01.04.2019 AMORES PERROS //San Luis

Bajarán los impuestos a quienes adopten animales de refugios

El Concejo Deliberante de la ciudad de San Luis aprobó una ordenanza sobre el cuidado integral de animales, que incluye la eximición de tasas y servicios para las personas que adopten mascotas de refugios, reglamenta el trabajo de las asociaciones de protección y el régimen de adopciones, y fomenta la creación de un hospital veterinario municipal.

Tras un año de debate y con la participación de las asociaciones protectoras de animales que actúan en la provincia de San Luis, los concejales puntanos votaron por unanimidad el jueves 28, un proyecto que regula el cuidado, adopción y refugios para animales.

El "Régimen animal", como fue propuesto desde la comisión de Salud Pública e Higiene, promueve el "cuidado integral y generalizado de la población animal", estipula el control de natalidad, tránsito y sanciones para las personas que no cumplan con esta ordenanza.

La norma otorga el beneficio de eximir durante seis meses el pago de tasas y servicios municipales para todo el que adopte un animal, que esté registrado en el refugio municipal.

Esta iniciativa surge como una de las medidas que pueden adoptar los municipios para controlar la fauna urbana e incentivar a los vecinos a adoptar animales que necesitan un hogar.

La norma comunal contempla además la existencia de los "cuidadores animales", que son los encargados de la alimentación y quienes deberán mantenerlos en su propiedad, así como también el registro de animales que debe hacerse por medio de la página web municipal, de manera gratuita.

El hospital veterinario será público y gratuito, con sedes en diferentes barrios de la ciudad y contará con especialidades de esterilización, vacunación y desparasitación.

Además, se estableció que el único método "autorizado para el control poblacional es la castración". De esta manera también fue declarado "Municipio no eutanásico" como el nuestro recientemente.

La problemática que en los últimos días dominó la agenda local, también se replica en todo el país y reflota la necesidad de volver a discutir la Ley Sarmiento -de protección de los derechos de los animales-, sus alcances y sus aplicaciones. En otras ciudades del país se ha fortalecido el impacto de las multas para con quienes se compruebe que han sido los efectos de maltrato o abandono para con animales.