88992

16.02 | Información General 

Los bancarios alcanzaron un acuerdo y se levantó el paro

Los empleados bancarios y las cámaras empresarias alcanzaron un acuerdo salarial con una actualización para 2016 del 4 %y sobre esa base, un incremento del 19,5 % para 2017. 

A eso hay que sumarle dos cláusulas de revisión en junio y octubre, en caso de un incremento de la inflación.

Así lo informaron fuentes del Ministerio de Trabajo quienes consignaron que "se llegó a un entendimiento sobre lo que quedaba para compensar inflación oficial de 2016, 4 por ciento que eleva la base a los salarios".

Los voceros de la cartera laboral agregaron que "para la paritaria 2017, se acordó un aumento del 19,5 por ciento, más dos clausulas gatillos en junio y en octubre, la primera para abrir una mesa de seguimiento de la paritaria, y la otra cuatro meses después".

El acuerdo se alcanzó luego de arduas negociaciones que llevaron varias semanas de cabildeos.

El tramo final comenzó este jueves a la mañana con una audiencia entre los representantes de las cámaras que nuclea a los bancos y el gremio La Bancaria para intentar destrabar el conflicto y evitar una medida de fuerza dispuesta desde este viernes y hasta el martes.

El gremio bancario había resuelto profundizar las medidas de fuerza y extender el paro previsto originalmente para mañana hasta el próximo martes inclusive, luego de que ese día se frustraran nuevamente las negociaciones.

El conflicto se desencadenó porque la cartera laboral no homologaba el aumento salarial acordado en paritarias en noviembre último, alegando que la banca extranjera no lo había firmado, aunque si lo habían aceptado las otras tres cámaras del sector.

La negativa oficial se basaba en que ese convenio sectorial no respetaba la pauta de incremento de sueldos "establecida por el Gobierno, en torno del 18 por ciento".

Al respecto, Palazzo había explicado días atrás que "el conflicto es por el acuerdo para incrementar los ingresos en un 4 por ciento más un adelanto que entre suma fija y porcentaje representa el 19,5 por ciento de un sueldo inicial" que "debía regir para enero, febrero, marzo y abril".

"Analizado, el aumento pasaría a ser un acumulado del 24,2, que lejos está del 17 por ciento de inflación previsto por el Gobierno para este año", indicó el sindicalista, quien aseguró que "por eso es la presión para que se caiga" porque "todos buscan una pauta como la que consiguió (la gobernadora bonaerense) María Eugenia Vidal al suscribir un acuerdo del 18 por ciento en cuotas". DyN