87144

09.01 | Laprida Una auxiliar de educación fue la ganadora del auto 0 kilómetro

Noche de éxito y muy buen folklore en el Festival del Sindicato Municipal

Concurrieron unas 1.000 personas, que se convocaron en el gimnasio del Club A. Lilán. La gente disfrutó de los espectáculos que cerraron de la mano del "Negro" Daniel Ferreyra, que llegó por segunda vez a Laprida.

Nuevamente el folklore y la música popular fueron el eje convocante para que unas 1.000 personas presenciaran el sábado el Quinto Festival de Folklore que organizó el Sindicato de Obreros y Empleados Municipales de Laprida (SOEM) en el gimnasio del Club A. Lilán. Ya en la madrugada del domingo, durante el espectáculo se sortearon los premios finales de la rifa anual del Sindicato, donde una auxiliar docente de San Jorge fue la feliz ganadora del auto 0 kilómetro.

Previo a ello, el escenario fue recibiendo a los diferentes artistas locales, entre ellos a Gonzalo Elía, que comienza a marcar su perfil vocal y musical sobre el escenario, dueño de un caudal de voz de proyección. El joven está acompañado por su padre Fabián en teclado, Miguel "Oso" Colantonio en batería, Ariel Vergara en bajo y Diego Digiani en guitarra.

A continuación se presentó Clave Folklórica, que con violín, guitarras, bombo y sudor dejaron toda su pimienta y su ritmo sobre el escenario. Si algo más faltaba para llevar al festival a lo más alto fue la presentación de Los de Maza.

Desde Villa Maza, precisamente, en el partido de Adolfo Alsina, llegaron a Laprida una vez más de la mano de alguien que en su paso por la sucursal local del Banco Nación, como contador, dejó amigos y el perfume del folklore. Ese es Mario Rivas, intacto en esa tercera voz y en su porte, para entregar un impecable repertorio.

"Canción para una mentira", canción romántica de los años 70 llevada al éxito por Los del Suquía, fue el disparador en su carta de presentación, para buscar y quedarse con temas de sus padrinos artísticos, Los Tucu Tucu, buscando y logrando el romance con el público para cantar juntos esa nostálgica "Luna Tucumana".

"Pájaro Campana" infaltable en el charango fue cerrando su actuación, para terminar con "Malagueña" y "Candombe para José", con el público despidiéndolos de pie, como se lo merecen los grandes artistas.

Quedaba saborear la frutilla del postre con "El Negro" Daniel Ferreyra, quien llegó por segunda vez a Laprida, ya que cuando fue reciente ganador de "Talento Argentino" en Telefé, el Sindicato Municipal lo contrató para el primer festival, donde este puntano inició su camino de éxitos, tal cual lo recordó.

Sostenido con batería, bajo y guitarra, en el arranque entregó "Gracias a la vida" -en cuidadosa versión-, y luego ya en intimidad con la gente se deshizo en cada entrega complaciendo con los temas que lo llevaron a ganar aquel concurso, como "Zorba el Griego".

Nada ha cambiado en su persona. Las luces del centro y las marquesinas no lo han encandilado, porque basta juzgar algunas actitudes para constatar que sigue siendo humilde tanto arriba como debajo del escenario. Arriba, porque mantiene la misma herramienta para conquistar al público con su talento y su precisión musical para hacer de cada tema una versión exquisita, como fue por ejemplo "Se dicen de mi", de Tita Merello, o "Taquito Militar de Mores". Y debajo también, porque descendió del escenario y se mezcló entre la gente haciendo sonar fuerte su viola, en un pasaje distendido y divertido con novios y matrimonios.

Ferreyra no se olvida de sus raíces y se detuvo un tiempo para recordar a su madre -con vals incluido-, y presentó a su nieto, a su hija y a la mujer de su vida desde siempre. El público es sabio: se fue ovacionado con el gigante de Lilán de pie y dos bises: "Pájaro Campana", incluso haciendo participar a un niño, y "Candombe para José".

En general fue un festival realmente para agendar, que crece y que tiene el esfuerzo del gremio municipal con la mirada puesta en llegar con útiles escolares a todos los hijos de sus afiliados y que el año que viene redobla la apuesta y tiene confirmado, además de su nueva rifa, la presencia estelar de Los del Suquía.

Los ganadores de la edición 2016

Fiscalizado por la escribana Magdalena De Vega, junto con integrantes de la comisión directiva del SOEM, se realizó por tómbola el sorteo de los premios finales de la rifa anual. Un hecho para destacar fue que previamente se dio lectura a la nómina y los números de las rifas que habían sido adquiridas por los empleados municipales locales.

Iniciado el sorteo, el primero en salir fue el Nº 033, que se no se había vendido y quedó vacante, y en consecuencia fue sorteado nuevamente el tercer premio, que le correspondió al Nº 313, resultando Inés Barreiro la ganadora de un TV led 32 pulgadas.

El segundo premio de una heladera fue para el Nº 529, resultado ganador Héctor R. Larregui. Finalmente, el primer premio de un Fiat Palio 0 kilómetro fue para el Nº 112, siendo su ganadora Verónica Turán Mazza, que se desempeña como auxiliar de la educación en la localidad de San Jorge, recibiendo las llaves Gladys Serrano, la vendedora del número en dicha localidad, que se hallaba presente en el espectáculo. La entrega de las llaves fue realizada por parte de los secretarios del gremio Rolando Franco y Fabián Estrabeau. En tanto, previo al sorteo final se realizó el sorteo de un lechón ensillado, correspondiéndole a Delia Novoa con el Nº 506.