20.01 

Pfizer demora entrega de vacunas en todo el mundo y un país analiza iniciarle acciones legales

La farmacéutica no pondrá cumplir con los tiempos pautados en Europa y en otros países.

La farmacéutica Pfizer con la que la Unión Europea contrató más vacunas -unas 600 millones de dosis- anunció una demora en la producción y la entrega como consecuencia de la adaptación de su fábrica en Bélgica, lo que complicó los planes de varios países, mientras que Italia evalúa iniciar acciones legales.

La primera tanda de vacunas empezó a distribuirse, con las dosis iniciales inyectadas el 27 de diciembre, y la demora supone un riesgo adicional porque esta vacuna se inyecta en dos dosis, con un período de 21 días entre la primera y la segunda. Una interrupción del suministro puede complicar la inyección de la segunda dosis en algunas personas en el plazo establecido.

En este sentido, el primer ministro de Portugal, Antonio Costa, fue precavido y resolvió suministrar solo la mitad de las dosis disponibles para asegurar que, en caso de interrupción del suministro, dispongan del número suficiente de segundas dosis. "Para así no correr riesgos si hubiese algún incidente", dijo Costa.

En tanto, otros países no tomaron nada bien el retraso. Ministros de Sanidad de seis países calificaron la situación de "inaceptable". "No solo impacta en nuestros calendarios de vacunación, también disminuye la credibilidad del proceso de vacunación", dice luna carta de los responsables de Suecia, Dinamarca, Finlandia, Lituania, Letonia y Estonia, instando a la presidenta de la Comisión Europa a tomar medidas con la farmacéutica.

Asimismo, México e Italia se sumaron ayer a la lista de países que reconocieron en las últimas semanas que deberán ralentizar sus campañas de vacunación por la falta de dosis disponibles, un problema de producción global que no se limita solo a una vacuna y que profundiza la crisis sanitaria global.

En Italia, por ejemplo, el procedimiento original de inoculación masiva, que ya administró 1.187.920 dosis, sufrirá importantes retrasos por la demora de la farmacéutica Pfizer en la entrega de su fármaco.

Según informa el diario La Stampa hasta el momento llegaron al país solo 48.000 de las 397.000 dosis previstas para esta semana, mientras que hoy deberían llegar 53.820 y recién mañana las restantes 294.840.

En esa línea, el director de la Agencia Italiana de Medicamentos (AIFA), Nicola Magrini, expresó hoy la "grave preocupación" generada por la comunicación "a último minuto" del retraso en el envío de las vacunas.

Asimismo, el subsecretario de Salud de México, Hugo López-Gatell Ramírez, comunicó hoy que la primera fase de vacunación del personal médico -que debía llegar el 25 de enero y el 2 y 9 de febrero- se retrasará hasta el 15 de febrero, por lo que se deberá esperar una semana más para recibir la segunda dosis.

"Hay personal que deberá esperar 28 días para la segunda dosis", indicó el subsecretario mexicano, y anunció que la primera fase de vacunación no se concluirá el 31 de enero.

El Gobierno italiano anunció que junto a las 20 regiones del país evalúa iniciar acciones legales contra la firma estadounidense Pfizer por el retraso en la entrega de vacunas que provoca demoras en la campaña de vacunación.

El Ejecutivo "considerará acciones legales concordadas" con las regiones contra Pfizer, por el retraso en el envío de 200.000 de su vacuna esta semana, dijo el ministro para los Asuntos Regionales, Francesco Boccia, en declaraciones que reproduce hoy la cadena RaiNews24.

"Exigimos claridad y respeto para nuestro país sobre los acuerdos europeos realizados", agregó Boccia, subrayando la necesidad de no más "reducciones unilaterales sin previo aviso", en referencia a la decisión de Pfizer anunciada la semana pasada de entregar 165.000 dosis menos. 

(DIB)