06.11 | Información General 

Invasión de mosquitos: remarcan que no es el Aedes y no representa riesgo para la salud

Se trata de una especie de mosquito común y son miles de larvas que eclosionaron de huevos que quedaron del otoño. Se adapta a zanjas, zanjones y arroyos, tanto en ambientes rurales como urbanos.

Desde el martes pasado, transitar por parques o plazas se ha convertido en toda una odisea. Es que miles de larvas eclosionaron de los huevos que quedaron del otoño y produjeron en la ciudad una verdadera invasión de mosquitos. Son molestos, pero que no ocasionan un riesgo a la salud.

"Se trata del mosquito común del género Culex y se dieron las condiciones para su aparición", explicó a EL POPULAR el titular del área de Bromatología Andrés Castro.

El médico veterinario dijo que "el cambio climático en el mundo hace que se extienda cada vez más la presencia del mosquitos hacia al sur", razón por la cual este tipo de situaciones será cada vez más común.

Para llevar tranquilidad a la población, Castro aclaró que no se trata del Aedes que es transmisor del dengue y que aparece cuando la temperatura es más calurosa. "Este es un mosquito común y que se adapta en zanjas, zanjones y arroyos, tanto en zonas rurales como urbanas".

Esta capacidad de adaptación a distintos nichos ecológicos en estado de larva, desde aguas limpias y cristalinas a aguas contaminadas, sumado a su gran resistencia en estado adulto a las variaciones de temperatura hace que sean uno de los mosquitos de más amplia distribución y abundancia.

"Es una situación normal que cuando se dan condiciones adecuadas, aparecen. El mosquito tiene varios estadíos: cuando la condición es adecuada (con una temperatura, presión atmosférica y humedad determinada), del huevo nace la larva y después se transforma en pupa hasta llegar al mosquito adulto. Miles de huevos quedaron del otoño pasado, cuando también hubo una invasión de este mosquito y las hembras pusieron huevos en ese período".

El principal motivo para que no se acuda a la fumigación es "que no tiene efecto residual. Es decir, yo fumigo hoy, mato a esos mosquitos y mañana aparecen otros. Además, fumigar trae problemas de contaminación ambiental, es nociva para otras especies y genera resistencia al producto por lo que si se fumiga habitualmente, llegará un momento en que eso no surtirá efecto", explicó Andrés Castro.

Todos al mismo tiempo

Aparecieron de repente y todo hace pensar que permanecerán unos días. Lo que sucedió es que se dieron todas las condiciones para su aparición. "Hubo algunos días de lluvia entonces eclosionó la larva de los huevos, y después de varios días aparecieron los mosquitos ya adultos. Por eso aparecen tantos de golpe, porque muchos huevos de mosquitos no pudieron nacer en su momento y nacen todos al mismo tiempo. Después de algunos días, la situación vuelve a tranquilizarse", dijo Andrés Castro.

Explicó, además que la aparición de mosquitos en verano tendrá que ver con el clima. "Si es un verano seco habrá pocos mosquitos de estos. En cambio, si es húmedo vamos a seguir teniendo, aunque por ahí no tantos de golpe".

¿Cómo combatirlo? "Siempre hay que tener a mano un repelente y que no nos agarre desprevenidos. Si bien no transmite enfermedades, es muy molesto. El mayor problema es que piquen a personas alérgicas o a niños que después se rascan mucho y se lastiman".

La fumigación, por su parte, no es aconsejable y tampoco termina con el problema. Esta metodología "no está indicada para ningún mosquito de forma rutinaria y menos para éste que no representa un riesgo a la salud. Se fumiga en casos puntuales, por ejemplo para algún evento para bajar la carga de mosquitos porque generan estrés o cuando se detecta algún caso sospechoso de dengue".

El mosquito del género Culex "se adapta mucho en cualquier ambiente exterior, en zonas urbanas o suburbanas donde hay un poco de agua. Es mucho más rústico que el mosquito transmisor del dengue que es más exquisito en cuanto a dónde poner huevos y desarrollar larvas. No lo hace en zanjones, zangas o arroyos porque no están dadas las condiciones para que larvas sobrevivan. En cambio, sí están en los domicilios donde hay agua estancada ya sea en recipientes, cubiertas y chatarra. Hay reparo del sol y el viento".

Olavarría sin dengue

"Todavía no hay condiciones dadas para Aedes", aseguró Andrés Castro. De todas formas, es imprescindible que la gente comience a prevenir porque "es una época para que pueda comenzar a aparecer".

El mosquito transmisor Dengue, Zika y Chikungunya (Aedes Aegypti) es de hábitos domiciliarios y se desarrolla en ámbitos urbanos y suburbanos. Se cría en recipientes capaces de acumular agua (neumáticos, floreros, botellas, bebederos de animales, latas, y cualquier recipiente en desuso), donde las hembras ponen sus huevos. Los huevos eclosionan dando lugar a las formas larvarias, que luego se convertirá en mosquito adulto.

La única forma de prevención del dengue es evitar la cría y proliferación del mosquito transmisor impidiendo la acumulación de agua dentro y fuera del domicilio.

Para ello, se recomienda mantener el orden y la higiene de los patios y terrenos baldíos. Mantener el pasto corto. Evitar juntar agua de lluvia, si esto resulta indispensable no almacenarla por más de 3 días, luego de su uso cepillar todo el recipiente antes de recoger agua nuevamente. Cambiar el agua de los bebederos de animales diariamente. No dejar recipientes sin tapar en el patio. No juntar chatarra y elementos en desuso.

Para la aparición del Aedes "se necesita un poco más de calor y humedad.

En los moquitos, cualquiera sea su especie, "la que pica es la hembra. El macho se alimenta de pasto. Depende de la especie cuántas veces pica un mosquito. Una vez que esa hembra está llena pone los huevos. Un Aedes pica unas diez veces antes de poner los huevos", explicó Andrés Castro.

Y aclaró que "la sola presencia de este moquito no quiere decir que haya dengue. Para eso, primero el mosquito debe picar a una persona enferma y luego picas a una susceptible de contraer la enfermedad".

Por otro lado, recordó que en Olavarría "no hemos tenido ningún caso autóctono, es decir, no hay mosquito infectado en Olavarría. Pero puede pasar que lo haya de un día para el otro".