131490

03.06 | Policiales Pornografía infantil: el Garrahan emitió un comunicado

"Nos encontramos profundamente dolidos, conmocionados pero muy unidos"

Tras la detención del médico pediatra Ricardo Alberto Russo, acusado de tener, producir, y distribuir pornografía infantil, las autoridades del Hospital Garrahan emitieron un comunicado en el que expresaron su repudio ante los hechos, pidieron celeridad para que se esclarezca lo sucedido y aseguraron que "nunca fueron notificados" de la investigación. 

"Queremos expresar nuevamente el absoluto repudio ante cualquier hecho que vulnere el derecho de los niños, niñas y adolescentes. Queremos comunicar a la comunidad, que se encuentra profundamente conmovida al igual que todos nosotros, la información que hoy tenemos", consignó Carlos Kambourian, presidente del Consejo Administrativo del Hospital Garrahan.

En su escrito, Kambourian reiteró que el nosocomio tomó conocimiento de la existencia de la causa recién en el momento en el que se produjo la detención del doctor en el estacionamiento del lugar, ocurrido el miércoles 29 de mayo. "Es fundamental que quede claro que el hospital nunca fue notificado anteriormente y tampoco las autoridades conocían que se llevaba adelante una investigación", expresó.

"Los miembros del servicio de inmunologia y reumatologia, los pacientes y sus familias están recibiendo el apoyo de todo el hospital y acompañamiento de nuestros profesionales especializados para contenerlos y ayudarlos a continuar trabajando", destacó el profesional, comunicado leído en la puerta del nosocomio.

Asimismo, destacó la colaboración por parte de la institución con los investigadores del caso: "Desde el primer momento, y como también destacó la fiscalía interviniente, las autoridades del hospital se pusieron a entera disposición de la justicia para colaborar en todo lo que fuera necesario. El hospital dispuso todos los mecanismos de seguridad para salvaguardar las áreas sensibles que puedan ser requeridas de investigar por la justicia desde el día de la detención".

En cuanto al avance del caso, detalló que en la reunión que las autoridades del Garrahan mantuvieron con los representantes de la Fiscalía se informó que "si bien existen fotografías tomadas dentro de las instalaciones del hospital en noviembre del año 2015 aún se encuentran investigando si las mismas son de uso médico o no".

"Nos encontramos profundamente dolidos, conmocionados pero muy unidos y con el compromiso intacto por atender las necesidades de las familias y los pacientes que todos los días confían en los profesionales de nuestro hospital, son cientos los pediatras que honran la profesión y se levantan a diario para dejar lo mejor de sí y en el anonimato", indicó. (DIB