87680

21.01.2017 | Información General 

El fin de una era: 15.000 cassettes fueron tirados a la basura

La llegada de la tecnología y los cambios culturales generaron el cierre de uno de los locales más importantes del rubro en la ciudad. "Ahí se fueron cosas inéditas", dijo su titular.

El paso del tiempo es para todos. Para las personas, y también para la tecnología, que en los tiempos que corren parece llevar una aceleración y un desarrollo insospechado. ¿El mejor ejemplo?

Lo sucedido la última semana con el mítico videoclub Master, el cual se vio envuelto en dos situaciones: la primera fue el cierre definitivo tras más de 30 años de actividad. El otro, quizás mucho más simbólico, fue que más de 15.000 videos VHS (Video Home System, en español "Sistema de Video Casero") fueron tirados a la basura, con toda una era del cine a sus espaldas.

La llegada de Internet, las descargas ilegales, Netflix y YouTube, por citar algunas plataformas, fue demasiado para este rubro que ve, poco a poco, desvanecer su actividad. Quizás los más jóvenes no sabrán ni tendrán conocimiento de acudir a un local, elegir una película, y devolverla al otro día, teniendo en cuenta que antes había que rebobinarla sin generar rayones ni enredar su cinta. Toda una epopeya.

Así, Fernando Patané -quien fue el titular de Master hasta hace cinco años- charló con EL POPULAR sobre todas estas decisiones simbólicas muy importantes, no sólo para los tiempos que corren, si no para su propia vida.

En un principio describió que "Master nació en el año 1986", siendo uno de los primeros locales en abrir sus puertas en Olavarría. "Fue una sociedad familiar, tuvo todos los condimentos de la época. Hubo muy buenos momentos, después de los cambios tecnológicos como el DVD también hubo una adaptación y bueno, hasta la llegada de la tecnología... ya no se usa más". 

Incluso, personalmente es una parte vertebral de su vida: "Yo me pasé mi vida ahí. Porque es un negocio bastante esclavo que se trabaja cuando todos los demás, tu familia y todos, están de ocio". En ese sentido, agregó que "te perdés muchos momentos de tu familia y amigos por estar en el rubro. Hay muchos que son así, pero bueno...".

Accedé a la nota completa en la edición impresa de EL POPULAR.