07.10 | Policiales 

Dispusieron la excarcelación de Sandro Ciarpella a casi un año de su detención por lavado de activos

La medida se hará efectiva luego de que pague una caución real. Se le prohibió salir del país y se dispusieron otras obligaciones mientras continúa el proceso.

El Juzgado Federal Nº 1 de la ciudad de Azul resolvió en los últimos días la excarcelación del martillero olavarriense Sandro Ciarpella, quien está detenido desde noviembre del año pasado por se considerado coautor penalmente responsable del delito de lavado de activos.
La medida de liberación se hará efectiva una vez que se pague una caución real. En el marco de la misma causa se resolvió la falta de mérito para un escribano investigado por el mismo delito.

Luego de una gran cantidad de solicitudes presentadas por los abogados de Ciarpella, quien actualmente cuenta con el asesoramiento legal del doctor Gustavo Scotto, el juez federal Martín Bava hizo lugar al pedido de excarcelación del reconocido martillero de Olavarría. La solicitud contó con el aval del fiscal federal Santiago Eyherabide.

Específicamente la resolución establece "hacer lugar al beneficio de excarcelación" que fuera solicitada por la defensa de Ciarpella, "bajo promesa de someterse al procedimiento y de no obstaculizar la investigación, la que se efectivizará una vez constituido el domicilio, y constituida la caución real". Se presume que el olavarriense recuperará la libertad la semana próxima. Además el juez Bava decretó la prohibición de salir del país.

En contacto con EL POPULAR, Scotto indicó que luego de que lograran esta medida, que se resolvió tras una gran cantidad de recursos presentados por él y por el anterior abogado de Ciarpella, el doctor Sergio Roldán, buscará que se dicte el sobreseimiento del martillero. En la resolución del Juzgado Federal de Azul se menciona el planteo de la defensa acerca de la existencia de irregularidades en la investigación, situación que fue mencionada en varias oportunidades desde noviembre de 2018, cuando se realizó un megaoperativo por narcotráfico en Olavarría en el que detuvieron a siete personas. A partir de esa causa se desprendió la investigación por lavado de activos que llevó a que el 11 de noviembre del año pasado fuera detenido Ciarpella y poco después trasladado a una cárcel federal de Marcos Paz.

Si bien en junio pasado la Cámara de Apelaciones de Mar del Plata confirmó el procesamiento con prisión preventiva de Ciarpella, dictada en noviembre del año anterior por el juez Bava; este mismo magistrado entendió ahora que la actitud del imputado "en el marco de esta causa ha sido de plena colaboración, mostró una actitud procesal colaborativa, aportó la totalidad de sus datos, domicilio de residencia y demás circunstancias personales, participando en los actos procesales a los que fue convocado".

El juez Bava justificó su resolución también al exponer que "no se vislumbran riesgos procesales que puedan comprometer el estado de la causa". Al momento de realizar la requisitoria, el doctor Scotto planteó que "el imputado posee su residencia y arraigo en la ciudad de Olavarría, donde vive junto a su familia, que ha dado muestras sobradas de sometimiento a la acción de la justicia" y además que "no cuenta con la intención ni con posibilidades certeras de ausentarse del territorio argentino o permanecer oculto yo que, en caso de recuperar su libertad, retornará a su domicilio a los fines de continuar con su trabajo y atender a las necesidades de su familia".

Lavado de activos

La causa en la que fue imputado y detenido Ciarpella nació del operativo realizado en noviembre de 2018 en el que fueron detenidos 7 olavarrienses por ser considerados integrantes de una banda dedicada a la comercialización de estupefacientes, que sería liderada por los hermanos Pablo y Marcos Cairo, quienes continúan detenidos. En la vivienda de uno de los considerados cabecillas de la organización, ubicada en Sargento Cabral al 3000, se realizó un allanamiento el día que Ciarpella fue detenido.

En el marco de esta investigación y en base al informe elaborado por la Unidad de Investigaciones de Activos Ilegales "surgieron inconsistencias en el patrimonio de algunos miembros de la organización criminal, por lo que se dispuso investigar la posible comisión del delito de lavado de activos de origen delictivo, y en ese marco se analizaron una serie de elementos probatorios que daban cuenta de inversiones en inmuebles y vehículos como posible producto de la ganancia obtenida por la comercialización de estupefacientes", según refiere un fallo dictado de forma reciente por la Cámara de Apelaciones de Mar del Plata.

En el caso de Ciarpella se lo imputó por "haber colaborado en distintas operaciones inmobiliarias" con Pablo Cairo, "facilitando y asegurándoles inversiones de diferente tipo, con el objetivo de insertar en el mercado legal los fondos obtenidos de la actividad ilícita por la cual se procesara a éste último".

En esta misma línea el juez Bava consideró que participaba también en este delito un escribano de nuestra ciudad, pero ayer se refirió a este Diario que se resolvió la falta de mérito sobre su posible participación, al no encontrarse elementos que lo vinculen con la causa.