Edición Anterior: 4 de Agosto de 2021
Edición impresa // La Ciudad
Una de las técnicas es el Neochamanismo a través del cual se conecta con la naturaleza
Biodanza: Danzar la vida para generar energía sanadora a través de la música y el movimiento
Esta es una práctica que no tiene que ver con lo artístico, sino que es sanadora porque se liberan energías negativas y ayuda al autoconocimiento. A través de un trabajo colectivo se logra expresar emociones que se liberan a partir del movimiento. Marcelo Suárez es facilitador hace más de 20 años en Olavarría y fue uno de los fundadores de la Escuela de Biodanza en la ciudad.
Por Milagros Pianciola / Facso

La biodanza más allá de que es una expresión creativa y cultural, se vincula principalmente con despertar emociones a través de la música y el movimiento. Es un sistema que ayuda al autoconocimiento y a expresarse para poder liberar tensiones, emociones, malas energías. Los movimientos y la música que se propone en una sesión de biodanza está premeditada y planificada según las emociones que se pretendan liberar en cada ocasión. Marcelo Suárez explicó que "se estimulan emociones positivas para que puedas liberar las negativas, que son las que están en tu cuerpo y hacen daño".

Marcelo Suárez es facilitador de biodanza, es decir quien lleva adelante cada sesión de la técnica. Comenzó a practicar esta técnica de expresión y autoconocimiento hace más de 20 años. En el 2003, después de formarse, empezó a desarrollarse como facilitador de adultos. Además fundó la BioEscuela en Olavarría junto con Ivana Fernandez Treviño, quien actualmente es la directora.

Qué es la biodanza

La biodanza se compone de una serie de ejercicios los cuales están combinados entre sí. Se trata de un autoconocimiento y liberación de emociones a partir de un trabajo colectivo con un grupo de personas. "Tiene que ver con un reaprendizaje afectivo, es un sistema en el que se trabaja mucho la energía del amor, entendiendo que es una energía que todos y todas poseemos", expresó Marcelo Suárez. Este sistema estimula la confianza con uno mismo y con los demás para poder expresarse frente a otras personas.

La biodanza fue creada por el chileno Rolando Toro en la década de 1960, era antropólogo y psicólogo, además se desarrolló como docente, poeta y pintor. En la actualidad se practica en 54 países diferentes, es una técnica muy utilizada para el autoconocimiento. Rolando Toro comenzó a desarrollar la teoría de Biodanza, en ese momento era llamada Psicodanza. "Siempre estaba buscando sobre el tema de las danzas y la música, empezó a hacer un trabajo de campo y de estudio que fue comprobando que la música y el movimiento nos acompañan desde el nacimiento de la civilización, siempre estuvieron presentes como técnicas de sanación", explicó Marcelo Suárez.

Cualquier persona puede practicar la biodanza, de cualquier edad. Existen sesiones específicas para niños y niñas, adolescentes, jóvenes, adultos y adultos mayores, donde la técnica y el objetivo son los mismos, pero hay cuestiones particulares en cada grupo.

Su objetivo es estimular las emociones, la afectividad y el amor, ya que según los facilitadores esta es una energía sanadora y contagiosa. "Es como reeducarnos afectivamente, hay personas que por su forma de crianza o forma de vida pueden ser más o menos afectivas", explicó el facilitador de biodanza. Es un trabajo interior, emocional que busca sanar y mejorar la cotidianidad de cada persona que lo practica regularmente. Marcelo manifestó que "vivir bien implica desde lo emocional, desde lo mental y desde lo físico, entonces la biodanza apunta a esos tres niveles, y a buscar un equilibrio entre lo que pensamos, lo que sentimos y lo que hacemos".

En cada sesión de biodanza la música y los movimientos son indispensables. Se elige una lista de canciones específicas, de distintos estilos, y dependiendo en lo que se quiera trabajar. De esta manera, a través de la música, inducir a las emociones. "La música ya de por sí es un elemento sanador, más el movimiento, más el grupo, se produce una energía muy fuerte que tiene que ver con el reaprendizaje a relacionarme conmigo mismo, con los demás y con el entorno, con la naturaleza", comentó Marcelo Suárez.

Los movimientos son totalmente libres, cada persona se expresa como quiere a partir de lo que le genere la música, el contexto, las personas del grupo. Además el facilitador por lo general propone ejercicios para que los participantes presentes se expresen. "Muchos ejercicios tienen que ver con lo cotidiano, con el caminar, con el caminar de la mano, con rondas, pero al practicarlo con una consigna y una música determinada, con un grupo la energía es contagiosa", expresó Marcelo.

Esta práctica no apunta al cambio repentino, sino que es un trabajo progresivo que se da clase por clase. Después de un trabajo continuo a través de la biodanza se empiezan a notar los cambios. "Muchas veces tu entorno se da cuenta de tus cambios, porque te tomas la vida de otra manera", expresó Marcelo Suárez. Después de practicar los ejercicios en una sesión de biodanza, esa energía y comportamiento se trasladan a la vida cotidiana. "No es que las personas no quieran vivir bien, sino es que nosotros somos programados y tiene que ver con nuestra forma de vida, con nuestra historia familiar", opinó el fundador de la escuela de biodanza en Olavarría.

Neochamanismo

La biodanza es una práctica que apunta a distintos aspectos para el autoconocimiento, es por eso que está compuesta por distintas especialidades. Existen distintas técnicas para trabajar con distintos grupos etarios, con la naturaleza, con los miedos, entre otros. Una de las especialidades es el Neochamanismo, se vincula con nuestra cultura y los pueblos nativos.

En el Neochamanismo se toman todos los rituales, danza, música y sabiduría de los Chamanes. Los poderes de curación y rituales de los Chamanes se vinculan directamente con la naturaleza. Es por esto que el Neochamanismo conserva la esencia de estas ceremonias de liberación y curación.

Los encuentros para realizar esta especialidad por lo general se llevan adelante al aire libre, ya que la idea es conectar con la naturaleza. "El neochamanismo tiene que ver con recordar que somos naturaleza, en este ser natural que somos y conectarnos en profundidad con la Pachamama", explicó Marcelo Suáez.

Esta especialidad dentro del sistema de biodanza también se lleva adelante de manera colectiva. "El grupo es generalmente de personas que uno no conoce y eso es muy bueno, porque a veces con los que tenemos confianza son con los que podemos expresar pero muchas veces tenemos miedo de decir algo porque podes herir a la otra persona", expresó el facilitador de biodanza. Uno de los objetivos principales de esta técnica es poder expresarse con total libertad para poder obtener resultados.

MÁS TÍTULOS

Importante impacto local del programa nacional de asistencia a quienes sufren violencia de género
"No hay mejor política social que el trabajo" dijo la ministra bonaerense
El secretario de Salud habló sobre la necesidad de tener una segunda dosis y de seguir cuidándose
El programa saldrá todos miércoles por Canal Local
La mirada del presidente del Centro de Industriales Panaderos de Olavarría
Una de las técnicas es el Neochamanismo a través del cual se conecta con la naturaleza
Lo que más se estila en Olavarría son las ventas en 12 o 18 pagos para montos grandes y 3 o 6 para artículos más chicos
Las tareas se concretaron entre el kilómetro 300 de esa carretera y la localidad de Bolívar
PADEL. Hubo duelos por los torneos de ACOP y APO
Entre Estudiantes y Ferro Carril Sud, en el Maxigimnasio del Parque Carlos Guerrero
Resolución que involucra a Racing y Pueblo Nuevo
FUTBOL. Un resumen de los jugadores locales que se desempeñan en el profesionalismo
TOKIO 2020. Agustín Vernice, horas después de la final olímpica, evaluó su rendimiento en la definición de K1 1000 de canotaje