25.10 | Política Entrevista exclusiva de El Popular

A cinco años de su primera victoria electoral, Galli hace pie para mirar al 2021

El triunfo de 2015 convertido en una inspiración para saltar a las Legislativas del año que viene. Ezequiel Galli repasó la campaña y las elecciones de hace cinco años.

Josefina Bargas

@JosefinaB

[email protected]

Parece nostálgico, pero es estratégico. Hay análisis. Hoy se cumplen cinco años de la primera victoria electoral de Ezequiel Galli. EL POPULAR habló con el Intendente para recordar aquel 25 de octubre y el camino que lo llevó hasta allí.

El jefe comunal se mostró muy tranquilo y con expectativa por lo que será el lanzamiento de una agrupación propia "para fortalecer el equipo y tener un armado como corresponde para las Legislativas" dijo.

-Pasaron cinco años de tu primera elección, que fue debut tanto en campaña como en gestión. ¿Qué te acordás de esa campaña?

-Sí es cierto. Todo fue primera vez, algo raro en la política, no venía pasando y pasó en varios distritos. Lo que me acuerdo de la primera campaña es de cómo caminamos la ciudad y las localidades presentándome -la gente no me conocía-, le contaba que había un proyecto nuevo para la ciudad y que tenía ganas de ser intendente. La gente lo tomaba con mucha sorpresa, por el mensaje y porque estaba en un espacio que lideraba Mauricio Macri y había una cierta expectativa. Fue conocer mucha gente, vecinos e instituciones, y todos los militantes que se sumaron, más de 600 personas para trabajar de manera voluntaria. Nunca pagamos una fiscalización. Algo realmente muy lindo y que disfruté mucho. La campaña tenía sus complejidades, lógicamente porque yo seguía trabajando en mi estudio y partir el tiempo era muy difícil. Fue inolvidable.

-El formato de campaña fue muy logrado: lograste instalarte caminando y de la nada.

-Un poco tiene que ver con lo que había hecho Jorge Larreche en 2007. Había caminado mucho y el espacio nuestro, Cambiemos, también empezó a militar la calle, los timbreos empezaron ahí. Todos éramos prácticamente candidatos nuevos y desconocidos, la forma de presentarnos era por las redes sociales (que hicimos un trabajo muy fuerte ahí) o caminando casa por casa. Me acuerdo haber estado en un festival aéreo con una sombrilla, éramos cuatro o cinco personas, y a cada auto que entraba le entregaba un folleto que contaba quién era yo. De esa manera fuimos trabajando en el conocimiento, que es lo fundamental. Un candidato sin conocimiento no es un buen candidato. Lo primero que había que hacer era hacerme conocido y trabajar paralelamente en las propuestas para la ciudad.

-También hay una cuestión económica: hacer una campaña caminando es más trabajoso pero es más barato.

-Muy barato. Gasté tres pares de zapatos pero no gastamos plata. Gastamos unos mangos en Facebook para promocionar las publicaciones, pero después prácticamente fue sin recursos. Alquilamos un local en la calle Necochea que me acuerdo cuando vino el rabino Bergman que nos lo vandalizaron. Eso también te va dando visibilidad. De a poco fuimos haciendo ruido y la gente fue conociéndonos.

La nota completa en diario El Popular