08.11 | Información General Día del trabajador municipal

Trabajador municipal, servidor público...

La obra del Sindicato y el trabajo en pandemia.

La celebración de este Día del Trabajador Municipal nos encuentra en tiempos de post pandemia, o por lo menos en un período de importante recuperación de normalidad, que será perdurable en la medida en que no creamos que el virus provocador haya desaparecido.

Pandemia

Días de reflexión, repaso y reconocimiento por esos compañeros, trabajadores públicos, empleados municipales que estuvieron (y están) en la primera "línea de fuego" de la lucha frente al Covid. No para vencerlo, sino para minimizar su tremendo impacto en la salud de la población, coadyuvando en la implementación de las medidas de prevención, sosteniendo la imprescindible maquinaria de servicios del Estado y poner el cuerpo y el ánimo para curar al enfermo cuando lo necesitó y fue posible. Esta organización gremial se siente agradecida y orgullosa de nuestros compañeros trabajadores, entregados a la tarea solidaria sin especulaciones y hasta temerarios.

Nos tocó acompañar con el mismo desvelo esa actitud y compartimos la dicha de haber sido necesarios. Pero nos corresponde valorizar la tarea y es oportuno que lo hagamos aquí, con afán de disfrutar lo que la catástrofe sanitaria nos permite hoy, sin bajar la guardia de los cuidados y los ejemplos.

La Mutual

Y en correspondencia, porque la salud en un estado óptimo para gozar de la vida, su preservación en la familia de los compañeros municipales marca el rumbo de nuestra acción para emprender una de los mayores proyectos en idea e inversión, que se hayan llevado a cabo. Es la organización y puesta en servicio de la "Asociación Mutual Para Olavarría" y la disponibilidad a pleno de nuestra sede en la calle Gral. Paz, que estamos refaccionando desde su locación. Un centro multifuncional que contendrá las prestaciones de "La Mutual" y la administración de nuestra organización gremial.

La obra de adecuación del inmueble alquilado representa una gran inversión que hemos encarado con total convicción sobre sus beneficios futuros. Construimos dependencias, oficinas y consultorios, con atención de la modernidad y las necesidades de los beneficiarios, abiertos a la incorporación como tales, de todos nuestros vecinos en el futuro. Es la acción solidaria mutualista al servicio de trabajadores y los sectores más desprotegidos de nuestra sociedad.

El funcionamiento de "La Mutual" significa para ellos, respaldo económico en consultas, estudios, medicamentos y prestaciones directas en consultorios, con la inquietud subyacente de seguir avanzando. En ese camino hacemos gestiones para permitirnos la explotación de un servicio de farmacia: un eslabón preocupante en la cadena de costos que el mercado impone a la población para atender su salud.

Es un desafío que no podemos desatender. Es imprescindible poner el esfuerzo de nuestras organizaciones para defender al trabajador de los atropellos de la especulación y la apropiación perversa del ingreso por esa vía comercial.

Complejo Sindical Recreativo

Y si por la salud se atiende la enfermedad, por ella también llevamos adelante un proyecto ambicioso que fructifica en la construcción de nuestro magnifico Complejo Sindical Recreativo, erigido en el predio de la ex Quinta Don Mateo.

Aprovechado en su natural generosidad un tiempo, el espacio de la quinta estaba indicado para dotarlo de distintas condiciones de esparcimiento y prácticas deportivas, para ponerlo al servicio de los trabajadores, sus familias y la comunidad toda.

Aun con las dificultades, no nos inhibimos de resolver una gran inversión para contar con esas posibilidades que hoy nos permiten organizar la temporada de verano en las flamantes y modernas piletas y la realización de la Colonia de Vacaciones "Verano Soñado" que vuelve a ser posible felizmente con la distensión de la emergencia sanitaria, luego de un año suspendida. Niñas y niños, hijos de afiliados y no afiliados, tendrán nuevamente esta posibilidad en las mejores condiciones.

A las tres piletas definidas en su diseño para uso general, para niños y condiciones especiales, se les sumó una obra accesoria de parquizado y la construcción de vestuarios, sanitarios y "dormis" a la altura de las exigencias eventuales, más el acondicionamiento del sector del camping con infraestructura para las necesidades de su aprovechamiento pleno y la optimización del amplio espacio de hectáreas disponibles para las prácticas deportivas.

Allí forestamos y tendimos redes de provisión de electricidad y agua para servir al desarrollo y utilización de canchas y playones polideportivos que fueron delimitados y dispuestos reglamentariamente. Creamos nuestro propio Club Social y Deportivo, despuntamos con la práctica oficial del fútbol y pusimos en marcha una escuela de iniciación para los más chicos. Todo en un ámbito de contacto saludable con la naturaleza circundante, circuitos de paseo y reconocimiento, lugares confortables para la estancia y el encuentro familiar.

Junto a esta magnífica y utilitaria geografía, planificamos la construcción de un salón de usos múltiples que en algunos meses más, pondremos al servicio de nuestros acontecimientos sociales y a disposición de nuestros afiliados que lo requieran con el mismo fin.

Con epicentro en el Complejo, organizamos la prueba atlética "Día de la Memoria" para sostenerla en el calendario, permitir la práctica del atletismo y testimoniar nuestro homenaje a las víctimas del terrorismo de Estado y particularmente a los trabajadores y dirigentes gremiales detenidos, muertos o desaparecidos. Nos reponemos de la interrupción obligada por la pandemia y estamos preparando su edición del año próximo, con grandes novedades.

El futuro es auspicioso en nuestro Complejo, y seguimos trabajando con ese horizonte de realizaciones. Lo ponemos a disposición de nuestros compañeros y toda la comunidad.