21.11 | Columnistas ESCENARIO POLITICO

El triunfo inventado, el albertismo se relanza, la banca de "Bali" Bucca y el dilema azuleño

Con un arrebato de autonomía, el Presidente busca recuperarse de la humillación sufrida luego de las Paso. Cristina calla y lo deja hacer. Los intendentes del Conurbano quieren la reelección y rechazan porteños para la Gobernación. Azul y sus internas. La política se metió en el gremio de camioneros. Las cooperativas eléctricas quieren empardar sus números. 

Cacho Fernández

[email protected]

Ante la evidencia de la derrota y la imposibilidad de ocultarla detrás del sonido de los bombos, Alberto se descolgó en el acto por el Día de la Militancia con un enorme sofisma. "El triunfo no es vencer sino no darse nunca por vencidos", dijo, con una frase digna de Protágoras o cualquier otro sofista.

Lo de Alberto fue un intento de escapar de la dura derrota del domingo con un falso relato. Jorge Luis Borges intenta algo similar en el maravilloso cuento "La otra muerte" cuando busca en relatos de terceros falsificar la muerte supuestamente heroica pero realmente indigna de Pedro Damián en una batalla de principios del siglo veinte en Uruguay.

En realidad, el cuento tiene un significado fundamental, a mi juicio el de poder concederse la posibilidad de modificar el pasado cambiando las consecuencias. Algo parecido hizo Alberto y su novedoso albertismo: el acto triunfalista que organizó su amigo Pepe Albistur fue el hecho con el que quiso modificar la derrota del domingo anterior para dibujarlo como un triunfo y no como lo que fue, una derrota.

La nota completa en la edición impresa de diario EL POPULAR