Con importantes funcionarios presentes, Loma Negra celebró la inauguración de L’Amalí II

Tras una larga espera, la planta cuenta con su segunda línea Más de un centenar de invitados disfrutaron de un gran banquete. El gobernador Axel Kicillof estuvo en Olavarría para celebrar un hito histórico para la empresa y la ciudad. Alberto Fernández brindó un discurso a través de videoconferencia. La obra permite aumentar más del 40% la capacidad del cemento en el país.

Con importantes funcionarios presentes Loma Negra celebroacute la inauguracioacuten de LrsquoAmaliacute II

Con importantes funcionarios presentes, Loma Negra celebró la inauguración de L’Amalí II

Marco Becker

@MarcoBecker

Dicen que todo lo bueno se hace esperar. Y cuánto tiempo tuvieron que esperar Loma Negra y Olavarría para que finalmente se inaugure la segunda línea de la planta L’Amalí, un hito histórico para la empresa y la ciudad que continúan fortaleciéndose en la producción de cemento.

Como ya era sabido, la obra anunciada en 2017 significó una inversión de más de 350 millones de dólares y permite duplicar la producción de la línea y aumentar más del 40% la capacidad del cemento en el país.

Para celebrar semejante acontecimiento, cientos de invitados se hicieron presentes ayer en la carpa ensamblada en el predio de la fábrica, quienes fueron agasajados con un banquete de primer nivel y regalos. A su vez, fueron testigos de la presentación de la cantante local Camila Pereyra.

Durante los últimos años Olavarría ha sido objeto de visita de las principales figuras políticas del país, y esta no fue la excepción. La jornada contó con la presencia del gobernador de la Provincia de Buenos Aires Axel Kicillof, el ministro de Desarrollo Humano y Hacienda de la Nación Jorge Ferraresi y, a través de videoconferencia, el presidente Alberto Fernández.

Por parte de la empresa, estuvo el CEO Sergio Faifman, quien encabezó la ceremonia y recibió a los funcionarios, y las accionistas mayoritarias del grupo Camargo Correa: Renata de Camargo Nascimento y Rossana Camargo de Arruda Botelho, a quienes previamente el intendente Ezequiel Galli les entregó dos hebillas especialmente confeccionadas por el orfebre olavarriense Jano Chasman.

También estuvieron presentes diferentes funcionarios provinciales y municipales, accionistas, representantes de la empresa constructora Sinoma y clientes de la cementera.

Previo al acto, Faifman declaró que "las expectativas son muy buenas y los valores de la fábrica son espectaculares en cuanto a lo que tiene que ver con producción, con consumo de energía y emisiones". Al mismo tiempo, informó que se incorporaron 160 empleados de forma directa.

En cuanto a la decisión de poner en funcionamiento la fábrica, señaló que "fue muy complejo pero nosotros, con la visión que teníamos de Argentina, mantuvimos la inversión a pesar de todas las dificultades que generó la pandemia".

Es que la pandemia fue uno de los grandes obstáculos que sufrió la empresa durante la obra, ya que en marzo del 2020 debió ser paralizada por la cuarentena, sumado a los problemas económicos y a la incertidumbre que esta generó. Asimismo, tuvo otros inconvenientes como un incendio en 2019, la caída de una grúa en enero de este año y varios paros de los trabajadores.

El acto

El acto principal comenzó a las 13.30 tras el arribo de Axel Kicillof y tuvo como protagonistas al propio Gobernador, Faifman, Ferraresi y Galli, quienes brindaron un discurso ante la mirada de la multitud presente.

En primer lugar, Faifman destacó que se trata de "otro paso muy importante en nuestra historia" e indicó que "Loma Negra tiene un rol en el desarrollo económico y social de nuestro país muy fuerte, porque generamos trabajo genuino y de calidad, contribuimos con productos de máxima calidad a nuestras industrias para que desarrollen soluciones para la construcción, y contribuimos al desarrollo de las comunidades donde actuamos".

"El mundo está cambiando, y Loma Negra está cambiando al ritmo que cambia el país. Cada paso que damos en producción lo hacemos pensando en los más altos estándares de sostenibilidad, de seguridad y del cuidado del medio ambiente. Estamos transformando a la compañía con un importante cambio cultural para ser una empresa más ágil, más eficiente, con inclusión y diversidad, porque nuestro propósito es cambiar la vida de las personas impulsando un crecimiento sostenible".

"Con esta obra, mantenemos nuestro liderazgo en Argentina y somos referentes de la industria del cemento en Latinoámerica. Eso nos da mucho orgullo", aseguró.

Luego, el Intendente tomó la palabra celebró la creación de la nueva línea ya que "creará nuevos puestos de trabajo, que incluirá aún más a la mujer y que convertirá a la empresa en la planta de cemento más grande de Latinoamérica", y agregó que "estamos orgullosos porque decir Loma Negra es decir Olavarría".

"Tener la planta más grande de cemento de Sudamérica nos llena de orgullo. Es un día muy importante para la ciudad. Hace 20 años se inauguraba la primera línea de L’Amalí y hoy tengo el honor de inaugurar la segunda línea como intendente", había expresado Galli minutos antes del acto.

Asimismo, pese a que valoró que "el impacto económico es importante" también hizo hincapié en el impacto ambiental: "es una planta que reduce la huella de carbono, y siempre hay que ir modernizando este tipo de empresas porque la tecnología avanza y las empresas empiezan a quedar atrasadas en el tiempo".

Por su parte, Jorge Ferraresi dijo que "para crear un país con futuro necesitamos con la inversión de gente de otros países como nuestros hermanos brasileños", además de "la vocación de Loma Negra de siempre pensar en la inversión en la Argentina, para empezar a construir de una vez por todas un país que nos dé oportunidades".

El último en dirigirse a los presentes fue Axel Kicillof, quien expresó que "hoy estamos en Olavarría para festejar", debido a que no solo es una inversión que impresiona, sino que convierte a la provincia de Buenos Aires, a Olavarría, a Loma Negra y a esta planta en la más importante de Sudamérica".

A su vez, agradeció "muchísimo a los dueños de la compañía que no solo invirtieron, sino que lo hicieron en un momento complicado y lo continuaron en un momento complicado". También agradeció a los trabajadores de la obra "que son los que le pusieron el sudor y la impronta".

"Acá tenemos al sector privado invirtiendo, al sector público acompañando, a los privados, a las familias y a las empresas construyendo. Quiero agradecerle a Loma Negra y a Olavarría por el trabajo que hacen para que esto sea posible", cerró.

La voz del Presidente

Sobre el cierre de la jornada, el presidente Alberto Fernández habló ante los invitados a través de una videoconferencia, donde lamentó no poder estar presente por motivos de agenda.

Fernández, catalogó la obra como "un avance muy importante de una empresa muy prestigiosa y muy querida en la argentina. Esta segunda línea lo que nos da es mucha esperanza, mucha expectativa", aseguró.

Además, se dirigió directamente a los directivos de la empresa y les recordó el importante rol que ocupan: "necesitamos que la producción de cemento no deje de crecer porque viene un tiempo donde la obra pública y la construcción de viviendas van a ser objetivos centrales del gobierno, por lo tanto necesitamos mucho de que ustedes trabajen al máximo y de que garanticen los suministros de insumos para la construcción".

Por último, dijo que Loma Negra es una empresa "muy importante en Argentina, que se ha desarrollado durante tantos años y que sigue apostando al crecimiento y a la producción en argentina", por lo que "van a encontrar de parte del gobierno todo el compromiso para ayudarlos a que lo logren. Aquel que invierte y crea fuentes de trabajo, ese es socio del gobierno argentino".

Ultimas Noticias
Otras Noticias