Edición Anterior: 21 de Mayo de 2019
Edición impresa // La Ciudad
"La situación está cada vez peor: hace años que no se ve esto que se está viendo ahora"
Referentes barriales rebatieron las afirmaciones de Diego Robbiani, secretario de Desarrollo Humano, al referirse al aumento de la pobreza en Olavarría. Plantearon que desde marzo se han organizado al menos tres nuevos comunitarios en la ciudad.
Referentes barriales con injerencia en distintas zonas de la ciudad brindaron una mirada contrapuesta a la del Municipio respecto del crecimiento de la pobreza en Olavarría y desestimaron recientes declaraciones del secretario de Desarrollo Humano, Diego Robbiani, quien declaró: "No creo que haya más pobreza, lo que sí hay es un contexto de mayor necesidad".

Así, cuestionaron la falta de apoyo para favorecer a las familias más apremiadas. Plantearon que a la merma en las changas comenzaría a sumarse el crecimiento de la desocupación, lo cual expone un escenario "terrible" con la proximidad de los meses más fríos.

María Rodríguez, referente de La Casa de Valeria y artífice de varios comedores en el norte de la ciudad, subrayó que "la situación está cada vez peor; creo que hace años que no se ve esto que se está viendo ahora. Más allá de que se han terminado las changas, hay gente que ha tenido un trabajo en blanco y hoy está sin laburo".

Así consideró que "es terrible, que la gente de clase media o de clase media baja esté en esa situación es terrible, que tengan mandar los nenes a un comedor o que tengan que llamarte por teléfono para pedir leche. Esa parte me entristece porque si has estado trabajando, hoy no podés conseguir trabajo de nada".

Con esa mirada, planteó las inequidades de la economía en el país. "Es triste que no puedan tener para la leche de los chicos; que un sachet de leche cueste 55 pesos es terrible; no hay un sueldo ni una changa que soporte eso", reflexionó. "La gente no está acostumbrada a colgarse de la luz, y que hoy tengan que decir ‘me cortan la luz, me voy a tener que colgar’ porque sino no te alcanza para comer, para tener aunque sea una comida en tu casa".

De acuerdo con su experiencia, "en los barrios la gente está mal, pero también está mal el que labura y la mujer se quedaba en la casa o iba a trabajar por horas en casas de familia porque hoy ya no tienen ninguna de las dos entradas o el marido tiene que salir a trabajar de changas".

Sin dudar, Rodríguez confirmó que "hay muchas familias en esta situación. Trabajamos en la zona de los barrios Matadero, Belén, Eucaliptus, Isaura y Lourdes. La gente me llama por teléfono ‘soy de barrio Lourdes, ¿no podría ir a buscar un poquito de mercadería, porque me han dicho que ustedes tienen’".

Para buscar ayuda, "nos organizamos para ir a hacer el reclamo al Municipio y tras de eso nos mandan a hacer el trabajo que tendrían que salir a hacer ellos, porque te dicen ‘bueno, traé los nombres de la familia, cuántos integrantes, los números de documento’ pero ese trabajo lo tienen que hacer las trabajadoras sociales de cada Centro de Día que tienen en los barrios. Otra cosa es que hacés un reclamo y por esa razón, ya te tratan de kirchnerista", denunció.

A los barrios "no vamos a hacer política: no hay comida, no hay leche. Con el frío se agrava porque tienen que comprar leña; también hacen falta viviendas. No puedo creer que nos estén pasando estas cosas y el Municipio tenga el cinismo de salir a decir que siempre hubo hambre en Olavarría. Ese muchacho (por Robbiani) es un cínico o tal vez nunca lo vio porque vivió desde otro lugar, no lo sé".

La actividad humanitaria se desarrolla desde "hace 4 años y en los últimos tiempos hemos abierto 3 comedores más, al menos para reforzar los sábados y domingos. Arrancamos en marzo y se abre sábados y domingos pero si hay feriado también se abre. En barrio Matadero hay uno, en barrio Isaura hay otro y en barrio Belén lo abrieron la semana pasada".

En definitiva, "las familias que ayudamos se incrementan cada vez más y se han agregado familias que antes tenían laburo o que tienen un trabajo pero no les alcanza".


"Crecimiento"

Renzo Toranza, referente de barrio Carlos Pellegrini, exhibió una mirada diametralmente opuesta a la del Municipio sobre la situación en los barrios. "Hoy se ve que crece la demanda de los vecinos en muchos lugares donde saben que hay un comedor a pedir alimentos, pan y leche durante la semana, y hasta ropa, que es lo que más se necesita por el frío, por más que no les ande para ponerla arriba de la cama".

Así, fustigó a los funcionarios, ya que "al decir más necesidad, estás avalando que hay pobreza. Porque si hay necesidad es gente que antes lo podía pagar porque quizás tenía trabajo y podía acceder a alimentos y ropa, y si hoy no lo tiene, hay una necesidad. Decir que no hay pobreza es para minimizar el impacto en los vecinos".

"Sino no habría un número creciente de comedores como hay en Olavarría. Y además de ese crecimiento, es la cantidad de gente que se suman a esos comedores; eso se nota primero en los nenes, pero después van a pedir alimentos para la familia completa", reconoció.

Toranza expuso que "en los barrios mayormente son familias numerosas, donde en las casas son más de 5 personas y a veces conviven 3 generaciones: los abuelos, los hijos y los nietos. En muchos sectores el gas no llega, una garrafa te la cobran 400 pesos y la leña casi lo mismo o un poquito más. Hay más necesidad y en los barrios se siente que está cada vez peor. En lo laboral, primero que no tienen laburo y el que tiene un pesito de más no llama al que hacía changas".


"Tenemos cada vez más gente que necesita"

Martín Roldán, referente del comedor "Pocho Lepratti" de barrio Provincias Unidas, planteó que las declaraciones de Diego Robbiani, secretario de Desarrollo Humano, causaron "inquietud en la Mesa de Emergencia. Eso causó indignación porque nos atendió, no resolvió ningún problema y queremos volver a hablar con ellos pero le estamos pidiendo audiencia a (Raúl) Cladera y este pedido nuestro ya lleva 5 meses", sostuvo.

De esa manera rebatió que no exista un aumento de la pobreza en la ciudad. "Los que estaban mal, cada vez están peor; eso es lo que vemos. Y que los que estaban mal estén peor es lo que lleva a que los que no estaban tan mal, ahora estén mal".

En síntesis, "tenemos cada vez más gente que necesita; gente que normalmente no necesitaba, ahora también necesita. Eso es lógico porque mucha gente se está quedando sin trabajo. Cada vez hay menos trabajo y también menos changas porque el que podía dar una changa, que era el que tenía trabajo, ahora no puede hacerlo".

Ante la ausencia del Estado, "nos estamos arreglando con autogestión, porque desde la Municipalidad nada de nada. En el comedor, que abrimos 3 veces por semana, ahora estamos atendiendo a 70 personas porque estábamos en 100 personas y tuvimos que reducir porque no nos alcanzaban los recursos", lamentó.

En el comedor comunitario, "por más que nos dan alimentos, tenemos que poner verduras y carne; cada vez que abrimos necesitamos gastar por lo menos entre 800 y 900 pesos, es decir que necesitamos unos 3.000 pesos por semana que salen de la autogestión".

MÁS TÍTULOS

Cuarta fecha del calendario de la ACOP
Pasó la segunda edición de la ultramaratón internacional
Será el próximo fin de semana
FUTBOL. El DT Juan Domingo Marinangeli analizó el torneo de Sierra Chica
En los 100 Km. de APPS en el AMCO
El carbonero derrotó a Ferro e Independiente (T) al Bata
La primera reunión será el 15 de junio
La Argentina arribó ayer a Polonia
SUB 20. El jueves arranca en el norte europeo el campeonato organizado por la FIFA
AJEDREZ. Gran Prix "Mar y Sierras"
BOCHAS. Se terminó el oficial de tercera categoría
PADEL. Femenino de la AJPP
BASQUETBOL. Soberbia actuación de Ignacio Galardo en Estudiantes para nivelar la serie con Atenas de Carmen de Patagones