138959

12.12.2019 | Política Ezequiel Galli

Galli agradeció, puso el acento en la paz e invitó a construir

El intendente reelecto en un breve acto protocolar, juró por la memoria de su padre, su familia y los olavarrienses en un Salón Rivadavia repleto. El momento emotivo fue la entrega del bastón por parte de sus hijos.

Desde el Salón Rivadavia repleto, con más de 500 personas se esperó por el inicio de la ceremonia donde Ezequiel Galli volvió a jurar y afrontar el compromiso de volver a ser intendente la ciudad por otros 4 años tras imponerse en las urnas el pasado 27 de Octubre.

20.07 Desde temprano esperaba el bastón hecho por el orfebre Jano Chasman para el intendente.


20.21.El presidente del HCD, Dr. Bruno Cenizo invita y agradece a los presentes a tomar asiento y acomodarse y da por iniciada la ceremonia al mismo tiempo que invita a Ernesto Cladera a izar la bandera.

Los aplausos se encendieron por primera vez en el Salón Rivadavia cuando Cladera izó la bandera.

De manera inmediata convocó a la Comisión de Recibida como dijo, integrada por los presidentes de todos los bloques del HCD y pidió un cuarto intermedio para buscar al intendente.

Ya con Ezequiel Galli en el Salón Rivadavia y tras saludar a los integrantes de su gabinete sentados delante del cuerpo, se entonaron las estrofas del Himno Nacional Argentino en un clima de alegría y emoción, miradas cómplices y fuertes abrazos.

20.29 A continuación Cenizo le tomó juramento al Intendente Ezequil Galli que lo hizo por Dios y la Patria, y al momento de responder agregó "Por la memoria de mi viejo, por mi familia y por los olavarrienses, sí juro".

A continuación tomó juramento a los integrantes de su gabinete, muchos de ellos que renovaron su compromiso en los mismos cargos.

20.34 Llegó el momento emotivo en el que el locutor del evento, Luis Occhi invitó a los hijos del Jefe Comunal a acercarse al frente y hacer entrega del bastón. Fue el propio orfebre Jano Chasman quien se lo entregó a Bautista -el mayor de sus hijos- para que se lo dé al intendente reelecto de la ciudad. Helena, Santino y Bautista abrazaron y besaron a su padre y los aplausos acompañaron el momento. Florencia, su esposa siguió de cerca la escena.

De manera correlativa comenzó a dar su discurso. Fue concreto, colmado de agradecimientos y con especial hincapié en "la paz". Agradeció la competencia con sus opositores en las pasadas elecciones con la prioridad puesta en los vecinos olavarrienses. Resaltó también el gesto que tuvieron en Luján el presidente saliente y el entrante, "no sólo compartieron un acto y un vaso de agua. Compartieron el deseo de que todos los argentinos podamos vivir en paz, con educación y con proyectos".

Al final invitó a todos a seguir trabajando por una Olavarría próspera. En menos de una hora y con un aplauso furioso entre cánticos y hurras, culminó el segundo acto de asunción del intendente Ezequiel Galli.

Extracto del discurso de Galli en el cierre "El camino para lograrlo está en nuestras manos. El camino es el diálogo, la unión, la participación en paz. Si a éstos sumamos el trabajo y el esfuerzo, sólo tendremos un resultado: Hacer una ciudad para que nuestros hijos y nietos elijan vivirla y disfrutarla. ¡Muchas gracias y a seguir trabajando!"

La cobertura completa en las páginas del diario El Popular de este viernes.