Edición Anterior: 31 de Mayo de 2021
Edición impresa // Deportes
INSTITUCIONAL. El Club Social y Deportivo Loma Negra celebra hoy su 92º aniversario
"Esta nueva realidad nos fortaleció porque a pesar de todo nunca bajamos los brazos"
Mario Masson, presidente de la entidad, analizó el presente del "celeste". Como todos los clubes, Loma Negra atraviesa un período de incertidumbre en medio de una pandemia. Igualmente dejó en claro que gracias "al apoyo mancomunado seguiremos en pie, esperando la reapertura y la normalización de las instituciones deportivas".
Se cierra mayo, y eso significa festejo en el Club Social y Deportivo Loma Negra. Es que el "celeste" celebra hoy un nuevo aniversario, en este caso el 92º, que poco a poco lo acerca al centenario que lógicamente será dentro de ocho años.

Para Loma Negra, tal como ocurre en distintos clubes, ya es el segundo aniversario especial, sin los clásicos eventos, teniendo en cuenta la pandemia. Además, el aniversario cayó justo en uno de los momentos más delicados, en el marco de un cierre total de actividades deportivas debido a las restricciones dispuestas por el gobierno nacional (justo con vencimiento en la jornada de ayer), con lo cual ahora crece la expectativa de ver a las entidades nuevamente con gente haciendo deporte.

Igualmente, un aniversario siempre es un momento de impulso, lógicamente para celebrar que el club está en pie en un contexto difícil; pero también con el objetivo de realizar distintas tareas para el bienestar de socios y simpatizantes, para estar fortalecidos para cuando todo esto pase.

Entonces, Mario Masson -presidente del Club Loma Negra- tocó distintos temas. En primera instancia se refirió al momento: "Continúa la pandemia, nos seguimos cuidando con los protocolos vigentes, pero también continúa nuestro deseo de poder habilitar todas las actividades y con controles poner los deportes en competencia local. Si bien es cierto que algunas disciplinas al aire libre pueden practicarse, otras todavía no. Sin embargo, jamás perdemos la fe".

Además, explicó cómo transitaron todo el año, entre aperturas y cierres, lo que lógicamente repercute en la actualidad deportiva y económica del club: "Esta ‘nueva realidad’ nos afectó a todos, modificamos costumbres, acciones. Pero vamos a salir fortalecidos", analizó Masson.

En ese sentido, agregó que "fue así, lo transitamos entre cierres y aperturas, entre tristezas y alegrías, incertidumbres y certezas. No fue fácil, no es fácil para nosotros y para nadie. Pero gracias a Dios y al apoyo mancomunado seguiremos en pie, esperando la reapertura y la normalización de las instituciones deportivas".

Pero, en medio de todo y más que nada en el verano, sí hubo aperturas y así distintos deportes pudieron disfrutar de las competencias. "Las actividades del Club Loma Negra funcionaron en forma intermitente de acuerdo a las directivas que íbamos recibiendo desde la Dirección de Deportes de la Municipalidad de Olavarría. Siempre nuestro mayor deseo fue abrir el Club en cada oportunidad que se nos permitía ya que ese es el fin al que aspiramos para nuestra institución".

Masson también sostuvo que "las respuestas siempre fueron excelentes, desde los colaboradores en las distintas comisiones, profes y entrenadores de cada disciplina y sobre todo la participación de los jugadores fue a pleno, superando en muchos casos nuestras expectativas. Y creo que la respuesta fue en gran parte a la inactividad y a la presión mental sufrida por un tiempo tan prolongado de encierro, lo que hizo que al habilitar cada uno de los deportes se acercaran los chicos en mayor cantidad a la que habitualmente recibíamos".

Además, más allá de aperturas y cierres y las acciones que se hicieron, también hubo trabajos en la entidad. "En lo inmediato, y con respecto a las instalaciones y a los espacios deportivos, se aprovechó a remodelar los vestuarios de fútbol, se mejoraron las canchas de tenis, en el verano se habilitó la pileta y se puso en marcha el club de niños, y se mantuvo la parquización de todo el predio más canchas de fútbol".

"Cada vez que se permitió, siempre nuestro mayor desvelo fue abrir el Club Loma Negra a las necesidades de jugadores y socios y dar la posibilidad de esa manera de bajar la presión motivada por el problema del Covid 19. Por lo tanto en las medidas de las posibilidades con las limitaciones y cuidados del caso arrancaban todas las disciplinas", agregó el presidente.

También, en cuanto a lo inmediato, el presidente del "celeste" indicó que "como regalo del cumpleaños al Club Loma Negra, teníamos en carpeta de comisión directiva para esta semana reforestar parques, pintura y mantenimiento de la portada, cambiar luminarias en cancha de básquet y tenis, y pintura en las gradas de la cancha principal de fútbol. Estos objetivos nos mantienen despiertos, con energía y sabemos lo que cuesta (dinero, tiempo, energía, organización, recursos humanos) y que no será sencillo, pero ni bien se habilite la apertura del club lo iremos concretando en la medida de las posibilidades".

Y justamente, en cuanto al aniversario, Mario Masson hizo un balance de lo que se hace en el club, pero también de lo que vendrá: "Nos llega con nuevas propuestas, nuevos proyectos, nuevos desafíos y más actividades. Nos encuentra con la ilusión de la apertura total, de ver la gente realizando actividad física y deportiva, disfrutando del parque, al aire libre. El club es la gente que lo disfruta".

Además, precisamente en cuanto a los 92 años, señaló que "este nuevo aniversario nos encuentra con el corazón bien Celeste, más Celeste que nunca, latiendo con toda la fuerza para impulsar esta energía positiva que necesitamos para seguir para adelante. Sabemos que todo cambió, que ya nada será como antes. Pero el Club estará ahí, esperando abrir totalmente".

Y, en el final, indicó que "la Comisión Directiva está organizada, nos mantenemos comunicados por redes sociales y cuando podemos en reuniones presenciales. A veces discutimos pero siempre con nuestro interés en el funcionamiento a pleno del Club. Esta nueva realidad nos fortaleció porque a pesar de todo nunca bajamos los brazos. Y estuvimos siempre mirando hacia el futuro pensando en la forma de adaptarnos y generar cambios para salir adelante.

"Como presidente del Club quiero agradecer siempre a quienes estuvieron en los momentos buenos y también en los malos. Soy y seré un eterno agradecido a los dirigentes que me acompañan en la comisión directiva, así como a los grupos de subcomisiones que tanto hacen por el Club en las disciplinas fútbol, básquetbol, tenis, bochas, pelota a paleta, taekwon do, patín artístico, spinning, funcional. Y todas aquellas personas que en forma silenciosa, solo por el amor al Club Loma Negra, nos ayudan desde lo económico o desde otras formas de colaboración", cerró Mario Masson en el marco de un día especial para la institución.

MÁS TÍTULOS

En plena crisis sanitaria por la pandemia de coronavirus
El trabajo de la Unión de Clubes
INSTITUCIONAL. En el primer año de su creación para superar los problemas económicos originados por la pandemia
INSTITUCIONAL. El Club Social y Deportivo Loma Negra celebra hoy su 92º aniversario