04.10 | Información General Hubo actividades en el templo olavarriense en honor al santo

El Tránsito de San Francisco

Se realizó el sábado a las 20.

El fin de semana, en el templo San Francisco de la ciudad de Olavarría se celebró el Tránsito de su patrono, "el Pobre de Asís", en el marco de su festividad.

Francisco de Asís murió el sábado 3 de octubre de 1226, en una cabaña cercana a la capilla de Porciúncula (Italia). El 4 de octubre es el día que la Iglesia destina para celebrar el día de la muerte de San Francisco de Asís, su nacimiento a la vida eterna. Francisco es fácilmente uno de los santos más queridos y venerados de la Iglesia. Por lo tanto, incluso la vigilia de su muerte se celebra con estilo. El 3 de octubre es la vigilia de su muerte y lleva un nombre especial: su Tránsito, que significa "paso", "cruce".

La fiesta siempre ha sido una parte importante de la espiritualidad franciscana. San Francisco se enfrentó a su propio fin con lo que podría describirse como un aplomo gozoso. El Tránsito recuerda específicamente al Pobre de Asís en su momento de santidad, el momento que se encontró con su Dios. Llama a los frailes, hermanas, monjas y miembros seglares de la familia franciscana a los cuales Francisco daría su única y última lección: guardar de la paciencia, la pobreza, la perfecta alegría, la fraternidad y la fidelidad a la santa Iglesia romana, insistiéndoles en anteponer la observancia del Santo Evangelio a todas las otras normas.