29.06 | Policiales 

Rompieron una puerta, robaron un equipo de música y los capturaron

Los delincuentes, de 19 y 24 años, se encuentran en la sede de la Subcomisaría de Loma Negra, a la espera de que se otorgue un cupo en una cárcel. El robo ocurrió en la mañana del sábado sobre la autopista Fortabat.

El juez de Garantías Carlos Villamarín otorgó la detención para dos ladrones que fueron interceptados el pasado sábado luego de que ingresaran a robar en una quinta. Fueron capturados cuando intentaban esconderse en el interior de un vehículo.

El robo sucedió el sábado por la mañana en una vivienda de calle 203 al 2200, sector al que llegó personal de la subcomisaría de Loma Negra luego de que se activara la alarma del domicilio. Los detenidos fueron identificados como Luciano Emmanuel Cerioni, de 19 años, y Franco Daniel Schneider, de 24.

Cuando los agentes policiales arribaron al sector vieron a dos personas en el fondo del patio de la quinta, quienes, según se refirió oficialmente, "preparaban elementos del interior de la vivienda". Sin embargo, cuando detectaron la presencia de la policía intentaron escapar.

Para ingresar a la vivienda saltaron un alambrado olímpico perimetral y rompieron la puerta con un tronco 

Esta situación derivó en que se inicie una persecución a pie, y los delincuentes entraron en una casa quinta ubicada en avenida Luciano Fortabat al 10000. Intentaron esconder en el interior de un vehículo y en ese lugar fueron aprehendidos.

Ese mismo día fueron recibidos por la fiscal Viviana Beytía, quien coordina la Unidad Funcional de Instrucción Nº 10, y quien solicitó la detención de los jóvenes, pedido que fue avalado este lunes por el titular del Juzgado de Garantías Nº 2.

Cerioni y Schneider fueron imputados por el delito de "robo agravado por efracción y escalamiento en grado de tentativa", luego de que intentaran llevarse un equipo de música marca Philips, que fue recuperado por la policía. Para ingresar a la vivienda saltaron un alambrado olímpico perimetral y rompieron la puerta con un tronco.

Actualmente permanecen alojados en la sede de la subcomisaría de Loma Negra, y en las próximas horas serán trasladados a una sede carcelaria o a una dependencia regional que cuente con los calabozos habilitados.