar de trabajo, desinfectar bien los objetos que se usan con frecuencia y no automedicarse. Y en caso de presentar síntomas, aunque sean leves, consultar inmediatamente al sistema de salud, siguiendo las recomendaciones locales, para saber cómo hacer correctamente la consulta. Adaptándose al contexto, los concesionarios de la marca continúan atendiendo a los clientes de forma personalizada a través del servicio telefónico que cada uno dispone.