01.07.2020 

Coopelectric: de una prestación a la multiplicidad de servicios

De un grupo de personas que se animó a crear una prestadora del servicio eléctrico, se pasó a la conformación de una cooperativa que se animó, a partir de 1990, a incursionar en otras prestaciones.  

La cooperativa es hoy una empresa con una trayectoria de algo más de noventa años pero que en menos de un siglo logró ir cambiando su perfil hasta transformarse en lo que es hoy, una empresa de multiservicios.

El presidente del consejo de administración cuenta que en 1928 "se empieza a prestar el servicio, y, aunque había una empresa extranjera que lo brindaba, se comienza a generar la energía a nivel local. Con gran colaboración del municipio y un grupo de vecinos se conforma así la cooperativa".

Añadió que tras la crisis del '30, (la gran depresión) se originó la cooperativa "con una estructura muy chica pero se constituye como empresa social acompañando el crecimiento de la ciudad. Con poca gente todavía, los motores al lado del arroyo para refrigerarlos, se presta el servicio también a muy poca gente".

Aquella sociedad conformada por un grupo de olavarrienses "se fue desarrollando y adecuando al crecimiento de la ciudad, y hasta los noventa continuó con esas características. La electricidad venía por sistema nacional y los motores fueron perdiendo el sentido. De esa manera, la cooperativa pasó a ser distribuidora en esa división del trabajo nacional que se iba conformando.

La década del noventa fueron años de constantes cambios en lo que la cooperativa incorporó los servicios de velatorio e inhumación, luego obras sanitarias y finalmente telefonía e internet.

"Hubo un crecimiento muy grande como distribuidora porque además en el país la generación de energía había comenzado a crecer a través de las represas, la energía nuclear" que comenzaron a abastecer a una nación que se preparaba para incorporarse a la revolución tecnológica que se estaba produciendo en el capitalismo mundial.

De esa manera, al adquirir otros generadores, "hubo un crecimiento muy importante como distribuidora". Es más, Coopelectric pasó a cumplir ese rol.

Aramburu agregó que tras incorporarse la venta de gas a granel, en 1997 se suma "el servicio de Internet y en ese mismo año la cooperativa gana la licitación de obras sanitarias y queda como prestadora de un servicio" que venía mal pero que mejoró notablemente al pasar a la administración de Coopelectric.

Por entonces, Coopelectric comienza con el aula satelital que se transforma luego en el centro de estudios universitarios. Finalmente, y completando esa multiplicidad de prestaciones, "Coopelectric comienza a incursionar en 2003, en la telefonía a través de Infracom".

El presidente Aramburu sostuvo además que la cooperativa "pudo adaptarse a las necesidades de la producción local y a las demandas que se iban generando con un desarrollo que permitió la radicación de industrias en la ciudad y además el abastecimiento de energía eléctrica a comercios. Es importante ver la inversión que se hizo en subestaciones para cumplir con esta nueva demanda y la potencia que se necesitaba. Para completar esa expansión a otros servicios, la cooperativa adquiere la firma Blando SA, que hoy se denomina Pinos de Paz SA, completando el servicio que ya se venía dando".

En 1995 se iluminan varias avenidas y accesos a la ciudad. dos años más tarde se renueva el contrato de concesión por 25 años. En 1998 se adquieren las líneas de media y baja tensión y Coopelectric se adjudicó la obra para la construcción de la nueva Planta de Tratamientos de Líquidos Cloacales y optimización de la existente. Y en 2003, después de la crisis, la Cooperativa apuesta a reducir el costo de la telefonía y de internet con la apertura de Infracom Olavarría SA como operadora del servicio telefónico. Fue con el fin de otorgar una nueva prestación a los habitantes de Olavarría, especialmente a aquellas familias que no contaban con la posibilidad de acceder al sistema de telefonía.

En 2007 se sumó una nueva prestación a los servicios sociales: se inauguró el horno crematorio que se convirtió en una alternativa, no sólo para los olavarrienses sino también para las ciudades de la región. Tres años más tarde la Municipalidad le otorgó a Coopelectric la obrade instalación, puesta en marcha y mantenimiento de un moderno Sistema de Monitoreo de Seguridad Ciudadano, con más de 50 cámaras ubicadas en distintos puntos de la ciudad.

En 2010 se realizó el lanzamiento de la telefonía celular "Nuestro" mediante un convenio con la Federación de Cooperativas del Servicio Telefónico de la Zona Sur Ltda. (Fecotel). Este servicio se presta en más de 30 localidades.
finalmente, en 2012, se inician las obras de una nueva Estación de Subtransmisión (33/13,2 kV) de 2 x 15 MVA, en Rufino Fal entre Moreno y Rivadavia.

La situación, entonces, es muy complicada y además de la pandemia, hay dificultades para acceder a los créditos, altas tasas de interés y también la cobranza se ha complicado por la situación económica. El VAD va a seguir sin actualización, no habrá un aumento tarifario y seguramente tendrá que haber algún mecanismo estatal, por ejemplo subsidios, para equilibrar estas ecuaciones. Se podría dejar de invertir en el sistema y van a empezar los cortes porque va a ir bajando el mantenimiento".

La energía eléctrica cuenta hoy con unos 180 trabajadores agremiados, 40 más en obras sanitarias y existen además once consejeros de los cuales uno es el municipal y una asamblea de 88 delegados titulares y 29 suplentes.

Historia

El 21 de septiembre de 1928, la ciudad conoció el "manifiesto" dirigido a la población, que circuló por los diarios locales y en volantes que fueron repartidos casa por casa. Allí se invitaba a los vecinos a participar de una reunión que se realizaría con el objetivo de sentar las bases de esa iniciativa popular. La primera reunión pública tuvo lugar el 23 de septiembre y finalmente se convocó a otra para el 30 de septiembre, en la que se funda la Cooperativa Municipal de Electricidad de Olavarría.

Ese grupo fundador estuvo integrado por Rodolfo F. Aramburu, Victoriano Arroyo, Francisco Baltz, Juan B. Costa Rubert, Juan A. Errecart, Jesús B. Gómez, Martín Gregorini, Sergio Herbón, Guillermo Hoffmann, Lucas Lázaro, Francisco Louge, Antonio Mazzuchi, Aristóbulo Moya, Antonio Pelegrino, Guillermo Pelliccioni Triaca, Cipriano Pérez, Claudio Presa, Dionisio Rigada, Pedro Ruiz, Federico Sacher, Guillermo Striebeck, José M. Ventre, Carlos U. Videla Rivero, Juan P. Winggler.

Luego de analizar y consensuar el caso en la Municipalidad, el 29 de octubre se sancionó la Ordenanza Municipal que apoyaba "decididamente" la conformación de la cooperativa de Luz Eléctrica de Olavarría".

Luego aclaraba que las acciones "no serán de un valor mayor de cincuenta pesos y podrán cubrirse en cuotas mensuales de dos pesos".

El 4 de noviembre se realizó una asamblea en la que se otorgaron atribuciones a la comisión organizadora para elaborar los estatutos, que una vez creados fueron entregados a todos los vecinos adherentes a la Cooperativa.

Para 1929 la Cooperativa Municipal de Electricidad puso en marcha la suscripción de acciones y, simultáneamente, el directorio realizó una evaluación de mercado para conocer el número probable de consumidores que la Cooperativa sumaría cuando tuviera su propia usina. En 1930 cae el Gobierno radical de Yrigoyen en el primer Golpe Militar, y con el todos los gobernadores e intendentes. Con 821 accionistas, y sin gobierno Municipal, se avanza igual, aunque lentamente en el diseño de la Cooperativa.