17.11 | Información General El corralón de Azul que brinda todo lo necesario para concretar los sueños de la casa propia

Don Santo tiene todos los materiales para que el cliente haga realidad su proyecto

Desde hace más de 15 años, este emprendimiento familiar está al servicio de la construcción acompañando al desarrollo y crecimiento de cada uno de sus clientes, tanto profesionales como particulares. "Invertir en ladrillo es lo más seguro", afirmó Roberto Salerno.

Todos sabemos lo importante que es contar con un corralón de confianza que pueda brindar los mejores materiales de construcción, el precio más conveniente del mercado y la garantía que sólo puede brindar la experiencia. Es por eso que en Azul muchas personas eligen Corralón Don Santo, uno de los corralones con varios años de experiencia.

Desde fines de 2002, sus propietarios Roberto Gustavo Salerno e Hilario Sáenz comenzaron con este emprendimiento con la idea de brindar el mejor servicio, atendiendo las necesidades de sus clientes y ayudando a elegir los materiales que más se adapten a lo que estén necesitando.

Esa confianza entre comerciante y clientes ayudaron a transformar un corralón de materiales familiar a una empresa especializada en el rubro de la construcción que asiste en las diferentes etapas de una obra. Y para ello cuentan con personal capacitado para asesorar al cliente en todo lo que necesite, brindando una atención personalizada, e inclusive entrega de compra en obra para una mayor comodidad, sea en la ciudad como así también en zonas rurales.

Además, "hace poco empezamos a implementar la entrega de materiales en bolsones", aportó Roberto Salerno, persona que está a cargo del corralón asumiendo la responsabilidad ante cualquier inconveniente.

¿Por qué Don Santo?. "El nombre comercial viene en relación a mi abuelo Santo Salerno, quien tuvo en su momento un corralón que luego continuaron mis tíos hasta fines de los '80. Después, por estos vaivenes que tiene nuestro país terminamos abriendo uno nosotros", recordó.

Consultado sobre el impacto del virus coronavirus en el sector, Salerno destacó que "la construcción es una actividad que siempre está activa, entonces es muy distinto a otras actividades que producto de la pandemia han tenido un período muy difícil y nosotros por medio del trabajo pudimos mantener nuestra estructura".

En ese sentido, desde que se comenzó con las restricciones hasta la actualidad dijoque "nosotros trabajamos muy bien", porque "la gente apostó por invertir en la construcción así como lo hicieron en otros rubros relacionados, por ejemplo las pinturerías, ferreterías, etc.", detalló. En lo que respecta a su rubro, recordó la trillada frase: 'Invertir en ladrillo es lo más seguro'".

Para contar con una construcción de primer nivel es importante tener a disposición las marcas prestigiosas del país. Es por eso que desde el Corralón Don Santo ofrecen todo lo necesario para cualquier etapa en una obra. Desde cemento hasta cal, pasando por arena, piedra, viguetas, ladrillos de todo tipo, etc.

Además de ser un corralón de materiales, también ofrecen productos de ferretería para los trabajadores así como otros productos que se van a emplear en etapas posteriores de la construcción. Por ejemplo, este negocio cuenta con pinturas para diferentes ambientes, entre otras ofertas.

En cuanto a descuento y promociones, Salerno comentó que "tenemos un precio lista" y sobre el mismo "está la posibilidad de pagar con tarjeta de crédito hasta tres cuotas sin interés. Otra manera es, si se abona al contado, le realizamos un descuento del 15 por ciento".

Por último, "en el Día de la Construcción deseo lo mejor para todos los colegas, profesionales de este rubro y albañiles, así como a toda persona relacionada con esta actividad", señaló.

Con el esfuerzo familiar y compromiso de sus empleados, la empresa logró un crecimiento ininterrumpido a lo largo de su historia. Esto último, en gran parte, se lo debe a la confianza y acompañamiento que dedicaron amigos, familiares, clientes y proveedores. Es por eso que los propietarios de este emprendimiento les agradecen a todos ellos por el respaldo durante todos estos años.

"Aprovecho la ocasión para agradecer la confianza depositada y esperamos seguir construyendo juntos", finalizó. Cabe destacar que Corralón Don Santo, ubicado en Avenida Piazza 1068, abre de lunes a viernes de 8 a 16 horas, lapso en el que los clientes pueden llegar a conversar con el personal sobre alternativas de financiación y opciones de marcas que satisfagan sus requerimientos con la mejor calidad.