28.10 | Información General "Hice lo que corresponde", dijo en 98 POP

Intendente denunció una fiesta clandestina en la que estaba su hija

En el municipio, que se encuentra en fase 4 dentro del esquema que rige en la provincia y en donde hay 27 casos activos de Covid - 19, no están permitidas las reuniones sociales para evitar contagios de coronavirus.

El intendente de Rauch, Maximiliano Suescun, dialogó con "Mejor de Mañana" por FM 98 POP sobre la denuncia que hizo por una fiesta clandestina que se estaba celebrando en ese distrito y en la que participaba una de sus hijas.

"Rauch es una ciudad muy, con mucha proximidad con la gente y a mí me gusta dar todas las explicaciones y dar la cara. Por eso, hice un comunicado, hablé con los medios. Independientemente de lo personal o familiar en relación a de un evento que fue una recibida, un rato, esto surgió después de un mensaje muy claro preparado con el equipo de Salud, en un momento donde Rauch tiene relativamente pocos casos y durante mucho tiempo estuvo sin casos. Cuando aparecieron hacen ruido".

El encuentro social no derivó en contagios pero sí hizo mucho ruido. El Intendente admitió que la norma no sería hacer lo correcto sino lo políticamente conveniente. "Mucha gente estando en política ha hecho mal y no hablo de nadie en particular. Pepe Mujica definió que la política es una actividad re noble y no sé por qué está tan bastardeada. En conferencia di las explicaciones porque las tengo que dar. No me vengo a victimizar. Decidimos en familia participar en política y sabemos cuales son las reglas de juego, más en una ciudad chica, donde cada hecho se magnifica y tiene repercusión".

No me parece que lo que hice sea ejemplo de nada, es lo que corresponde. Nadie me tiene que aplaudir por esto ni matar a mi hija por esto tampoco. No sé si le erro o lo veo muy simple. Cuando uno ve que hay tanto ruido y repercusión lo mejor es dar la cara. Ocurrió y hay que salir para adelante", analizó Suescún.