91047

28.03.2017 | Política Repercusiones tras la interpelación a Ezequiel Galli

"Las respuestas estuvieron más pensando en la causa judicial que en los vecinos"

El presidente del HCD señaló que en la interpelación el Intendente evitó responder a los dudas de los vecinos de Olavarría y sólo lo hizo pensando en la causa judicial.  

En diálogo con Mejor de mañana por 98Pop, Eduardo Rodríguez se refirió a los dichos del Intendente luego de la interpelación a la que fue sometido ayer por la noche y sostuvo que las respuestas estuvieron motivadas mas por la causa judicial que tratando de disipar las dudas de los vecinos de la ciudad.

 

"Ha sido un acto institucional muy positivo" sostuvo y explicó que "por primera vez los vecinos tenían respuesta del parte del intendente".

El presidente del Concejo Deliberante comentó que con las 300 preguntas lo que se buscó es despejar las dudas de los vecinos y por ello desde su punto de vista manifestó que "fue un gran aporte del HCD" para los olavarrienses. "Los vecinos después evaluarán al momento de la urnas" apuntó.

"La interpelación es un elementos importantisima para la investigación judicial" sobre los hechos ocurridos tras el recital del Indio declaró a 98Pop.

Por otro lado dijo que "las preguntas estaban a la altura" aunque "las respuestas estuvieron más pensando en la causa judicial que en dar una respuesta a los vecinos de Olavarria".

"En más de una respuesta el intendente nos mintió en la cara" dijo y agregó que el Jefe Comunal "no puede desconocer la cantidad de espectadores"

"Lo hemos visto en medios hablando de una estimación de espectadores que duplicaba los habilitados" y señaló que en esos momentos ya se decían que llegarían a la ciudad más de 200 mil personas para participar del recital del Indio.

Por eso, sostuvo, no puede ser que el intendente Galli "diga que estaba habilitado para 150 mil" cuando la tasa que se pago por el show, unos 3 millones de pesos, en base a 200 mil personas.

En cuanto a la venta de alcohol en la zona de La Colmena dijo que "no puede desconocer que esos puestos estaban habilitados para la venta de alcohol" y explicó que ante la consulta Galli "adujo que el sábado por la masividad del evento no se pudieron realizar los controles de alcoholemia o bromatología"

"La venta de todo tipo estaba desde el jueves y tampoco había control" manifestó Rodríguez.