22.03 | Política 

Dolagaray: "Este triunfo nos va a permitir presentar una lista propia"

"El afiliado nos ha transmitido algo, nos está diciendo que el radicalismo necesita protagonismo, y esperemos estar a la altura de las circunstancias" fue la primera reflexión de Gonzalo Dolagaray.

Con 42 años, y 26 de militancia, Gonzalo Dolagaray se convirtió anoche en el presidente del Comité Olavarría de la Unión Cívica Radical (UCR) al imponerse en las elecciones internas por amplio margen sobre Franco Illescas y Rubén "Bebe" Lanceta.

"El afiliado nos ha transmitido algo, nos está diciendo que el radicalismo necesita protagonismo, y esperemos estar a la altura de las circunstancias" fue su primera reflexión, y se mostró "muy contento con la participación; hemos duplicado a las elecciones anteriores, porque veníamos de 600 votos y acá tuvimos casi 1200".

Su victoria fue con casi la mitad de los sufragios emitidos. 

"Habíamos trabajado muy duro y me llena de orgullo el equipo que tenemos, porque hablamos afiliado por afiliado y teníamos buenas expectativas, pero esto lo superó ampliamente gracias a Dios" reconoció.

El hecho que sedujo al votante radical de Olavarría, según su presidente electo, fue "la militancia que tenemos dentro de la UCR. Hace mucho tiempo que venimos trabajando, el afiliado nos conoce y sabe que estamos a disposición del Partido. Ha creído en nuestra palabra y no lo vamos a defraudar".

A tono con declaraciones en la previa de uno de sus contrincantes, Rubén Lanceta, se comprometió a recuperar la histórica sede. "Yo soy vicepresidente en la comisión saliente y hemos trabajado mucho por el comité" advirtió.

"Logramos ponerle el techo, hicimos un entrepiso y estamos a punto de poder comprar las aberturas, lo que nos permitiría cerrar la construcción y empezar a utilizarlo. Tenemos el obvio compromiso de terminarlo lo antes posible. No va a ser sencillo, pero lo vamos a lograr para este año" prometió.

Dolagaray no tardó en revelar sus planes para adentro, y con vistas a las elecciones de medio término: "Queremos unificar el partido, queremos presentar nuestra propia lista en las PASO con candidatos todos radicales y en eso vamos a poner manos a la obra".

"Furgón de cola del PRO" se han autodefinido muchos radicales en la administración de Mauricio Macri en la Nación y de María Eugenia Vidal en la Provincia.

Eso quiere modificar Dolagaray, que en la órbita bonaerense responde al intendente de San Isidro Gustavo Posse.

"Nosotros pensamos seguir en Cambiemos; es un hecho y no le mentimos al afiliado porque hay muchos radicales descontentos con lo que venía sucediendo en el partido. La dirigencia que tuvimos en la Provincia, con Daniel Salvador a la cabeza, no nos representó a los radicales y tampoco nos dio la oportunidad en el caso de Olavarría de presentar una lista" recordó.

"Creo que este triunfo nos va a permitir presentar una lista propia, que los radicales nos van a acompañar y la gente en general también después de la respuesta espectacular que tuvimos cuando salimos a afiliar para esta campaña" celebró.

El mensaje para ambos contrincantes fue idéntico: "Mi palabra es que nos vamos a juntar en la semana para charlar y para poder trabajar juntos".

"Va a ser importantísimo que el partido se unifique y que cada uno ocupe el lugar que se ganó. Nosotros vamos a conducir la mesa y después los cargos se van a repartir por el Sistema D'Hont, como corresponde" acotó.

Gonzalo Dolagaray está casado hace 5 años con Mariana, azuleña, a quien conoció a través de la militancia hace 12.

Se afilió en la década del '90, algunos años después de la avalancha de votos alfonsinista, pero se considera un incondicional seguidor de Don Raúl, aunque el histórico dirigente de Chascomús alguna vez este haya dicho que "el límite es Macri, sino deberemos acostumbrarnos a perder elecciones antes de hacernos conservadores".

"Seguimos las ideas del 'Viejo' y como decía él estamos detrás de las ideas y no de las personas" dijo.

A propósito de aquella ya célebre frase consideró que "Alfonsín también hubiese adherido a nuestra alianza con el PRO en 2015, por el país, porque en ese momento peligraban las instituciones y la República si el kirchnerismo hubiese seguido en el poder".