Un artista del descarte

Desde chico tuvo una relación muy especial con el arte. Primero dibujando, luego con el tatuaje. A la parte desarrolló como empleado metalúrgico. La pandemia junto ambas cosas y Marcelo Conte se puso a trabajar en aquellas cosas que su mente imaginaba. Pueden ser seres mitológicos, de ficción, autos, motos o religiosos. Todos hechos con materiales reciclados porque cada objeto, luego de cumplir su función, puede formar parte de sus obras.

Ultimas Noticias
Otras Noticias