03.09 | Información General DíA DEL FERRETERO

"Al cliente hay que asesorarlo y decirle la verdad"

Marcela Nievas y Hugo Candia, al frente de Ferretería Galarza desde hace tres años

Desde hace 45 años que se llama Ferretería Galarza, pero hace tres (más precisamente desde el aniversario del negocio, el 2 de septiembre, justo un día antes del Día del Ferretero) que ha tomado un nuevo impulso. Es que Marcela Nievas y su esposo Hugo Candia decidieron dar un paso más, quisieron afrontar un nuevo desafío, y allá fueron. Es que Marcela hace 36 años que está en la empresa, porque desde los 18 que era empleada de la ferretería que era propiedad de Jorge Galarza.

"Yo estaba como empleada desde hacía 32 años y Jorge me ofreció si quería seguir yo con la ferretería. Me ayudó Hugo, mi esposo, que era electricista, y compramos la llave del negocio. Y nos llamó inclusive este miécoles para saludarnos en la fecha de cumpleaños de la ferretería" comenzó contando Marcela Nievas.

A Marcela mucho no le cambió el escenario, aunque lo que sí se modificó -y mucho- fue la responsabilidad de estar al frente de este nuevo emprendimiento. "Sí, ahora es otra responsabilidad, por supuesto. Nos tocó un momento feo del país, pero estamos trabajando muy bien. Tenemos muchas empresas a las que abastecemos, especialmente las que se encuentran en el Parque Industrial, por lo que no nos podemos quejar. Es una ferrtería industrial en realidad y trabajamos con muchas máquinas industriales, instrumentos de medición, línea hobista para la casa, todo lo que es la línea pesada como máquinas soldadoras y de construcción como hormigoneras, patarreras y soldadoras de todo tipo" siguió explicando.

Lógicamente, al quedar al mando de la ferretería Marcela y Hugo hicieron un cambio de rumbo importante para dar ese salto para tener un mayor abanico de empresas y clientes. "Incorporamos también muchas marcas y ahora somos service oficial de Milwaukee -que es una empresa de elementos de uso industrial de origen estadounidense-, así como Bosch, Skill y Dowen Pagio, es decir con todas las marcas más importantes del mercado", afirmó.

"Pese a la pandemia, estamos trabajando desde un principio. No paramos nunca. El primer día no abrimos, porque creíamos que todos los negocios tenían que estar cerrados, pero desde el segundo día sí abrimos ya que la ferretería era de las actividades esenciales. Y fue impresionante la cantidad de máquinas que vendimos, como caladoras, ingletadoras, equipos para pintar, todo el mundo trabajaba en madera. La gente hizo muchos trabajos en su casa inclusive. Había máquinas que vendíamos una por año y en una semana vendimos tres, se daban casos así, increíble realmente" resaltó respecto del período más difícil que se atraviesa desde marzo debido al coronavirus. "En estos quince días la actividad se tranquilizó bastante y creo que es en general", agregó.

Marcela tiene un ladero de lujo en la ferretería, ya que más allá de que forman una familia Hugo es quien soluciona muchísimas cosas en el negocio ubicado en España y Necochea. "Yo era electricista, pero ahora estoy abocado a la ferretería únicamente. Lo que hago en gran cantidad es la reparación de máquinas eléctricas, así que el service lo tenemos acá también. A veces reviso y controlo en el mismo negocio y en otras oportunidades me toca ir al Parque Industrial o adonde sea para revisar motores o máquinas que tienen alguna falla" agregó Candia, por lo que Ferretería Galarza no sólo vende sino que también hace un servicio post venta que es fundamental.

"En estos tres años que estamos al frente también hemos recuperado muchísimas empresas como clientes. Le pusimos mucha energía a eso, por supuesto. Y Jorge (Galarza), a quien le estamos sumamente agradecidos, me ofreció la ferretería porque sabía que me gustaba este rubro, ya que yo aprendí muchísimo al lado de él. Siempre decía que ferreterías pueden abrir por todos lados, pero saber de ferretería es muy distinto. Hay que saber del tema, asesorar al cliente, decirle la verdad, ya que es un rubro muy variado. Vendemos lo que le sirve al cliente y ese fue un lema que Ferretería Galarza ha tenido en sus 45 años de vida. Y dentro de ese asesoramiento y responsabilidad que hay que tener, sé que vendo una máquina y el cliente no va a venir después a reclamar porque es de mala calidad. Eso hace que seamos confiables" agregó Marcela.

Además del saludo para todos sus clientes que confían en FG, Marcela Nievas resaltó finalmente que "en cuanto a lo comercial, tenemos un precio de lista que puede abonarse en forma financiada o con un descuento en caso de abonarse en efectivo, que es importante en la venta. Y un agradecimiento enorme a Jorge Galarza, por supuesto, ya que con Hugo seguimos el mismo camino".